¿Cuál es el mejor momento para someterse a un tratamiento corporal?

Un tratamiento corporal por sí solo no hace milagros. Lo ideal es que este se combine con una dieta adecuada, el ejercicio regular y el control del estrés. De este modo, se consiguen resultados óptimos.
¿Cuál es el mejor momento para someterse a un tratamiento corporal?
Leidy Mora Molina

Revisado y aprobado por la enfermera Leidy Mora Molina el 05 julio, 2021.

Escrito por Edith Sánchez, 02 julio, 2021

Última actualización: 05 julio, 2021

Se le llama tratamiento corporal a un procedimiento estético que se aplica para mejorar la apariencia del cuerpo. Se lleva a cabo para moldear la silueta, incrementar la belleza de la piel o para corregir algún problema o deficiencia.

El tratamiento corporal permite corregir problemas comunes como la celulitis, la flacidez, el fotoenvejecimiento y muchos otros. Estos procedimientos, por lo general, se llevan a cabo en un centro de estética. También es posible encontrarlos en algunos centros especializados de salud. Algunos se pueden llevar a cabo en casa.

Por lo general, un tratamiento corporal se adelanta para lograr una apariencia física más estética. Con ello, muchas personas consiguen sentirse mejor consigo mismas y, de este modo, incrementar su autoestima y su bienestar personal.

¿Cuándo debería buscar un tratamiento corporal?

Combate la celulitis con algunas infusiones.
Los tratamientos corporales pueden ayudar a aumentar la confianza y la autoestima.

Una persona puede practicarse un tratamiento corporal en cualquier momento, pero lo ideal es que no tenga ningún problema de salud. Algunas de estas técnicas exigen cuidados posteriores y, por lo tanto, es importante contar con el tiempo, los recursos y la disposición para adelantar esos cuidados.

También se debe tomar en cuenta que hay procedimientos en los que se requiere extremada precaución a la hora de tomar el sol. Los que impliquen esta limitación deberían posponerse para después del verano.

Pautas a tener en cuenta antes del tratamiento corporal

Es importante asesorarse bien antes de llevar a cabo un tratamiento corporal. En principio, el médico es la persona más capacitada para indicar qué tipo de procedimiento es el más adecuado para cada persona. Asimismo, el esteticista puede orientar sobre las alternativas disponibles. Además, se deben tomar en cuenta las siguientes pautas:

  • Algunos de los tratamientos corporales solo ofrecen resultados hasta varias semanas después y luego de seis a ocho sesiones.
  • Lo indicado es que un experto haga una valoración inicial para determinar qué problemas existen y cómo se pueden resolver.
  • Es importante formarse una expectativa realista frente a los resultados del tratamiento corporal.
  • Lo mejor es pensarlo bien y aclarar todas las dudas que se tengan antes de hacerse el procedimiento.
  • Lo más aconsejable es complementar el tratamiento con un estilo de vida saludable para obtener resultados óptimos y duraderos.

Tipos de tratamientos corporales

Los tratamientos corporales se pueden clasificar de varias maneras. Es muy común que se dividan en dos grupos: manuales y con aparatología. Asimismo, se pueden separar por categorías dependiendo del problema que pretenden resolver. Veamos.

Tratamientos manuales

En general, los tratamientos corporales manuales son técnicas de masoterapia. Buscan corregir algún problema estético o físico. Dentro de este grupo encontramos los siguientes:

  • Masaje básico. Fomenta el buen funcionamiento de la circulación y la eliminación del edema. Con esto se consigue eliminar toxinas y mejorar la nutrición y la oxigenación de los tejidos.
  • Masaje circulatorio. Busca activar la circulación. Comprende varias técnicas y la más conocida es el drenaje linfático. Este, como el nombre lo indica, se propone drenar la linfa para favorecer el sistema venoso.
  • Masaje estético. Se emplea para solucionar problemas estéticos como la celulitis, la flacidez, la grasa localizada, la hipotonía muscular, etc.
  • Masaje de relajación. El objetivo en este caso es ofrecer alivio físico y psicológico al reducir las tensiones musculares y serenar la mente.

