Enfermedad de Raynaud: síntomas, diagnóstico y tratamiento

La enfermedad de Raynaud son episodios de disminución del flujo sanguíneo que causan cambios de coloración en la piel. ¿Por qué ocurre?
Enfermedad de Raynaud: síntomas, diagnóstico y tratamiento
Mariel Mendoza

Escrito y verificado por la médica Mariel Mendoza el 11 noviembre, 2021.

Última actualización: 11 noviembre, 2021

La enfermedad de Raynaud se debe a la disminución transitoria del flujo sanguíneo de la piel en respuesta a estímulos específicos como el estrés o el frío. Afecta de forma más común a los dedos de las manos y, luego, a los de los pies. En particular, estos se tornan en tres coloraciones diferentes como respuesta a los estímulos.

Tanto su diagnóstico como su tratamiento requiere de la intervención de un especialista en reumatología. El profesional evaluará la gravedad de los síntomas y determinará si están asociados a otra condición. ¿Quieres saber más al respecto? A continuación, te informamos en detalle.

¿Qué es la enfermedad de Raynaud?

La enfermedad de Raynaud es una afección que suele darse en personas hipersensibles. En concreto, se produce por una respuesta exagerada de los vasos sanguíneos frente a factores como el estrés emocional o el frío. Por ahora, no se ha identificado un origen específico. Sin embargo, tiene una prevalencia del 3 al 20 % de la población mundial.

El primero en describir esta condición fue Maurice Raynaud en 1862; de ahí su nombre. Este la definió como una falta de oxígeno local en las extremidades por una respuesta exagerada de la médula espinal sobre los vasos sanguíneos.

¿Qué es la enfermedad de Raynaud?
En la enfermedad de Raynaud, hay una respuesta de hipersensibilidad al frío o al estrés.


Síntomas

En pocas palabras, la enfermedad de Raynaud provoca las siguientes manifestaciones clínicas:

  • Extremidades frías.
  • Cambios de coloración en la piel (por lo general asimétricos y que respetan los pulgares en el caso de las manos).
  • Dolor tipo punzante.
  • Hormigueo y entumecimiento.

Otro factor de importancia es el carácter episódico y asociado a los factores desencadenantes, por lo que es más común durante el invierno. A menudo, las extremidades tienden a tomar tres coloraciones diferentes debido a la constricción de los vasos sanguíneos.

  • La disminución rápida y exagerada del flujo sanguíneo de la piel hace que se torne de color pálida y fría.
  • Cuando se prolonga la disminución del flujo sanguíneo y hay deficiencia de oxígeno en los tejidos, se torna de color azul o cianótica, y se sienten entumecidas.
  • Una vez se reinicia el flujo sanguíneo, el influjo de sangre es rápido y exagerado; por lo tanto, toma una coloración roja o eritematosa. En este momento suelen sentirse palpitaciones, dolor tipo pinchazos o hinchazón.

Existen algunos casos en los que la piel solo se torna pálida. Cuando esta circunstancia se prolonga puede generarse adormecimiento, sensación de pesadez y dolor.

Y si bien predomina en los dedos de las manos y de los pies, también tiende a afectar las orejas, la nariz, la cara, los pezones y la rodilla. Incluso, se puede manifestar con livedo reticularis (decoloración rojiza y azulada en parches en la piel) en otras partes.

Todos los síntomas son reversibles al calentar la zona o disminuir el estímulo; además, son transitorios. Sin embargo, cuando alguna arteria se ocluye de forma total por tiempo prolongado, puede causar unas úlceras en la piel cuyo tratamiento requiere la extirpación del tejido afectado.



Factores predisponentes

  • Sexo femenino.
  • Edad (más frecuente entre los 15 y 40 años).
  • Antecedentes familiares.
  • Alguna condición subyacente que afecte los vasos sanguíneos.
  • Vivir en climas fríos (los síntomas suelen empeorar en invierno y mejorar en verano).

¿Es lo mismo el síndrome de Raynaud que el fenómeno de Raynaud y la enfermedad de Raynaud?

El fenómeno de Raynaud puede clasificarse en primario o secundario. El primario es el denominado «fenómeno de Raynaud» o «enfermedad de Raynaud». Entre tanto, el término «síndrome de Raynaud» se reserva para el fenómeno de Raynaud secundario.

La enfermedad de Raynaud es aquella en la que no se identifica otra condición asociada que pueda causarla. Es más frecuente en el sexo femenino, en menores de 30 años y con antecedentes familiares. Suele ser bilateral, simétrica y con escasa tendencia a la formación de úlceras.

El síndrome de Raynaud es aquel en el que existe una condición subyacente que actúa como factor desencadenante. Suele aparecer a una edad más tardía, con episodios asimétricos, laboratorios alterados y en el sexo masculino. En particular, las patologías asociadas a su aparición son las siguientes:

  • Enfermedades del tejido conectivo, como la esclerodermia o el lupus eritematoso.
  • Enfermedades como la ateroesclerosis (endurecimiento de los vasos sanguíneos por acumulación de colesterol) y otras enfermedades cardiovasculares.
  • Diabetes mellitus.
  • Medicamentos como betabloqueantes (bisoprolol) o para la migraña (ergotamina y sumatriptán).

Diagnóstico de la enfermedad de Raynaud

Para diferenciar un caso primario de un caso secundario de Raynaud se realiza una prueba denominada  «capilaroscopia periungueal». Con un microscopio o una lupa, en esta se observan los vasos sanguíneos de la piel de la base de la uña en la búsqueda de alteraciones.

En los casos de enfermedad de Raynaud primaria, la capilaroscopia es negativa. Además, en estos casos los exámenes inmunológicos y los marcadores inflamatorios son normales. Se deben descartar enfermedades de las arterias y otras afecciones que puedan causar la disminución del flujo sanguíneo.

Para determinar si hay obstrucción de las arterias, se puede realizar una ecografía Doppler antes y después de la exposición al frío.

Diagnóstico de la enfermedad de Raynaud
Una vez realizado el diagnóstico de la enfermedad de Raynaud, el tratamiento depende de su gravedad y de sus síntomas.

Tratamiento y pronóstico de la enfermedad de Raynaud

En los casos de la enfermedad de Raynaud leve, el tratamiento es prevenir la exposición al agente desencadenante. Por lo tanto, puede controlarse mediante la protección de las zonas susceptibles al frío, como la cabeza, el tronco, los brazos, las manos y las piernas. De igual manera, se pueden remojar las manos en agua tibia cuando sucedan los ataques.

Asimismo, es conveniente hacer algunas modificaciones en el estilo de vida para mantener una temperatura adecuada y mejorar la circulación de los vasos sanguíneos. Para ello, se recomienda hacer ejercicio físico, disminuir la exposición al estrés y evitar la ingesta de tabaco y cafeína.

En caso de requerir medicamentos, el médico puede sugerir agentes que dilatan los vasos sanguíneos, como los siguientes:

  • Bloqueantes alfaadrenérgicos (dibencilina).
  • Bloqueantes de los canales de calcio (amlodipina, nifedipina).
  • Bloqueadores del receptor de angiotensina (prazosina).

El pronóstico de la enfermedad de Raynaud es bueno. Aunque los síntomas pueden ser molestos al momento, no son incapacitantes y pueden ser controlados.

Te podría interesar...
¿Por qué tengo la piel pálida?
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
¿Por qué tengo la piel pálida?

La presencia de piel pálida responde a diversas situaciones y enfermedades. Se deberán tener en cuenta los síntomas acompañantes para el diagnóstic...