7 contrastes decorativos que te gustará implementar

Existe una tendencia en decoración de interiores que se basa en la combinación de elementos dispares. Integrando el blanco y el negro o lo antiguo y lo moderno, también se puede conseguir un ambiente armonioso.
7 contrastes decorativos que te gustará implementar

Escrito por Jonatan Menguez

Última actualización: 04 septiembre, 2022

Las tendencias decorativas de interiores suelen combinar diferentes gamas de colores, materiales de objetos o tipos de adornos. En general, estas combinaciones mantienen una armonía que caracteriza al estilo en su totalidad. Sin embargo, cada vez son más comunes los contrastes decorativos, en los cuales se integran diferentes formatos que generan impacto visual.

Se trata de lograr contrastes entre elementos específicos, según el gusto personal y las tendencias decorativas vigentes. Por ejemplo, la mezcla de colores blancos y negros, las diferentes texturas o una armoniosa combinación entre ambientes iluminados y oscuros.

Conseguir buenos contrastes decorativos es posible a través del conocimiento de las últimas tendencias en diseño.

¿Qué significan los contrastes decorativos?

Las últimas tendencias en diseño de interiores indican que ya no solo las combinaciones armoniosas funcionan en el momento de generar un espacio atractivo. En ese marco, aparecen los contrastes decorativos.

Es decir, una serie de disposiciones de colores y objetos en principio disímiles. Si se consigue una lógica en la elección de los mismos, es posible generar un ambiente armonioso también a partir de los opuestos.

Estas combinaciones se utilizan como método para lograr ambientes modernos, que generen sorpresa, impacto visual y un carácter innovador. Por ejemplo, el uso de sutiles tonalidades negras sobre fondos blancos. O la utilización de adornos y mobiliario antiguo en compañía de elementos futuristas.



Los mejores contrastes decorativos para tu hogar

Teniendo en cuenta los principios de la decoración con combinaciones inesperadas, los siguientes ejemplos hacen posible aplicarla en el hogar. De esta manera, se puede transformar la sala de estar o el dormitorio en un espacio de última tendencia.

1. Jugar con las texturas

No todas las personas prefieren arriesgarse con grandes disparidades de colores o materiales. En ese caso, es posible aplicar contrastes decorativos a través de diferentes texturas.

Por ejemplo, colocando revestimientos distintos en el salón. El acabado mate es típico de estos espacios, por lo que se pueden combinar con acabados más brillosos. Además, el ladrillo visto blanco es una opción cada vez más aplicada en las últimas tendencias.

2. Blanco, negro y colores opuestos

Una de las herramientas principales para conseguir contrastes decorativos es el uso de colores opuestos. En especial, el blanco y el negro, las tonalidades dispares más típicas. Es posible combinar estos tonos de manera elegante, pero se debe ser sutil en la aplicación. Por ejemplo, colocar adornos o mobiliario negro en habitaciones pintadas de blanco.

A su vez, insertar almohadones y otros objetos que combinen ambos colores sobre repisas negras. En general, una de las tonalidades debe predominar como fondo, mientras que la otra tiene que utilizarse como decoración, sin llegar a saturar el espacio.

Muebles negros.
El blanco y negro es una opción casi segura para acertar con los contrastes en las habitaciones.

3. Contrastes decorativos entre luz y oscuridad

Además del mobiliario, los materiales y la gama de colores, se puede transmitir la sensación de contraste a través de la iluminación. En este caso, lo fundamental es elegir diferentes bombillas; algunas con luz cálida y otras con luz fría. Estos elementos ofrecen iluminación en una gama que va desde el blanco hasta el amarillo.

Colocar lámparas con diferentes bombillas en un mismo ambiente produce la sensación de disparidad a través de la luz. Se trata de una técnica menos impactante que otras, pero con un profundo sentido de contraste que se percibe de forma constante. Otra opción es utilizar luces LED en tonos rojizos o similares, lo que genera un ambiente más osado.

