8 alimentos que nunca puedes dar a un bebé

Una de las principales preocupaciones que tienen las madres es alimentar bien a su hijo. Por eso, debes tener en cuenta que existen alimentos que son perjudiciales para los bebés.
8 alimentos que nunca puedes dar a un bebé
Nelton Abdon Ramos Rojas

Escrito y verificado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas el 15 marzo, 2021.

Última actualización: 15 marzo, 2021

La lista de alimentos que nunca puedes dar a un bebé suele ser de gran utilidad para las madres primerizas. Y es que cuando tu hijo va creciendo te esmeras por cuidarlo y protegerlo de manera integral. El alimento más completo y nutritivo para tu hijo es la leche materna.

Sin embargo también es necesario ir incorporando otros elementos a su dieta. Así, le aportarán los nutrientes necesarios según la etapa de desarrollo en la que se encuentre. La edad ideal para iniciar la alimentación complementaria es a partir de los seis meses de edad.

Por lo general la dieta complementaria de un bebé suele incluir platos sencillos y ligeros como papillas de frutas o verduras. No obstante, es imprescindible que tengas en cuenta algunos alimentos que nunca puedes dar a tu hijo, ya que podrían ser perjudiciales para el organismo.

Alimentos que nunca puedes dar a un bebé menor de 12 meses

Hay algunos alimentos que las madres deben evitar en la dieta de sus bebés. Aquí te presentamos una lista que te servirá de base para alimentar bien a tu pequeño.

1. El azúcar

Los 8 alimentos que nunca puedes dar a un bebé incluyen el azúcar.
El azúcar puede ocasionar problemas nutricionales y comportamentales en el futuro.

Son bien conocidos los efectos nocivos del consumo de azúcar en exceso. Por lo tanto, evita endulzar las papillas y bebidas, ya que lo estarás acostumbrando a consumir alimentos dulces. Un niño de meses no ha desarrollado por completo su paladar, por lo que no distingue entre una comida dulce y una insípida.

Si aun así quieres endulzar las comidas de tu bebé, te aconsejamos utilizar plátano triturado o un poco de leche materna, de esta manera puedes evitar la aparición temprana de caries.

Introducir azúcar simple en las comidas que le ofreces puede condicionar de forma negativa su salud a medio y a largo plazo, de acuerdo con una publicación realizada en la revista Journal of Pediatric Gastroenterology and Nutrition. Es importante evitar esta sustancia para reducir el riesgo de diabetes en los más pequeños.

2. La miel

Aunque pudiera parecer una opción natural para endulzar los alimentos de tu bebé, no es recomendable sustituir el azúcar por la miel de abejas. La ingesta de miel en niños pequeños ha sido asociada al desarrollo de botulismo, un padecimiento intestinal que promoverá el estreñimiento en tu bebé y le dificultará alimentarse de tu pecho.

Así lo indica una investigación publicada en la revista Lakartidningen, donde se propone que no se debe administrar este alimento a niños menores de un año.

3. La sal

Al igual que los dos alimentos anteriores, la sal se utiliza para resaltar el sabor de las comidas y es perjudicial incluirla en la dieta de tu bebé. Es un alimento que nunca puedes dar a un niño menor de 1 año porque amenaza la salud renal del pequeño.

Los riñones de un bebé no están lo suficientemente desarrollados para manejar eficientemente las altas cantidades de sodio. Este alimento lo puedes incluir de manera moderada después de los doce meses de edad.

4. Pescados grandes y mariscos

Aunque el pescado está considerado como una proteína muy saludable no es recomendable para los bebés. Algunas especies de pescado contienen un alto contenido de mercurio que puede afectar el sistema nervioso del niño.

Tampoco se recomienda la ingesta de gambas, langostinos y otros crustáceos, por su contenido en cadmio que puede afectar el desarrollo de la función renal.

5. Productos lácteos bajos en grasas

Aun cuando la leche materna no debe ser sustituida por leche de ningún tipo, es prudente brindar a tu hijo algunas fuentes de grasa animal saludable. Entre estas se incluyen el yogur y el queso sin descremar en cantidades moderadas.

Se debe evitar alimentarlo con productos desnatados, ya que han pasado numerosas modificaciones para suprimir el exceso de grasa y esta es la que provee una fuente de vitaminas y calorías esenciales para tu pequeño.

6. Algunos vegetales

Los 8 alimentos que nunca puedes dar a un bebé incluyen las espinacas.
Si bien muchos de estos alimentos verdes son útiles en los adultos, en los niños pueden ocasionar problemas.

Es cierto que tu hijo debe consumir verduras y vegetales para favorecer el organismo con los nutrientes y vitaminas que estos poseen. Sin embargo, entre los alimentos que nunca puedes dar a un bebé se encuentran los siguientes:

  • Algas.
  • Acelgas.
  • Espinacas.
  • Borrajas.

Estas hortalizas tienen altas concentraciones de nitrato, el cual puede causar metahemoglobinemia. Esta dolencia se caracteriza por la coloración azulada de la piel. También afecta las mucosas y provoca falta de oxígeno en la sangre.

Se recomienda esperar hasta que el bebé cumpla el año antes de introducir estos alimentos en su dieta.

7. Bebidas que contengan cafeína

Algunas madres no saben lo dañino que puede resultar el suministrar bebidas con cafeína a los bebés, por eso las incluimos en la lista.

El café, los refrescos y el té contienen altas concentraciones de cafeína y otros aditivos que suprimen la absorción de hierro y calcio. Además son los responsables de la sobreexcitación del sistema nervioso del niño.

8. Frutos secos y aperitivos de venta comercial

Los frutos secos forman parte de los alimentos que nunca puedes dar a un bebé menor de un año, ya que pueden desencadenar problemas como la asfixia en el pequeño. Estos productos pueden incluirse en la dieta de tu hijo después de los cinco años de edad y siempre bajo supervisión.

Tampoco es recomendable promover el consumo de patatas fritas, pasteles de panadería u otros productos de venta comercial. Estos suelen contener grandes cantidades de azúcar y otros aditivos que no favorecen la salud de tu bebé, de acuerdo con una investigación publicada en la revista Advances in Nutrition.

Cuida la alimentación del bebé para prevenir complicaciones

Es fundamental elegir con cuidado los alimentos que darás a tu pequeño. Al momento de incluir sólidos en su dieta debes conocer los beneficios que aportan a la salud de tu hijo.

Por último, en caso de tener dudas al respecto de la alimentación de nuestro bebé, es recomendable consultar con un especialista. Tampoco olvides tener en cuenta esta lista de consejos.



  • Mis NF., Braegger C., Bronsky J., Campoy C., et al., Sugar in infants, children and adolescents: a position paper of the european society for paediatric gastroenterology, hepatology and nutrition committee on nutrition. J Pediatr Gastroenterol Nutr, 2017. 65 (6): 681-696.
  • Wikstrom S., Holst E., Infant botulism- why honey should be avoided for children up to one year. Lakartidningen, 2017.
  • Johnson RJ., Sánchez Lozada LG., Andrews P., Lanaspa MA., Perspective: a historical and scientific perspective of sugar and its relation with obesity and diabetes. Adv Nutr, 2017. 8 (3): 412-422.