5 consejos para aprender a soñar

Aprender a soñar no es solo un acto de niños. También es un hábito que te ayudará a lograr tus objetivos, descubrir la mejor versión de ti mismo y darle una nueva dirección a tu vida. ¡Todos podemos hacerlo!

¿Sientes que no tienes motivación para levantarte cada día y que te falta ese algo que te haga sonreír? La importancia de aprender a soñar radica en que persigas una mejor calidad de vida, y que sientas que tienes objetivos qué alcanzar, trabajando por ellos dando lo mejor de ti mismo constantemente.

Muchos dicen que son acciones innecesarias, pero de no hacerlo tu felicidad y plenitud podrían verse afectadas de manera negativa. Debes comenzar a sentir, vivir e imaginar una realidad en tu mente para que puedas ir por ello en un determinado lapso de tiempo. Fíjate en algunos consejos que te ayudarán a ser un excelente soñador.

5 consejos para aprender a soñar

Ser soñador es uno de los hábitos primordiales para decirle adiós al aburrimiento e ingratitud, y comenzar a tener una vida llena de optimismo, motivación y alegría. ¡Comienza a vivir mejor con los siguientes consejos para aprender a soñar que debes aplicar desde ahora! Verás como tu vida dará un giro de 180°

Visualiza

Aprender a soñar depende cada quien.
Un ejercicio de introspección siempre es importante.

Según los profesionales del centro El Prado Psicólogos, la visualización consiste en una técnica psicológica donde se busca recrear de forma imaginaria, una situación que conlleva cargas emocionales. En el caso de los sueños, debes comenzar por crear en tu mente esos escenarios que quieres lograr, como si estos fueran realidad.

La idea es que puedas sumergirte en la visualización de tal manera que alcances a percibir con muchos detalles todo aquello que forma parte de tu sueño. Se dice que esta es, incluso, una manera de atraer hacia tu vida eso que tanto deseas.

Jerarquiza

Sí, incluso los sueños deben ordenarse por la importancia que tienen para ti. Puede que no siempre sea la misma, sino que dependiendo de la época o situación en que te encuentres varíe la jerarquización de los mismos.

El libro 7 hábitos de la gente altamente efectiva indica que todo debe partir de establecer un objetivo en la mente.

En este sentido, debes seleccionar como punto de partida, aquel sueño que te provoca más emociones y que, en este momento de tu vida, tiene más relevancia para ti. Conforme a eso, plantéate un desafío o una ruta de actividades con las cuales sabes que vas a estar cerca de lograrlo.

Crea objetivos

Una vez que sepas cuáles son esos sueños más importantes para ti, otro consejo que te ayudará a aprender a soñar más y mejor es crear objetivos.

Esto incluye una especie de plan de acción en el que tengas claro lo que tienes que hacer para hacer realidad eso que tanto deseas. Así sea con pequeños pasos, verás como pronto lo puedes lograr.

Sé realista

Aunque no lo creas, el realismo es una parte esencial para poder ser grandes soñadores. A lo largo de la historia hemos visto cientos de películas y leído muchas historias en las que nos aseguran que podemos lograr lo que sea que nos propongamos.

Pero, la verdad es que hay ciertos sueños que se escapan de nuestra realidad personal.

Sin embargo, no se trata de dejar de soñar, sino de saber diferenciar entre poder hacerlo e identificar que eso que sueñas sea algo tangible o que sí puedes alcanzar. De esta manera no terminarás desilusionado en ti mismo.

No te cohíbas

Algunas personas se cohíben de soñar por el que dirán o por creer que no pueden lograr lo que se propongan. Pero un hábito que te ayudará a aprender a soñar es, en concreto, no cohibirte. Permítete ser creativo, liberar tus pensamientos e ir más allá con tus deseos.

Razones para soñar

¿Ser soñadores nos trae beneficios? ¡Sí! Por si no lo sabías, las personas que desarrollan esta capacidad son más felices, plenas, motivadas y consiguen vías prácticas para el logro de sus objetivos.

Recuerda que todo lo que conocemos hoy en día ha sido soñado antes. Esta es la principal razón que te motivará a también ser soñador.

