7 ejercicios que te ayudarán a hacer el amor sin cansarte

Para vencer el cansancio al hacer el amor, puedes llevar a cabo ejercicios que mejoran la resistencia y la flexibilidad, además de fortalecer los músculos que intervienen en las diversas posiciones sexuales.
7 ejercicios que te ayudarán a hacer el amor sin cansarte
Bernardo Peña

Revisado y aprobado por el psicólogo Bernardo Peña el 09 junio, 2021.

Escrito por Yamila Papa Pintor, 08 abril, 2018

Última actualización: 09 junio, 2021

La calidad de las relaciones sexuales es algo que tiene un impacto realmente positivo sobre la salud y el bienestar físico y emocional. Procurar, junto con la pareja, que esos momentos de placentera actividad física sucedan de la mejor manera posible también pasa por encontrarse en buena forma. Por tanto, puede ser útil entrenar para hacer el amor sin cansarte.

Aunque el plan original sea disfrutar del sexo durante horas, a menudo el encuentro termina siendo mucho más corto de lo pensado. En muchos casos, esto se debe a la falta de resistencia física. Por eso, te contamos cuáles son los mejores ejercicios para potenciar el rendimiento físico en la cama.

Entrenamiento para hacer el amor sin cansarte

A diferencia de lo que se cree, si haces ejercicio por la mañana o por la tarde, es probable que tengas más energía para el sexo por la noche. Esto es gracias a que el cuerpo se acostumbra al esfuerzo físico y cuenta con más energía.

Asimismo, la actividad física aumenta la producción de hormonas sexuales, según un estudio publicado por la revista Canadian Medical Association Journal. Por tanto, considerar que llegarás cansado al gran momento si entrenas durante el día es un claro error.

Precisamente, la clave para hacer el amor sin cansarte reside en ejercitar el cuerpo; de esta manera, tendrás más energía, resistencia y flexibilidad. Así, podrás disfrutar de mucho más tiempo de intimidad con tu pareja y, además, mejorarás la salud en general. Los siguientes ejercicios son recomendables:

1. Estiramientos

Estiramientos-recomendados-por-la-mañana

Comenzamos con algo «básico» para entrar en calor y darle flexibilidad a los músculos. ¿Cuántas veces te ha pasado que quieres probar alguna postura nueva en la cama y no puedes conseguirlo porque las piernas o brazos no aguantan? Para evitar este momento incómodo, la elongación puede ayudar.

Una opción es hacerla todas las mañanas al levantarte; son solo cinco minutos y sus efectos son muy positivos para los músculos del cuerpo.

En este sentido, un estudio publicado por la revista Journal of Athletic Training afirma que estirar antes y después del ejercicio reduce las molestias posentreno y disminuye —aunque de manera leve— el riesgo de lesión.

Un ejercicio de estiramiento que puede ayudarte a mejorar la flexibilidad, tal y como indica un artículo publicado por WebMD, es el siguiente:

  • Sentado, estira bien los brazos, lleva el torso hacia el lateral derecho y luego al izquierdo.
  • Ponte de pie y, sin flexionar las piernas, baja la espalda lo máximo que puedas; la idea es tocar los dedos de los pies con las manos.
  • Intenta estirarte un poco más todos los días.

2. Andar en bicicleta

Este ejercicio te aporta resistencia respiratoria y, por ende, sirve para hacer el amor sin cansarte. Puedes empezar con algunas vueltas a la manzana o con la bicicleta fija en el gimnasio o en casa. Luego, te recomendamos que dificultes un poco más la rutina: haz spinning o transita caminos en pendiente.

Notarás cómo de a poco tendrás más resistencia y fuerza en las piernas, dos condiciones necesarias para un sexo más prolongado. Además, de acuerdo con una investigación publicada por American Family Physician, el ejercicio moderado o intenso favorece la salud cardiovascular.

Este beneficio del ciclismo es muy importante, ya que una mejor circulación potencia el funcionamiento de los órganos sexuales y mejora la experiencia tanto en hombres como en mujeres, según un estudio que publicó la revista Journal of Education and Health Promotion.

3. Flexiones de brazos

Para ciertas posturas en la cama, es fundamental tener fuerza en todo el tren superior. Por eso, las flexiones son necesarias en toda rutina de entrenamiento.

Si bien se las considera a menudo como un trabajo solo para los pectorales, estas también permiten ejercitar los músculos de los brazos, los hombros y el torso, de acuerdo con una investigación publicada por Medicine and Science in Sports and Exercise.

