6 aceites para potenciar el crecimiento saludable del cabello

Para conseguir los mejores resultados en nuestro cabello es fundamental que busquemos aceites de la mejor calidad y, en la medida de lo posible, que optemos por los orgánicos
6 aceites para potenciar el crecimiento saludable del cabello
Maria del Carmen Hernandez

Revisado y aprobado por la dermatóloga Maria del Carmen Hernandez.

Escrito por Equipo Editorial

Última actualización: 25 noviembre, 2022

Los aceites naturales contribuyen con el crecimiento saludable del cabello. De hecho, tener una larga y abundante cabellera es el sueño de muchas. Sin embargo, el problema se presenta cuando el cabello no crece lo suficiente o se vuelve fino, frágil y sin brillo.

Causas del crecimiento poco saludable del cabello

Existen muchos factores que pueden deteriorar tu cabello. Entre los más comunes podemos encontrar los siguientes:

  • La mala alimentación.
  • El estrés.
  • La mala irrigación sanguínea.
  • La falta de oxigenación.
  • La obstrucción de los poros y capilares del cabello.

Si has mermado tu economía en costosos tratamientos comerciales y no has visto resultados, existe una manera natural de mejorar la calidad del cabello con el uso de aceites naturales.

6 aceites que favorecen una abundante cabellera

Algunos aceites naturales tienen propiedades que pueden hacer maravillas por tu melena. Por esto, a continuación te detallamos 6 aceites que pueden contribuir al crecimiento saludable de tu cabello.

1. Aceite de coco

Aceite de coco

Uno de los aceites más usados para el cabello es el aceite de coco. Sus propiedades son conocidas desde la antigüedad, cuando se usaba para limpiar, proteger y nutrir el pelo.

De hecho, su composición química nutre la membrana celular capilar. Esto permite que el aceite de coco ayude a evitar la pérdida de proteínas y reponga los aceites naturales que se pierden en la exposición diaria a las toxinas y en los lavados frecuentes.

2. Aceite de oliva

Beneficios del aceite de oliva

El aceite de oliva es otro de los tesoros que trae muchos beneficios cuando se utiliza en el cabello, según afirma este estudio realizado por la Universidad Federal Fluminense (Brasil).

Igualmente, al ser un aceite cargado de antioxidantes, promueve el crecimiento normal del cabello, libera a la piel de los radicales libres y aporta nutrientes a los folículos pilosos y al cuero cabelludo.

3. Aceite de ricino

aceite de ricino

El aceite de ricino suele utilizarse como un laxante natural (aunque siempre bajo supervisión médica). No obstante, también es muy eficaz para tratar la pérdida del cabello.

  • Este aceite es rico en ácido ricinoleico y ácidos grasos omega 9.
  • El ácido ricinoleico estimula el crecimiento del cabello y tiene propiedades antifungicidas y antibacterianas lo que protege al cuero cabelludo de infecciones.
  • Por su parte, los ácidos grasos omega 9, gracias a su gran capacidad de humectación, hidratan y nutren el cabello dejándolo grueso, fuerte y brillante.

4. Aceite de lavanda

Aceite de lavanda

El aceite de la lavanda es muy conocido por su aroma, el cual sirve para tratar el estrés, la angustia y el insomnio, tal y como asegura esta investigación de la Western University of Health Sciences de California.

No obstante, también es un potente tratamiento para la alopecia areata. Las propiedades del aceite de lavanda ayudan al crecimiento considerable del cabello cuando se usa de forma regular. Así lo describe este estudio realizado por la Universidad Changwon Moonsung (Corea).

Además, este aceite es un poderoso antiséptico. Sus propiedades desinfectantes sirven para tratar afecciones del cuero cabelludo y para combatir hongos, microbios y virus.

5. Aceite de almendras

 

Aceite de almendras

El aceite de almendras tiene una gran capacidad para proteger e hidratar el cabello.

Aunque no es conocido por sus propiedades para hacer crecer el pelo, sí protege y estimula el crecimiento de los folículos pilosos, de modo que los torna más fuertes y menos susceptibles a roturas. Así lo explica este estudio realizado por la Academia China de Ciencias.

Un masaje en el cabello con aceite de almendras elimina la acumulación de células muertas y desinflama el cuero cabelludo. Asimismo, el aceite de almendras es muy eficaz para tratar la dermatitis seborreica, según este estudio realizado por el Hospital General de Salisbury (Reino Unido).

