Aprende a detectar a un psicópata: 6 características importantes

Raquel Lemos Rodríguez·
19 Mayo, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el psicólogo Bernardo Peña al
19 Mayo, 2020
Un psicópata suele actuar y buscar el beneficio propio, sin importarle en ningún momento aquellos que le rodean.

Seguro que has oído en las noticias, más de una vez, como una persona aparentemente “normal” cometía un crimen que nadie llegaría a pensar. Un psicópata, dirían algunos, y tal vez estén en lo cierto.

Ser un psicópata no implica ser excesivamente diferente a los demás. Es más, puede tratarse de una persona a la que el resto considera agradable, carismática e incluso buena. Al menos, eso es lo que parece.

Toda esta amabilidad puede cambiar de repente, porque recordemos que un psicópata no siente las emociones como nosotros. Esto provoca que tengan que fingir para poder “manipularnos”.

Un psicópata puede manipular a su antojo para conseguir todo lo que quiere. Puede llegar a utilizar a los demás. Por eso es muy importante aprender a identificarlos.

Algunas posibles características de un psicópata

mujer-que-miente

1. Un psicópata tiende a mentir de forma patológica

Todo el mundo miente, pero no es lo mismo una mentira piadosa, pequeña e incluso justificada, que cuando las mentiras se suceden una tras otra.

Un psicópata tiende a mentir constantemente para así poder manipular y utilizar a las personas que están a su alrededor. A veces, también lo hacen con el fin de hacer daño.

Pensemos que los psicópatas tienen metas como nosotros, el gran problema es que ellos no piensan en conseguirlas de una “buena manera”.

Descubre: 7 personas tóxicas que debes alejar para ser feliz

2. Son irresponsables

¿Sabes lo que es no sentirse atado a alguien o a algo? Los psicópatas no se sienten atados a contratos laborales o promesas de amor, por eso nunca llegan a cumplir nada de lo que dicen.

Normalmente, una persona psicópata cambia constantemente de trabajo o de lugar de residencia por este motivo. No logran sentirse atados a un lugar, ni siquiera a una casa.

Esto también puede trasladarse hacia las personas, pueden cambiar de amistades constantemente, haciendo daño y abandonando a aquellos que confiaban en ellos.

3. Engañan con su falso encanto

Los psicópatas muestran su mejor cara delante de los demás, guardando para ellos sus verdaderas intenciones. Realmente, no suelen confiar en nadie más que en ellos mismos.

Pero, contrariamente, dan la apariencia de personas en las que se puede confiar, a las que les puedes contar todos tus secretos.

No eres consciente de que esta apertura es como caer en la boca del lobo. Cuanto más confíes en ellos, más vulnerable serás. Su falso encanto te atrapará.

4. Pueden haber sido problemáticos en el pasado

Tal vez, en la actualidad, esa persona psicópata parezca perfectamente “normal”, pero puede que, si giramos la vista hacia unos años antes, encontremos un historial muy revelador.

Aunque haya estado inmerso en peleas sin mucha importancia, el hecho de estar envuelto en ellas de forma habitual ya indica una constante merecedora de ser analizada.

Esto ocurre porque, aunque aparentemente así sea, no suelen aceptar las normas que dicta la sociedad y, muchas veces, no respetan los derechos humanos.

5. Manipulan y dependen de los demás

manipular-a-los-demás

Las personas psicópatas manipulan a los demás para lograr sus objetivos. Sin embargo, saben que no todas las personas son manipulables, y por eso suelen relacionarse con aquellas más sumisas.

Para un psicópata, una persona puede ser simplemente un objeto que está a su disposición para ser usado y para que le proporcione todo lo que necesite.

También pueden intentar vivir a costa de otra persona. Creen que están para servirles, que son los demás los que deben trabajar y esforzarse. Los que tienen que hacer el trabajo duro.

6. El psicópata se caracteriza por su baja moral y empatía

Según el investigador Walter Glannon, los psicópatas tienen una capacidad muy limitada para el razonamiento moral debido a su falta de empatía, remordimiento y sensibilidad a los estímulos que inducen al miedo.

Puede que parezca que te comprende, porque quiere ser carismático y ganarse tu confianza, pero en realidad no tiene ni idea de cómo te sientes.

Quizás esto tenga su propia ventaja para ellos. No suelen sentir vergüenza, ni culpa, ni ninguna otra emoción que a las personas normales nos pueda bloquear. Tampoco suelen sentirse mal por los demás: un psicópata solo piensa en sí mismo.

Lee también: Para ser feliz hay que aprender a alejarse de ciertas personas

Es importante recordar que el porcentaje de psicópatas existentes no es muy alto, por lo que raramente nos encontraremos frente a un caso así.

A pesar de esto, nadie nos libra de que un buen día estemos lidiando con uno de ellos, por eso es importante reconocer estas señales. ¿Te has encontrado alguna vez con algún perfil así?

  • Edens, J. F., Marcus, D. K., Lilienfeld, S. O., & Poythress Jr, N. G. (2006). Psychopathic, not psychopath: Taxometric evidence for the dimensional structure of psychopathy. Journal of abnormal psychology, 115(1), 131.
  • Endres, J. (2004). The language of the psychopath: characteristics of prisoners' performance in a sentence completion test. Criminal Behaviour and Mental Health, 14(3), 214-226.
  • Glannon, W. (2008). Moral responsibility and the psychopath. Neuroethics, 1(3), 158.
  • Rauthmann, J. F., & Kolar, G. P. (2013). Positioning the Dark Triad in the interpersonal circumplex: The friendly-dominant narcissist, hostile-submissive Machiavellian, and hostile-dominant psychopath?. Personality and Individual Differences, 54(5), 622-627.