Puedes comenzar haciéndolas de pie. Para ello, colócate al lado de una pared y apoya las manos. Acto seguido, flexiona y extiende los codos manteniendo el cuerpo recto —«en plancha»— todo el tiempo.

Una vez que tengas dominada la técnica, anímate a hacer las flexiones en el suelo. Primero, puedes hacerlas apoyando las rodillas, para luego hacerlas sobre las puntas de los pies, como indica el método convencional.

4. Saltar a la cuerda para luego hacer el amor sin cansarte

saltar-a-la-comba-aumenta-la-resistencia

Se trata de uno de los mejores ejercicios para aumentar la resistencia física y no cansarse durante el sexo. Lo mejor de todo es que no necesitas ir a un gimnasio para saltar a la cuerda, y puedes usar algo que tengas en casa para entrenar.

Muchas personas no son totalmente conscientes de lo beneficioso que este ejercicio resulta. De hecho, como afirma un estudio publicado por Research in Developmental Disabilities, contribuye tanto en la mejora de la flexibilidad como la capacidad aeróbica y el estado físico general.

Salta a la cuerda al menos cinco minutos por día y notarás resultados en poco tiempo. Además, con el paso de las semanas podrás duplicar el tiempo de la sesión sin sentirte tan cansado. ¡Y mientras tanto estarás quemando grasas!

5. Abdominales

La próxima vez que tu entrenador te indique que debes hacer abdominales, piensa en los beneficios que tienen, más allá del objetivo de marcar el vientre. Gracias a este ejercicio y sus consecuencias positivas para el cuerpo, podrás hacer el amor sin cansarte.

Si el abdomen está fuerte y trabajado, resistirás mejor ciertas posturas sexuales y las disfrutarás como nunca. Asimismo, es otro ejercicio que se puede hacer en casa o donde quieras sin problemas.

6. Sentadillas

Sentadillas-ejercicio-efectivo-para-fortalecer-piernas
Las sentadillas son un ejercicio que también puede realizarse en casa y que sirve para reforzar piernas y glúteos.

La sentadilla constituye otro de los ejercicios típicos del gimnasio que, aunque no lo creas, tiene sus beneficios en lo que al sexo se refiere. Como ya hemos dicho antes, es fundamental que las piernas estén trabajadas y fuertes para disfrutar de mayor resistencia.

Las sentadillas básicas se realizan de pie, con las piernas separadas a un ancho de caderas y la espalda siempre recta. Una vez en la postura adecuada, flexiona las rodillas mientras desciendes despacio el torso; mantén unos segundos y regresa a la posición inicial.

Por supuesto que más adelante puedes hacer más difícil el ejercicio, por ejemplo, sosteniendo una pesa con las manos por delante del cuerpo como en la sentadilla goblet, dando saltos al elevar el cuerpo o manteniendo la posición con las piernas flexionadas durante más tiempo.

7. Ejercicios de cardio

En última instancia, cualquier rutina que elijas dentro de los llamados «ejercicios de cardio» tiene muchas ventajas, como la de mejorar la forma física para hacer el amor sin cansarte. Como su nombre indica, este trabajo físico se caracteriza por solicitar el esfuerzo del sistema cardiovascular, dado que eleva los requerimientos de oxígeno por un tiempo prolongado.

Además, según un estudio publicado por The American Journal of Medicine, el ejercicio de cardio ayuda a bajar de peso si se combina con una dieta saludable. Algunas opciones pueden ser spinning, boxeo, zumba o aeróbica. Y, por supuesto, siempre tienes a tu disposición las conocidas máquinas del gimnasio —cinta, bicicleta fija, elíptico— para hacer un poco de cardio cada día.

La buena salud te permitirá hacer el amor sin cansarte

En definitiva, podemos concluir que para potenciar el rendimiento sexual es imprescindible tener músculos fuertes y resistentes —cuidado, que esto no siempre implica que se vean «marcados»— y gozar de una capacidad aeróbica cuanto menos aceptable.

Todo esto se puede conseguir realizando actividad física de manera regular y mejorando los hábitos de vida en cuanto a alimentación y descanso. Así, crearás un círculo virtuoso que te llevará a potenciar también la autoestima, y todo se traducirá en mejores relaciones sexuales.

Te podría interesar...
10 consejos para hacerlo por primera vez con tu novio
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
10 consejos para hacerlo por primera vez con tu novio

A continuación te daremos diez consejos para hacerlo por primera vez con tu novio. ¡No te los pierdas! Descubre más aquí.