4. Tecnológico y artesanal

Un método particular en esta tendencia es la posibilidad de generar el contraste por medio de pequeños objetos o adornos. Para lograrlo, se deben contraponer piezas de artesanía, elaboradas a mano y con materiales antiguos como la cerámica, junto a elementos tecnológicos.

5. Contraste mínimo

Otra estrategia que se aplica de manera habitual en esta tendencia es la generación del contraste a través de un solo elemento. Puede ser una biblioteca, un sillón o una mesa, pero lo importante es que sea dispar con la tonalidad general del espacio. Por ejemplo, si la habitación presenta una gama beige o blanca, el efecto se consigue con un mobiliario de color más vivo.

Rojo, verde o negro combinan muy bien en estos casos, en los que el contraste está dado solo por uno o dos objetos. Además, la técnica permite renovar y modificar el diseño del espacio con facilidad. Solo retirando o cambiando el elemento de contraste es posible crear una nueva variante.

6. Clásico y moderno

En el momento de seleccionar los materiales para generar contrastes, es importante seguir la premisa de utilizar superficies planas junto a otras robustas o con relieve. Por ejemplo, una pared blanca de estilo moderno con un sector revestido de piedras naturales. Cuando la combinación está bien lograda, el contraste hace resaltar la estética.



7. Espejos

Los espejos son objetos decorativos elegantes, estéticos y muy útiles. Además, funcionan como un elemento más para generar la sensación de contraste.

Se recomiendan tonalidades diferentes en la parte superior e inferior de los marcos. De esta manera, se logra una dualidad en el ambiente que encaja con la tendencia de los contrastes decorativos.

Espejo para decorar.
Los espejos tienen la particularidad de adornar, al mismo tiempo que prestan una utilidad funcional y práctica en lo cotidiano.

Múltiples formas de conseguir contrastes decorativos

En el momento de buscar la tendencia de contraste para un ambiente, se debe tener en cuenta la posibilidad de intervenir en varios aspectos. No solo hay que concentrarse en los materiales típicos, como los colores, las texturas o el mobiliario. También es posible generar dualidades mediante la sensación de pasado y futuro, de rusticidad y modernidad o del bien y el mal.

Te podría interesar...
8 maneras de decorar las ventanas sin cortinas
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
8 maneras de decorar las ventanas sin cortinas

Aprende cómo decorar las ventanas sin cortinas y hacer que luzcan increíbles. Son 8 ideas económicas y fáciles de hacer.



  • CHAVES OSORIO, JOSÉ ANDRÉS , FILLIPO RUGELES, VICTOR HUGO , CANO GARZÓN, HUGO BALDOMIRO ,  APLICACIONES DE ILUMINACIÓN CON LEDs. Scientia Et Technica [Internet]. 2010;XVI(45):13-18. Recuperado de: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=84917249003
  • Gaggino , Rosana ,  Salubridad, sustentabilidad ecológica y costo de tecnologías constructivas para la vivienda de interés social. CUADERNO URBANO. Espacio, cultura, sociedad [Internet]. 2014;17(17):113-144. Recuperado de: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=369236776006
  • Santos E, Manuel, Prieto M, M. Pilar,  Propuesta metodológica para el análisis de los códigos decorativos: Comparando piedras y cerámica. Estudios Atacameños [Internet]. 2009; (37):123-138. Recuperado de: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=31516399008
  • Vázquez Rodríguez, Yunior,  Los Espacios interiores de la Vivienda y el diseño de interiores en Hoteles para el turismo.. Revista de Arquitectura e Ingeniería [Internet]. 2011;5(1): . Recuperado de: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=193921374005

Los contenidos de esta publicación se redactan solo con fines informativos. En ningún momento pueden servir para facilitar o sustituir diagnósticos, tratamientos o recomendaciones de un profesional. Consulta con tu especialista de confianza ante cualquier duda y busca su aprobación antes de iniciar cualquier procedimiento.