¿Cómo cocinar los huevos: cocidos, fritos o en tortilla?

Los huevos son alimentos categorizados como saludables. Ahora bien, es importante cocinarlos de forma adecuada para que no pierdan propiedades.
¿Cómo cocinar los huevos: cocidos, fritos o en tortilla?
Sául Sánchez Arias

Escrito y verificado por el nutricionista Sául Sánchez Arias el 01 septiembre, 2021.

Última actualización: 01 septiembre, 2021

Aprender cómo cocinar los huevos es fundamental para aprovechar todos los beneficios de estos alimentos. A pesar de que durante mucho tiempo se restringió su consumo, en la actualidad se sabe que cuentan con efectos positivos para la salud. Por ello, se promociona su aparición en la dieta.

La ingesta de huevos no incrementa los niveles de colesterol ni perjudica el funcionamiento del sistema cardiovascular. Por tanto, no hay motivos para restringir este alimento en la alimentación cotidiana. Es más, lo adecuado sería promocionar su consumo para asegurar un aporte óptimo de proteínas.

La mejor manera de cocinar los huevos

Está claro que el mejor modo de cocinar los huevos es hirviéndolos en agua. De esta forma, se produce la desnaturalización de sus proteínas, lo que permitirá la asimilación posterior. Además, se evita la formación de lípidos trans derivada del sometimiento del alimento a las altas temperaturas. Tampoco se incrementa el valor energético, ya que no existe aceite de por medio.

No obstante, en tortilla francesa o a la plancha también se pueden consumir de forma regular. Lo único determinante es evitar la fritura. Con este método de cocción, se promociona la aparición de lípidos trans, elementos que han demostrado ser nocivos para la salud a medio plazo según un estudio publicado por Diabetes & Metabolic Syndrome.

Lo anterior se debe a que los alimentos fritos incrementan los mecanismos inflamatorios del organismo, lo que se relaciona con un mayor riesgo de desarrollar patologías complejas.

Ahora bien, siempre que se cocinen con poco aceite, se conseguirá un resultado final óptimo y saludable. Incluso existe la opción de prepararlos al horno o al microondas, aunque sean métodos de cocción menos corrientes para estos alimentos.

Canasta con huevos cocidos.

Beneficios del consumo de huevos

La introducción de huevos en la dieta genera varios beneficios para la salud. Los más destacados son los siguientes:

Mejora de la función muscular

El huevo concentra proteínas de alto valor biológico en su interior. Estos nutrientes son determinantes para conseguir que el músculo se recupere de forma óptima tras un esfuerzo físico. De hecho, es preciso un aporte de más de 1,4 gramos de proteína por kilo de peso al día en deportistas, según un estudio publicado en Journal of the International Society of Sports Nutrition.

Protege frente al desarrollo de patologías complejas

En lo que a micronutrientes se refiere, el huevo puede aportar una cantidad significativa de vitamina D. Este elemento es deficitario en la mayor parte de la población, y son pocos los alimentos que lo contienen. Su consumo regular se asocia con un menor riesgo de desarrollar patologías complejas, y también con una modulación efectiva de la inflamación.

Uno de los mejores mecanismos para asegurar que los niveles de vitamina D en el cuerpo son los adecuados es la exposición a la luz solar. Por medio de los rayos ultravioleta, se estimula la síntesis de la sustancia en el organismo. Es fundamental asegurar que se toma el sol durante el verano, ya que el cuerpo es capaz de crear reservorios de la vitamina en el tejido graso que duran todo el periodo invernal.

Es poco calórico

Otra de las ventajas del huevo, siempre que se cocine de forma adecuada, es que se trata de un alimento poco energético. Su densidad nutricional es elevada, pero aporta pocas calorías.

Por este motivo, resulta perfecto para introducir en una dieta con un objetivo de pérdida de peso. El huevo mejora la recuperación del tejido magro sin generar un desequilibrio en la balanza energética a favor de la ingesta.

Los huevos revueltos pueden usarse como desayuno rico en proteína.

El huevo cocido es un alimento recomendado en cualquier dieta

Como hemos comentado, el consumo de huevo está recomendado en casi cualquier plan nutricional. Ahora bien, hay que apostar por un método de cocción adecuado. Lo mejor es cocerlos en agua hirviendo, aunque se pueden preparar también a la plancha o en tortilla francesa.

Lo que hay que evitar es la fritura de los huevos, ya que a partir de aquí se incrementa su valor energético y se promociona también la presencia de grasas de tipo trans en su interior.

En síntesis, es fundamental apostar por métodos de cocción de los alimentos poco grasos y bajo temperaturas moderadas. Con esto, se consiguen resultados muchos más saludables que protegen a la salud a medio plazo.

Te podría interesar...
3 efectos psicológicos de la cafeína
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
3 efectos psicológicos de la cafeína

Te vamos a explicar cuáles son los principales efectos psicológicos de la cafeína de los que te puedes aprovechar para practicar ejercicio.



  • Islam, M. A., Amin, M. N., Siddiqui, S. A., Hossain, M. P., Sultana, F., & Kabir, M. R. (2019). Trans fatty acids and lipid profile: A serious risk factor to cardiovascular disease, cancer and diabetes. Diabetes & Metabolic Syndrome, 13(2), 1643–1647. https://doi.org/10.1016/j.dsx.2019.03.033
  • Jäger, R., Kerksick, C. M., Campbell, B. I., Cribb, P. J., Wells, S. D., Skwiat, T. M., Purpura, M., Ziegenfuss, T. N., Ferrando, A. A., Arent, S. M., Smith-Ryan, A. E., Stout, J. R., Arciero, P. J., Ormsbee, M. J., Taylor, L. W., Wilborn, C. D., Kalman, D. S., Kreider, R. B., Willoughby, D. S., Hoffman, J. R., … Antonio, J. (2017). International Society of Sports Nutrition Position Stand: protein and exercise. Journal of the International Society of Sports Nutrition, 14, 20. https://doi.org/10.1186/s12970-017-0177-8