Principales tratamientos con aparatología

Este grupo comprende los tratamientos que se valen de algún aparato para conseguir el efecto estético deseado. Dentro de los procedimientos más importantes que están comprendidos aquí encontramos los siguientes:

  • Ultrasonidos. Realizan una lipólisis inducida por la liberación de noradrenalina. Es una forma de «quemar grasas» y se utiliza para tratar grasas localizadas, celulitis y problemas similares.
  • Lipoláser. En este caso, se emplea una técnica láser no invasiva. Reduce la grasa localizada y moldea la silueta. Consiste en una licuefacción de grasas que luego son excretadas por el sistema linfático. Se combina con el drenaje linfático manual.
  • Electroestimulación. Las terminales nerviosas neuromusculares se estimulan con pequeñas cargas de electricidad. Esto provoca una contracción rítmica que incrementa la firmeza del músculo, entre otros beneficios.
  • Presoterapia. Este tratamiento corporal consiste en un drenaje linfático con aparatos y ofrece las mismas ventajas del que se hace de forma manual. Puede ser un tratamiento único o complementario a otros.
  • Vacumterapia. Utiliza un compresor que succiona una parte del tejido. Esto genera un masaje con presión negativa. Permite separar piel, grasa y músculo para favorecer cambios y activar la circulación.
  • Crioterapia. Hace uso de bajas temperaturas, ya que las células grasas son muy sensibles al frío. No causa lesiones y los efectos son similares a los de una liposucción. Puede aplicarse en cualquier parte del cuerpo.

Otros tratamientos con aparatos

Además de los anteriormente mencionados, existen otras clases de tratamientos corporales que utilizan aparatología y que no son tan famosos o conocidos. Entre todos ellos, destacan los siguientes:

  • Ondas de choque. Este tratamiento corporal emplea ondas acústicas de pulso único, ondas de choque focales planares, de presión radial y vibraciones de alta frecuencia, según el propósito. Estimulan el metabolismo de las células grasas y tienen otros muchos efectos positivos.
  • Velashape o Velabody. En este procedimiento se emplean cuatro tecnologías de forma simultánea: elōs, infrarrojos, energía de radiofrecuencia bipolar y absorción por vacuum. Permite hacer remodelación corporal.
  • Body up. Este tratamiento corporal se vale de ondas de pulso magnético. Con ello se mejora el tono muscular y se potencia su volumen. Tiene efectos positivos en menor cantidad de sesiones.
  • HIFU. Emplea energía ultrasónica de alta intensidad. Mediante un haz de luz se eleva la temperatura del tejido y esto lleva a que se reestructure el colágeno y la elastina en la zona. Tensa y estira la piel, además de reducir grasas, restaurar tejidos y eliminar fibrosis.
  • Ultracavitación. En este caso, se utilizan ondas ultrasónicas moduladas de 40 khz. Estas generan microburbujas de vacío que vibran y destruyen las células grasas. Ayuda a eliminar grasa localizada.

Tratamientos según el propósito

Los tratamientos corporales también se pueden clasificar en función del objetivo que se busca. Desde ese punto de vista, las categorías son las siguientes:

  • Tratamiento corporal para la celulitis. Drenaje linfático, ultrasonido, presoterapia, velashape o velabody, ultracavitación, vacuumterapia y ondas de choque.
  • Contra la grasa localizada. Drenaje linfático, masajes reductores, electroestimulación, crioterapia, radiofrecuencia, vacuumterapia, ultracavitación, lipoláser y velashape o velabody.
  • Para flacidez cutánea o muscular. Masajes tonificantes, electroestimulación, radiofrecuencia, ondas de choque, HIFU y velashape o velabody.
  • Eliminación de várices. En este caso el tratamiento corporal complementa el manejo médico. Por lo general, se emplea presoterapia y drenaje linfático manual.
  • Bajar o reducir volumen. Masajes reductores, electroestimulación, radiofrecuencia, presoterapia o drenaje linfático, crioterapia, vacuumterapia, ultracavitación, lipoláser y velashape o velabody.
  • Para flacidez cutánea. Velashape o velabody, HIFU y radiofrecuencia.
  • Para flacidez muscular. Body up y electroestimulación.

