7 formas rápidas de eliminar la energía negativa que te rodea

Para eliminar la energía negativa de nuestro entorno no hace falta tener capacidades especiales. Busca la paz mental y purifica tu entorno para conseguir grandes progresos.
7 formas rápidas de eliminar la energía negativa que te rodea
Bernardo Peña

Revisado y aprobado por el psicólogo Bernardo Peña el 09 febrero, 2021.

Escrito por Okairy Zuñiga, 26 octubre, 2016

Última actualización: 09 febrero, 2021

¿Has tenido la sensación de estar apagado últimamente? ¿Sientes cansancio emocional? ¿Consideras que necesitas un cambio en tu vida que te haga sentir mejor? Entonces deberías empezar a trabajarte y, por qué no, tratar de eliminar la energía negativa de tu vida… De esta manera, le restarás “poder” sobre ti. 

Como a muchos, puede que te cueste descifrar dónde está realmente el problema. Sin embargo, una vez que reconoces que la mala energía está allí y que necesitas un cambio para ganar bienestar, ya has dado el primer paso.

Si bien es cierto que para lograrlo necesitas cambiar tú primero, trabajar en tu forma de pensar y actuar, algunos “rituales” podrían ayudarte a dejar ir parte de esa negatividad y “mala vibra” que te hace sentir mal. En otras palabras: los gestos simbólicos pueden ser parte de una estrategia de crecimiento personal, pero no van a resolver -por sí mismos- ningún problema.

Veamos a continuación cuáles son esos gestos que podrían ayudarte a despejar malas vibras en tu espacio personal.

1. Purifica los espacios con humo

Mujer prendiendo un incienso sobre manta de yoga.

Esta ceremonia es una práctica que lleva ya muchos años realizándose. Según la sabiduría popular, la quema de hierbas sagradas ha ayudado a limpiar la energía negativa de habitaciones y espacios en una gran cantidad de ocasiones.

Quemar hierbas como la salvia, no solo está considerado como una práctica espiritual, sino científica también. Esto es debido a que algunas hierbas liberan iones negativos, que son los átomos de oxígeno conocidos como electrones. Estos iones son creados de manera efectiva en la naturaleza por el agua, el aire y la luz solar. Por eso, cuando se liberan, dan a los espacios la misma sensación de calma que se siente al respirar aire fresco.

2. Habla contigo mismo

Habla contigo mismo. Pero no lo hagas solamente para señalarte lo mal que haz hecho algo, o para repensar una y otra vez en el pasado. Hazlo para reconocer tus aciertos, los progresos que haz hecho y los que te gustaría seguir haciendo desde ese momento en adelante. Mantén el equilibrio en tu diálogo interno.

Según algunas creencias, esto ayuda a moldear el cerebro para que reaccione ante los pensamientos positivos con más frecuencia que ante los negativos. Cuando tienes un patrón de pensamiento positivo, el cerebro se habitúa a ello y comienzas a hacerlo de manera inconsciente. Se trata de que coseches lo que siembras, es decir, pensando en positivo y recolectas energía positiva a través de las actitudes positivas.

3. Medita para eliminar la energía negativa

Como hemos mencionado antes, el cerebro es bastante maleable. Olvida esa errada idea de que no puedes cambiar tu forma de ser: el cerebro puede cambiar ¡y mucho!

Meditar es una manera de concentrarse en la paz mental. Es una actividad que te permite vivir plenamente el momento. Cuando reconoces cuál es el estado en el que estás en la actualidad y estás en paz con él, consigues eliminar la energía negativa que te oprime y no te deja estar bien.

En otras palabras, deja de preocuparte por el pasado o el futuro lejano. Disfruta de tu vida en el ahora porque, antes de lo que te imaginas, podría ser tarde.

4. Haz ejercicios de respiración

Técnicas de respiración profunda.

Cuando respiras, oxigenas tu sangre y logras cambiar cómo te sientes. Esto se debe a que tu aura se expande cuando respiras de manera profunda, de forma que te ayuda a eliminar la energía negativa. Esta es una práctica que puedes realizar mientras meditas o cuando sientas que estás bajo tensión o estrés. Hacer ejercicios de respiración es una de las formas más eficaces de dejar ir la energía negativa.

Solo necesitas hacer 20 inhalaciones lentas y profundas, que te permitan sentir como el aire entra a tus pulmones.

Debes tener cuidado, pues si no tienes mucha resistencia pulmonar es probable que experimentes una sensación de mareo las primeras veces que practiques esta clase de actividad.

Intenta empezar de manera tranquila hasta que tu cuerpo se vaya adaptando mientras te relajas.

5. Canta

Cantar te da más años de vida, ¿lo sabías? El canto es una actividad muy buena para la salud de tu mente y para sentirte bien contigo mismo.

Mejora tu cognición, ayuda a bajar tu presión arterial y desarrollas una mejor capacidad pulmonar. Básicamente, hace que la energía positiva fluya con más frecuencia.

Cantar atrae cosas positivas a tu vida y puede hacerlo a la par que realizas otras actividades, por lo que no necesitas programar un tiempo para ello.

6. Pasea por la naturaleza

Mujer acariciando flores de lavanda.

Volvemos a los iones negativos y su manera rápida y fácil de eliminar la energía negativa de tu entorno. Un gran lugar para encontrar muchos de estos iones, es saliendo a saludar a la madre naturaleza. Esto tiene una gran cantidad de beneficios para tu salud que son maravillosos, comenzando por la rápida disminución del estrés.

Salir a caminar en la naturaleza te ayudará a sentirte renovado y te dará la fortaleza para afrontar las cosas duras de la vida, que pueden ser abrumadoras si la energía negativa te está rondando.

7. Visita la orilla del mar

Estar cerca de fuentes de agua tiene muchísimos beneficios, tanto para tu salud como para tu estado de ánimo.

Caminar por la orilla del mar puede inducirte a un estado de calma y meditación, darte una sensación de limpieza y frescura. Esto te permite recibir una gran cantidad de iones negativos. Incluso si no puedes dar una buena caminata por la orilla de la playa, caminar cerca de un largo río también puede aportarte muchos beneficios.

No obstante, no cabe duda de que hay algo especial que rodea la inmensidad del océano. Si tienes la oportunidad de visitar la orilla del mar, no la desaproveches.

La energía positiva no viene a nosotros por sí sola, nosotros mismos debemos de tener una actitud receptiva hacia ella para poder cambiar nuestra vida y tomarnos las cosas de distinto modo. Del mismo modo, si nosotros irradiaremos a los demás otro tipo de sensaciones. Por lo tanto, ten una actitud positiva, y las cosas buenas ocurrirán.

Te podría interesar...
Beneficios del yoga para el cuerpo, la mente y el espíritu
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
Beneficios del yoga para el cuerpo, la mente y el espíritu

¿Sabías que con la práctica de yoga lograrás un bienestar integral? Conoce aquí los beneficios del yoga para el cuerpo, la mente y el espíritu.