Nuevos límites

Como lo mencionamos antes, cuando eres capaz de soñar también desarrollas la motivación que te llevará a conseguir nuevos logros. Algunas personas les ponen límites a sus propias metas (sin saberlo), tomando en cuenta la percepción de la realidad que tienen.

Entonces, es recomendable permitirte soñar para así creer que eres capaz de lo inimaginable. No te pongas límites porque si tú no crees en ti… ¿Quién más lo hará?

Mejor calidad de vida

Solo si sueñas con una mejor vida podrás tenerla. Aprender a soñar incide en que busques generar mejores condiciones tanto para ti como para tu familia.

Desde ahora, aunque sigas una rutina diaria o hagas alguna actividad que te parezca aburrida; trata de comenzar a soñar nuevos escenarios y verás como de inmediato cambiará tu semblante.

Ten en cuenta que no todos los personajes exitosos que conocemos hoy por hoy nacieron con esa facultad. De hecho, la mayoría de las cosas que tenemos en casa o en el trabajo, y que forman parte de la vida, nacen de un sueño. Así de grandes pueden llegar a convertirse tus aspiraciones y tu vida en general. ¡Todo depende de ti!

Incrementa la memoria

Aprender a soñar ayuda a la memoria.
¡Todo esto puede ayudar a la memoria!

Soñar despierto causa que haya una mayor actividad neuronal y al mismo tiempo optimiza las conexiones cerebrales. Quienes se atreven a hacerlo, han demostrado tener mejor capacidad para recordar información que previamente han obtenido de diversas fuentes.

Darte una nueva dirección

Aquellas personas que no sueñan o que piensan que este es un hábito inútil, por lo general viven la vida sin tener ningún tipo de norte. No esperes a dónde te lleva la vida, deja que los sueños te permitan darle una nueva dirección y propósito a todo lo que emprendas. Al despertarte pregúntate… ¿Qué sueño para hoy? Y ve por ello.

Todos debemos tener un motivo para despertar al día siguiente. Convierte esos motivos en sueños y cambiará desde tu ánimo, hasta la forma en que comienzas a ver los pequeños detalles que te rodean. Además de motivador, aprender a soñar también es un hábito saludable.

Descubres tu mejor versión

Por último pero no menos importante, al transformar tu vida de esta manera también estarás descubriendo la mejor versión de ti. Claro, porque ahora has aumentado la auto credibilidad, eres más positivo, alegre, vives con metas establecidas y rutas para lograrlas cuanto antes. En general, eres una persona con propósito y motivación.

Las personas que sueñan tienen mayores probabilidades de tener éxito en sus relaciones interpersonales, lo que favorece a la inteligencia emocional, según las palabras de la neurocientífica e investigadora Mary Helen Immordino-Yang. Además, pueden desarrollar fácil empatía con su entorno.

Soñar como ejercicio de planificación

¿Eres de los que les gusta planificar su futuro? Entonces aprender a soñar será un éxito para lograrlo con mayor facilidad. Cuando sueñas, harás todo lo posible para lograr cumplir esos escenarios en el menor tiempo posible. Pero al mismo tiempo, elaboras una ruta o plan de acción que se basa en una organización de actividades.

Te recomendamos comenzar por tener una libreta en donde anotes todos tus deseos, y cada vez que puedas los repases en tu mente como si estos ya se hubiesen hecho realidad. No es tan difícil y una de las ventajas es que todos tenemos la capacidad de hacerlo… ¡Solo necesitamos dejarnos llevar!

Evita que tus sueños sean muy abstractos y básate en el principio del realismo para poder establecer objetivos que sean alcanzables según tu situación personal. Dale rienda suelta a tus pensamientos y deja que fluya en ti ese niño soñador que todos llevamos dentro.

  • Visualización Guiada [Internet]. El Prado Psicólogos. 2020 [citado 14 abril 2021]. Disponible en: https://www.elpradopsicologos.es/terapia/visualizacion/#:~:text=La%20visualizaci%C3%B3n%20guiada%20es%20una,normalmente%20contiene%20cierta%20carga%20emocional.
  • Razones para soñar [Internet]. Desarrollo Personal por Juan Celis Maya. 2020 [citado 14 abril 2021]. Disponible en: https://www.sebascelis.com/razones-para-sonar/