8 razones para viajar con tu pareja antes de casarte

Al viajar con tu pareja ambos se exponen a múltiples estímulos que pueden llegar a sacar sus peores y mejores instintos. Por eso, es una oportunidad perfecta para saber si son capaces de convivir.
8 razones para viajar con tu pareja antes de casarte
Bernardo Peña

Revisado y aprobado por el psicólogo Bernardo Peña el 19 mayo, 2021.

Escrito por Okairy Zuñiga, 03 octubre, 2016

Última actualización: 19 mayo, 2021

Es muy normal que quieras saber si estás con la persona indicada antes de asumir el compromiso del matrimonio. Muchas personas te dirán que esto se logra cuando pasan tiempo juntos y ponen a prueba la convivencia. Así que una buena forma de salir de la duda puede ser viajar con tu pareja.

Sin duda alguna, los viajes abren la mente y amplían tus horizontes. En algunas ocasiones también suelen ser un momento idóneo para conocer tus límites y los de la otra persona. Si lo estás considerando, revisa a continuación algunas de las razones por las que deberías hacer ese viaje antes del matrimonio.

8 razones para viajar con tu pareja antes de casarte

Como mencionamos, un viaje puede ser la ocasión perfecta para conocer ciertos comportamientos o costumbres de tu pareja que en el día a día no son tan evidentes. Enseguida te daremos 8 razones por las que es conveniente dar este paso antes de comprometerte para toda la vida.

1. Conocer realmente a tu pareja

Cuando no estás rodeado de las comodidades del hogar, sueles poner a prueba tu habilidad de adaptación. Estar lejos de los familiares los obligará a enfrentarse a situaciones inesperadas juntos y esforzarse por dar lo mejor de ambos.

Cuando viajas con tu pareja, tienes la oportunidad de conocer mucho mejor si se pueden adaptar cómodamente a cualquier imprevisto o problema. O si, por el contrario, les resulta muy difícil lidiar con el día a día de la convivencia.  

2. El ritmo individual

Puede que quizás tú quieras animarte a salir y explorar y tu pareja prefiera quedarse dentro. Aunque no lo parezca, esto es un factor importante que se debe considerar, ya que podría afectar de manera significativa la relación a largo plazo.

Es posible que el ritmo al que vive la vida cada uno sea diferente. Cuando se vive juntos lo mejor es intentar que ambos coincidan en un punto para que todo fluya de la mejor manera. Por eso debes prestar atención a la capacidad de ambos para seguir el ritmo del otro.

3. Crear recuerdos juntos

No todo se puede centrar en la convivencia. Viajar con tu pareja crea la oportunidad perfecta para ir en busca de una aventura épica, divertida y hasta romántica. Esto logra que juntos creen recuerdos hermosos que duren mucho tiempo. Además, les da la oportunidad para hacer fotos increíbles y vídeos que pueden guardar para el futuro.

4. Compromiso y paciencia

Una gran parte del matrimonio es el compromiso, no solamente antes de la boda, sino durante el resto de sus vidas como pareja. Cuando deciden hacer un viaje, también se pone a prueba la capacidad de tomar decisiones juntos. Si tu pareja realmente está asumiendo el compromiso, le será fácil tomarte en cuenta en las decisiones.

Por otra parte, cuando viajas siempre existen contratiempos: largas filas, retraso de los vuelos y mucho más. Estas son situaciones que ponen a prueba a cualquiera, y te permitirán ver cómo responde cada uno cuando su paciencia se agota.

5. Intensifica la relación

Con todas las complicaciones que pueden ocurrir durante un viaje se presenta la oportunidad perfecta para ver las reacciones de tu pareja. Si llegas a enfermarte, puedes ver como está o no al control de la situación y se ocupa de todo al no estar tú al cien por ciento. Esta es una característica importante en el matrimonio.

6. Agotamiento mutuo

viajar con tu pareja

Cuando estás físicamente agotado, tu humor, carácter y disposición puede ser otro, y esto también le ocurre a tu pareja. Viajar juntos implica mucha actividad física y menos horas de sueño. Puedes ver cómo va la relación en estos momentos donde no han descansado lo suficiente como para estar con los niveles de tolerancia altos.

7. El aspecto económico

Cuando decides viajar con tu pareja, estás realizando un gasto considerable. Es aquí cuando puedes ver si tanto tus patrones de gastos como los de tu pareja coinciden en cierto punto. Puede que tu pareja sea un poco más despreocupado a la hora de gastar de lo que tú eres.

Esto puede ser un indicio de que debas estar dispuesto a adaptarte a sus hábitos de consumo o viceversa. De cualquier manera, es una buena oportunidad para ver todo el panorama, y, por qué no, poner el tema sobre la mesa.

8. Intereses afines

viajar con tu pareja

Cuando viajas a nuevos lugares, esto también implica experimentar nuevas culturas. Empaparte de ellas puede ser una experiencia muy agradable y enriquecedora. En este caso, puedes ver si ambos coinciden a la hora de apreciar esta oportunidad o si tienen otros intereses.

Puede que tú tengas ganas de visitar sitios como museos o lugares históricos y que tu pareja prefiera disfrutar de la vida moderna que ofrece la nueva ciudad. Es en este momento cuando se pone a prueba la capacidad de respetar las individualidades de cada uno y que ambos logren disfrutar juntos las preferencias o los espacios del otro.

Conocer bien a tu pareja antes de dar el gran paso es muy importante ya que pasarás el resto de tu vida junto a esa persona. Recuerda que puedes tomar estos consejos como una guía para conocerse mejor, más esto no significa que esté mal si hay algunas diferencias. Cuando hay amor y compromiso, todo se puede superar.

Te podría interesar...
6 hábitos que mejorarán tu relación de pareja
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
6 hábitos que mejorarán tu relación de pareja

¿Cómo va tu relación de pareja? Aquí te dejamos algunos hábitos que mejorarán tu relación de pareja muy sencillos de llevar a cabo.



  • Korstanje, E. “Cuando viajar no es un placer: el divorcio en vacaciones.” Antropología Experimental 15 (2015).
  • Puget, Janine, and Isidoro Berenstein. Psicoanálisis de la pareja matrimonial. Buenos Aires: Paidós, 1988.
  • Vargas, J., & Ibáñez, J. (2007). Solucionando Los Problemas de Pareja Y Familia: Fundamentos Teóricos Y Alternativas de Solución a Los Conflictos Desde la Perspectiva Del Vínculo. Editorial Pax México.