15 consejos para organizarte como nómada digital

Para ser un nómada digital no basta solo con tener talento y un ordenador. Hay una serie de estrategias claves para alcanzar el éxito, disfrutando de la libertad de movimiento.
15 consejos para organizarte como nómada digital

Escrito por Andrea de los Angeles Salas Suarez, 18 agosto, 2021

Última actualización: 18 agosto, 2021

Por los avances de la tecnología, el mundo laboral permanece en constante cambio. La home office (oficina en casa) se convirtió en un estilo de vida para millones de profesionales, empleados y trabajadores independientes. Es así como un sinfín de personas, quizás sin darse cuenta, ahora tienen el título de nómada digital.

Entre los requerimientos básicos para pertenecer a este grupo están un ordenador con las aplicaciones o programas necesarios y una conexión estable a internet. Además, es indispensable un área dentro de la vivienda acondicionada para trabajar de manera cómoda.

Esta nueva forma de vida deja atrás el trajín de trasladarse hasta un lugar de trabajo, las reuniones presenciales o el bullicio típico de una oficina. En muchos casos, también la rigidez de los horarios.

Sin embargo, trabajar desde casa no significa hacer menos o que las tareas sean más sencillas. Si quieres adentrarte en esta experiencia, es muy importante que aprendas a tener todo en orden para que tu desempeño sea el mejor.

¿Qué es un nómada digital?

Un nómada digital es una persona que usa internet para ejercer su profesión, desempeñar un oficio o brindar un servicio a un individuo o empresa. Dicho de otro modo, el trabajo remoto le da la facilidad de viajar o desplazarse cuando quiera y a donde quiera.

¿Quiénes pueden ser nómada digital? Alguien con competencias en un campo específico, estudiantes y profesionales.

Un nómada digital puede trabajar en línea desde cualquier parte del mundo. Pero lo cierto es que ese constante ir y venir o cambio de locación con regularidad no está limitado solo a los periodistas de viaje. Sin dudas, muchos perfiles encajan en este estilo de vida: fotógrafos, programadores, diseñadores, desarrolladores de aplicaciones, consultores, asistentes virtuales, terapeutas y un largo etcétera.

Consejos para organizarte en la vida nómada digital

No obstante, no basta solo con querer ser nómada digital. Para migrar a esta modalidad hace falta organizarse y seguir ciertas pautas que harán de esta misión un éxito. Toma en cuenta estos consejos.

1. Define qué te gusta hacer y para qué eres bueno

Una de las claves para hacer bien el trabajo es la pasión. Por eso te funcionará reflexionar sobre aquello que más te gusta hacer, que te genera felicidad y tranquilidad.

Pero no es suficiente con que te agrade; es imprescindible que lo hagas bien. ¿Eres talentoso en eso? ¿Te destacas?

Nómada digital con teletrabajo.
El teletrabajo requiere organización y hasta disponer de espacios adecuados para la labor.

2. Inspírate en otros nómadas digitales

Pregunta, busca y lee todo lo que puedas. Así encontrarás a personas que trabajen en este formato, quienes te servirán de inspiración y ejemplo a seguir.

De ellos aprenderás cómo empezaron, qué obstáculos se les presentaron y qué estrategias les han servido en este camino. ¡Toma lo que le aporte a tu historia!

3. Promociona correctamente tus habilidades

En esta era digital es vital que te des a conocer en medio de tantas personas que se dedican a lo mismo que tú. El secreto en esta competencia virtual es que seas más visible que otros.

En este sentido, enfócate en promover tus competencias mediante una página web y las redes sociales. Recuerda actualizar tu información muy seguido para que captures la atención de posibles clientes o jefes.

Asimismo, hazte un perfil profesional y llamativo, con un portafolio de trabajos que impacte y sea una prueba de lo capaz que eres. Diferénciate de otros, muestra una foto profesional y acorde con lo que haces, brinda información que detalle tu formación y experiencia. Muéstrate como un verdadero experto en un área.

4. Usa plataformas seguras para conseguir empleo

Un error típico de los novatos es buscar trabajo por donde sea. Usa plataformas eficientes y seguras para conseguir un trabajo confiable.

Es muy beneficioso revisar a diario los portales de información que, con frecuencia, tienden a publicar noticias sobre las vacantes de teletrabajo de grandes compañías internacionales.

5. ¡No elijas la primera propuesta!

Analiza muy bien todas las ofertas que recibas. Compara, investiga y decídete por la que gane en relación con tus intereses, el pago y el ritmo de trabajo.



6. Elabora un cronograma de trabajo y cúmplelo

¿Cuántas veces has diseñado una agenda diaria y ha quedado solo en papel? La realidad es que la organización no puede faltar en ningún trabajo y menos en el de un nómada digital. Crea una estrategia con una lista de actividades y horarios sensatos, considerando tu descanso, así como tus horas de mayor productividad.

7. Comunícate con tus clientes

El dinero no debe ser tu único objetivo. Pon interés en conversar con tus clientes, pregúntales cómo les va, qué les parece tu rendimiento o cualquier observación que tengan. Mantenerlos satisfechos será una garantía para ti.

8. Extiende tu estadía si viajas

Las cosas cambian cuando eres un nómada digital. Si decides viajar mientras trabajas, tendrás que movilizarte con más lentitud. Tienes que dividir tu agenda entre tu faceta de turista y de trabajador digital. Tómatelo con calma y aprovecha el momento.

9. Escoge una locación para vivir acorde a tus intereses

Si lo tuyo es viajar, debes escoger un destino para trabajar y vivir. Este tiene que coincidir con tus gustos; sea la ciudad, el campo, la montaña o el mar.

