Costras en el pezón: posibles causas y tratamientos

Aunque las costras en el pezón causen cierta preocupación o alarma, lo cierto es que suelen obedecer a problemas que se pueden tratar en casa. En algunos pocos casos podría ser una señal de ciertas formas de cáncer.
Costras en el pezón: posibles causas y tratamientos
Leidy Mora Molina

Revisado y aprobado por la enfermera Leidy Mora Molina.

Escrito por Edith Sánchez

Última actualización: 13 marzo, 2022

Las costras en el pezón obedecen a múltiples causas. Es posible que sea un simple efecto del roce contra la ropa o también el indicador de que existe un problema más serio.

Si hay una ruptura en cualquier zona de la piel se produce una reacción. Las plaquetas de la sangre, así como algunas proteínas, realizan los procesos necesarios para la coagulación. Luego el coágulo se seca y se endurece. Así se forma una costra.

Las costras en el pezón son un mecanismo para mantener a los gérmenes fuera de la zona donde se produjo la ruptura de la piel. Al mismo tiempo, permite que las células que están debajo se curen más rápido. Pero, ¿por qué se rompe la piel de los pezones? De esto hablaremos enseguida.

Posibles causas de las costras en el pezón

Las costras en el pezón se ven como zonas endurecidas, a veces rojas y otras veces del mismo color de la piel. Suponen la existencia de una herida previa. Las principales razones por las que se forman son las siguientes.

Traumatismo en la zona

Ocurre por una herida superficial. A veces se trata de heridas tan pequeñas que apenas si se perciben.

Por lo general, aparecen por el roce de la piel con la ropa interior. También es posible que se formen al hacer ejercicios o durante el sexo.

Dolor en los pezones por una costra.
Toda la mama es sensible, pero los pezones representan una parte especialmente susceptible a las lesiones.

Sequedad de la piel

Este es uno de los motivos que con más frecuencia da lugar a las costras en el pezón. Una sequedad severa en la piel hace que esta se agriete y que se formen costras. Esto no solo ocurre por beber pocos líquidos, sino también por hábitos como beber alcohol o no dormir lo suficiente.

Amamantamiento

Algunas mujeres tienen ciertas dificultades en los pezones mientras están amamantando. Esto lleva a que se agrieten o se ampollen y luego formen costras.

Darle la leche materna al bebé de la forma inadecuada es un factor causal. Así mismo, es posible que el bebé comprima el pezón con demasiado ahínco.

Quemaduras

Una exposición prolongada al sol o a una cámara de bronceado puede provocar quemaduras en las mamas. Esto, a su vez, daría lugar a descamaciones en la zona.

Eccema de pezón

El eccema o dermatitis atópica hace que surja una erupción cutánea escamosa con picor. Se trata de una reacción a algún agente, como detergentes, jabones o materiales textiles. Esto lleva a que se irrite la piel e incluso que sangre y forme costras.

Hiperqueratosis

La hiperqueratosis es un grado bastante severo de sequedad en la piel. Provoca un visible engrosamiento en la epidermis, pero la ciencia desconoce las razones de fondo. En algunos casos cursa con costras en el pezón.



Secreciones mamarias secas

Durante el embarazo o la lactancia, es posible que haya secreción de leche o bien de calostro. Cuando el bebé no está succionando, esta secreción se acumula y se seca en los pezones. Se forman costras que no implican ningún riesgo.

Infección

Las infecciones por hongos o bacterias suelen hacer que se formen costras en el pezón. Estas casi siempre tienen un color amarillento. También es habitual que segreguen una supuración por debajo.


Lee más sobre la Mastitis


Psoriasis

La psoriasis hace que la piel se enrojezca y se descame. Esto genera la impresión de que la zona está cubierta por costras blanquecinas. Lo usual es que no solo afecte los pezones, sino también a otras zonas del cuerpo al mismo tiempo.

Enfermedad de Paget del pezón

Esta afección no es muy frecuente y se trata de un cáncer. Afecta el pezón y la areola, por lo general de un solo seno. Algunos de los síntomas típicos son los siguientes:

  • Hormigueo o ardor.
  • Escamas en el pezón.
  • Pezón plano o hundido.
  • Secreción de color amarillo o sanguinolento por el pezón.
  • Costras en el pezón o endurecimiento que suele extenderse a la areola.
Cáncer de mama con costras en el pezón.
Una forma de cáncer de mama es la enfermedad de Paget. Su frecuencia es baja.

Tratamientos disponibles para las costras en el pezón

El tratamiento para las costras en el pezón dependerá de la causa que las produzca. En los casos de sequedad o de hiperqueratosis, lo indicado es beber agua con suficiente frecuencia y tener una dieta saludable. Los aceites naturales de coco o sésamo son muy eficaces.

Veamos qué hacer cuando hay otras causas:

  • Por amamantamiento: se debe corregir la forma en que se le da leche al bebé. Si esto no funciona, sumergir los pezones en agua tibia con sal por 3 minutos después de amamantar.
  • Quemaduras: una buena solución es aplicarse mantequilla clarificada en la mañana y en la noche. Si no remite, consultar con el médico.
  • Eccema: lo indicado es identificar el agente que causa la irritación. Es posible que sea de gran ayuda lavar la zona con un jabón neutro.
  • Secreciones mamarias secas: solo hay que mantener limpia la zona.
  • Infección: si hay sospechas de una infección, se debe consultar con el médico.
  • Psoriasis: aplicar aceites naturales en el cuerpo ayuda a controlar los síntomas. Sin embargo, esta afección debe ser tratada por un especialista.

Consultar si hay dudas

Es importante estar atentas a cualquier cambio en los senos. Si aparecen costras en el pezón sin motivo aparente, lo mejor es ir al médico para que él efectúe un diagnóstico.

Esto es más prioritario si hay otros síntomas, como dolor, secreciones, bultos o cambios en el aspecto de la mama.

Te podría interesar...
Alivia los pezones agrietados utilizando estos 7 remedios caseros
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Alivia los pezones agrietados utilizando estos 7 remedios caseros

Los pezones agrietados son dolorosos y pueden desarrollar infecciones. Descubre 7 remedios caseros para acelerar su recuperación.



  • Gallardo Heredia, M. G. (2018). Factores de riesgo asociados a infecciones mamarias durante la lactancia materna exclusiva Hospital General Guasmo Sur (Doctoral dissertation, Universidad de Guayaquil. Facultad de Ciencias Médicas. Carrera de Obstetricia).
  • Esquivel-García, R., Estévez-Delgado, G., Rodríguez-Orozco, AR, Ochoa-Zarzosa, A., & García-Pérez, ME (2018). La psoriasis: de la investigación básica y clínica al desarrollo de nuevos tratamientos. Gaceta médica de México, 154 (4), 502-508.
  • Pinza, M. A. V., Duque, D. P. V., Zumárraga, F. S. M., & Castañeda, M. C. A. (2019). Enfermedades inflamatorias benignas de mama. RECIMUNDO, 3(3), 96-120.