Como tal, no hay ningún tratamiento corporal para el sobrepeso. De hecho, antes de llevar a cabo cualquiera de los anteriores procedimientos es necesario conseguir el peso normal. Los tratamientos estéticos permiten complementar y pulir la silueta.

Beneficios generales de un tratamiento corporal

Los efectos de los masajes terapéuticos son positivos.
Los tratamientos corporales sirven de complemento a los hábitos saludables a la hora de obtener beneficios estéticos.

Un tratamiento corporal ofrece, sobre todo, beneficios estéticos. Sirve para solucionar problemas con la apariencia y, como consecuencia de ello, aumentar la autoaceptación y la autoestima.

Este tipo de tratamientos también tienen otros aspectos positivos como los siguientes:

  • Tienen bajo riesgo, ya que no son invasivos como las cirugías.
  • No exigen reposo o inactividad después de ser aplicados.
  • Ofrecen un progreso paulatino.
  • Son eficaces.
  • Ofrecen resultados muy satisfactorios.
  • Las técnicas son muy variadas y pueden combinarse para ofrecer mejores resultados.
  • Casi todas las personas pueden servirse de un tratamiento corporal, sin problema.
  • Tienen un costo menor que el de las cirugías.

En general, un tratamiento corporal permite obtener una apariencia más armoniosa, moldear la silueta y otorgar un aspecto rejuvenecido. También puede proporcionar beneficios para la salud, ya que ayuda a evitar la retención de líquidos y a activar la circulación.

¿En cuánto tiempo puedo ver los resultados?

El tiempo necesario para observar resultados claros depende del problema a tratar, su grado de severidad y las técnicas que se empleen para resolverlo. Algunas veces el efecto se nota casi de inmediato; otras veces será necesario un buen número de sesiones para conseguir resultados.

De cualquier modo, rara vez es necesario esperar mucho tiempo para ver cambios significativos. Lo más habitual es que el tratamiento corporal no tome más de 8 sesiones. Por lo tanto, en los casos más difíciles suele requerirse máximo de un mes, en promedio, para percibir avances notables.

La consulta médica es recomendable

Se puede decir que en la actualidad hay un tratamiento corporal para casi cualquier problema estético. Las opciones son muchas y, de hecho, se avanza de forma continua. Nuevos procedimientos se ensayan cada día.

Es importante solicitar la asesoría médica antes de llevar a cabo un tratamiento corporal. Si bien estos procedimientos no generan mayores riesgos, el médico puede orientar sobre la modalidad más conveniente. También es importante elegir un sitio muy profesional para aplicarse estos procedimientos.

Te podría interesar...
¿En qué consiste la maderoterapia?
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
¿En qué consiste la maderoterapia?

La maderoterapia es una técnica natural que se pone en práctica para tratamientos articulares y estéticos del ser humano.



  • Trelles, M., Bonanad, E., Moreno-Moraga, J., Alcolea, J., Mordon, S., & Leclère, F. M. (2013). Lipólisis láser y liposucción en ginecomastia: retracción cutánea eficaz y segura. Revista do Colégio Brasileiro de Cirurgiões, 40(1), 23-31.
  • Centurión, P., Cuba, J. L., & Noriega, A. (2011). Liposucción con diodo láser 980-nm (LSDL 980-nm): optimización de protocolo seguro en cirugía de contorno corporal. Cirugía Plástica Ibero-Latinoamericana, 37(4), 355-364.
  • Sánchez, M. A. R., & Lobertini, M. H. (2017). Medicina estética: Claves, abordajes y tratamientos actuales. Formación Alcalá Editorial.