La libertad para ubicarte es algo que no tiene precio y no todos cuentan con ese privilegio, pero no olvides considerar el costo de vida en esa localidad. Tailandia e Indonesia son dos de los países más económicos para vivir.



10. Trabaja en un espacio cómodo

Organiza tu escritorio y consigue una silla en la que te sientas a gusto, ya que son dos elementos que te acompañarán por muchas horas durante tu faena. Procura que el ambiente esté despejado.

11. Conserva un fondo de dinero para emergencias

La vida es impredecible. Así que sé precavido y ten tu fondo de dinero reservado para solventar cualquier emergencia, como una enfermedad, un accidente, un desastre natural o un viaje imprevisto. Adicionalmente, adquiere un seguro médico para estar respaldado.

12. Fórmate

Si sabes desenvolverte en tu rama, no pases por alto que igual hace falta formación para actualizarte en cuanto a nuevas herramientas de comunicación, gestión de los calendarios laborales y trabajo en equipo. Estudia, certifícate y practica para pulir tus destrezas al máximo. Tampoco es mala idea aprender nuevos idiomas.

13. Invierte en equipos de trabajo

Contar con herramientas de trabajo de calidad y óptimas para tu desempeño debe ser una prioridad. La computadora, el teléfono, la cámara, los audífonos, un buen disco duro, las libretas y todo lo que uses a diario merecen una inversión.

14. Sé paciente en la espera de resultados

No siempre los resultados se obtienen al primer intento. Por lo tanto, sé paciente y constante. Esfuérzate al máximo por cumplir tus proyectos, evalúa tus métodos, cambia los que sean necesarios, aprende, equivócate y confía.

15. Socializa

A menudo, la computadora y el teléfono se vuelven los mejores amigos de un nómada digital. Por ello, incluye en tu planificación la tarea de socializar.

Crea una comunidad para compartir donde sea que te encuentres. Habla con la gente, escucha nuevas experiencias, nútrete de las diversas culturas, crea vínculos que puedan perdurar.

Principales problemas a solucionar para un nómada digital

No todo es color de rosa en la vida del nómada digital. Tiene sus contras y son, precisamente, esas piedras en el zapato las que debes conocer para saber cómo afrontarlas.

Dificultades para apartar la vida personal de la laboral

En una oficina, todos van a trabajar y luego se retiran. Pero, ¿qué sucede cuando tu casa es el sitio de trabajo? Se unen las obligaciones laborales con las personales. En algún punto, esto se convierte en un caos.

Limitaciones con el acceso a internet

La conexión a internet tiene que ser muy buena para la mayoría de los empleos. La limitante es que, en algunos lugares, el acceso a este servicio es fluctuante. Esto es demasiado frustrante porque afecta por completo tu planificación.

Falta de conexión a internet en una nómada digital.
La velocidad y estabilidad de la conexión a internet es vital para un nómada digital.

Restricciones en el periodo de estancia en ciertos países

El tema de la movilidad internacional es un asunto serio, debido a que ciertas naciones imponen sus normas para que los turistas se marchen al cabo de tres meses. Por esta razón, es necesario que te documentes antes de organizar un viaje a otro país.

Investiga si se ofrece una visa especial para turistas freelancers, como ocurre en Berlín (Alemania). Lo ideal es que acudas a la embajada correspondiente para recibir una asesoría completa.

Conflictos emocionales

Estar tanto tiempo frente a un ordenador, en soledad, podría alterarte en algún momento. La monotonía también hace de las suyas. De igual modo, si eres viajero, las despedidas se hacen difíciles.

Hay lugares y organizaciones para un nómada digital

En la actualidad, en países como México existen apartamentos en alquiler adaptados para los nómadas digitales. Estos cuentan con las condiciones óptimas para que estas personas puedan desarrollar sus ocupaciones con el mayor confort: espacios al aire libre, cocina, mobiliario para trabajar, televisores inteligentes, rápida conexión a internet.

Igualmente, están disponibles los coworking, que son espacios de trabajo colaborativo que comparten nómadas digitales y emprendedores. Entre las ventajas de asistir a uno es que tendrás internet veloz y te relacionarás con otras personas que, a la larga, pueden convertirse en proveedores de servicios o clientes.

Hay organizaciones cuya misión es ayudar a las personas a concretar este estilo de vida. Te orientarán, de acuerdo con tus intereses y planes, y te ayudarán con los trámites requeridos para instalarte en una determinada cuidad.

En definitiva, cada vez crece más el número de personas que decide cambiar de rumbo, dejando atrás la oficina para andar libre por el mundo. Si eliges esta vía, no lo pienses más; da el primer paso y sé tu mejor versión de un nómada digital.

Te podría interesar...
La importancia del descanso: no todo es trabajo
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
La importancia del descanso: no todo es trabajo

Nunca debemos subestimar la importancia del descanso. Hacerlo nos ayudará a aumentar nuestro rendimiento laboral y a mejorar nuestro estrés.



  • Fernández V. Nomadismos contemporáneos. Formas culturales de la globalización. 1 ° ed. España: Edit.um; 2010.
  • Martínez Y. Objetos nómadas digitales. Caso de estudio las comunidades shuar ecuatorianas. Rev Comun Med y Cons. 2015; 12 (33): 1-19.
  • Juárez J. Nómadas digital en plataformas de alojamiento: perspectiva desde el patrimonio arquitectónico en tiempos de Covid-19. Rev RUA. 2021; 13 (26): 8-18.