No obstante, las personas que sean alérgicas a los frutos secos deben tener cuidado con su uso, por si se produce alguna reacción alérgica en la piel.



6. Aceite de romero para estimular el crecimiento saludable del cabello

Aceite de romero

El aceite de romero tiene excelentes propiedades que ayudan al crecimiento del cabello.

A su vez, según afirma este estudio realizado por el University Medical Centre Maribo, ayuda a dilatar los vasos sanguíneos y estimular la división celular, lo que activa los folículos pilosos para que nazcan nuevos cabellos.

Sus propiedades desinfectantes ayudan a combatir las bacterias y otros organismos que pueden dañar tanto el cabello como el cuero cabelludo.

Además, también se dice que este aceite inhibe la pérdida de cabello y la aparición de las canas, y ayuda a erradicar la caspa e hidratar el cuero cabelludo seco y escamoso.

Cómo usar estos aceites para aprovechar todas sus propiedades

Recuerda que, si eres constante, obtendrás magníficos resultados en la cabellera. Para ello, la forma de usarlos puede ser la siguiente:

  • Masajear tu cuero cabelludo con el aceite de tu preferencia durante unos 10 minutos.
  • Pasado el tiempo indicado, lavar como de costumbre.
  • Para un tratamiento más intensivo se pueden combinar varios aceites y se debe proceder de la misma forma.

No solo conseguirás que tu cabello crezca, sino que podrás alejar las afecciones comunes del cuero cabelludo y ¡se verá espectacular!

7 errores que deterioran la salud capilar
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
7 errores que deterioran la salud capilar

Los errores que deterioran la salud capilar se suelen ignorar dentro de la rutina de belleza. ¿Sabes cuáles son? ¡Procura evitarlos!



  • Ahmad, Z. (2010). The uses and properties of almond oil. Complementary Therapies in Clinical Practice16(1), 10–12. https://doi.org/10.1016/j.ctcp.2009.06.015
  • Dias, M. F. R. G. (2015). Hair cosmetics: an overview. International journal of trichology7(1), 2.
  • Erkan, N., Ayranci, G., & Ayranci, E. (2008). Antioxidant activities of rosemary (Rosmarinus Officinalis L.) extract, blackseed (Nigella sativa L.) essential oil, carnosic acid, rosmarinic acid and sesamol. Food Chemistry110(1), 76–82. https://doi.org/10.1016/j.foodchem.2008.01.058
  • Gülçin, Ì., Şat, I. G., Beydemir, Ş., Elmastaş, M., & Küfrevioǧlu, Ö. I. (2004). Comparison of antioxidant activity of clove (Eugenia caryophylata Thunb) buds and lavender (Lavandula stoechas L.). Food Chemistry87(3), 393–400. https://doi.org/10.1016/j.foodchem.2003.12.008
  • Hadshiew, I. M., Foitzik, K., Arck, P. C., & Paus, R. (2004). Burden of hair loss: stress and the underestimated psychosocial impact of telogen effluvium and androgenetic alopecia. Journal of investigative dermatology123(3), 455-457.
  • Lee, B. H., Lee, J. S., & Kim, Y. C. (2016). Hair growth-promoting effects of lavender oil in C57BL/6 mice. Toxicological research32(2), 103-108.
  • Malcolm, B. J., & Tallian, K. (2017). Essential oil of lavender in anxiety disorders: ready for prime time?. Mental Health Clinician7(4), 147-155.
  • Shi, Z., Fu, Q., Chen, B., & Xu, S. (1999). Analysis of physicochemical property and composition of fatty acid of almond oil. Se pu= Chinese Journal of Chromatography17(5), 506-507.
  • Sinkovic, A., Suran, D., Lokar, L., Fliser, E., Skerget, M., Novak, Z., & Knez, Z. (2011). Rosemary extracts improve flow‐mediated dilatation of the brachial artery and plasma PAI‐1 activity in healthy young volunteers. Phytotherapy Research25(3), 402-407.

Los contenidos de esta publicación se redactan solo con fines informativos. En ningún momento pueden servir para facilitar o sustituir diagnósticos, tratamientos o recomendaciones de un profesional. Consulta con tu especialista de confianza ante cualquier duda y busca su aprobación antes de iniciar o someterte a cualquier procedimiento.