¿En qué consiste la dieta hormonal?

La dieta hormonal se estructura normalmente en 3 pasos. El primero de ellos es crítico, ya que puede conllevar el déficit de nutrientes esenciales.
¿En qué consiste la dieta hormonal?
Sául Sánchez Arias

Escrito y verificado por el nutricionista Sául Sánchez Arias el 25 Marzo, 2021.

Última actualización: 25 Marzo, 2021

La dieta hormonal es un plan de alimentación que apuesta por una mejora de los hábitos con el objetivo de regular las hormonas y generar una pérdida de peso. Muchas veces, el estado de composición corporal viene determinado por desequilibrios en la producción de estas sustancias, por lo que atacar este problema es clave.

No obstante, hay que tener en cuenta que la dieta hormonal, cuando se plantea de manera inadecuada, puede llegar a ser peligrosa. Si existen problemas en la síntesis de dichos elementos de forma previa por aportes ineficientes de nutrientes, se puede agravar el proceso.

Pasos de la dieta hormonal

Con el objetivo prioritario de recuperar el equilibrio en el medio interno, la dieta hormonal propone el seguimiento de tres pasos distintos.

Primer paso

En primera instancia, se apuesta por un modelo detox en el que se restringen componentes de la alimentación como el gluten, los lácteos, la carne roja y los cítricos. También se eliminan el alcohol y la cafeína.

Con respecto a este paso, hay que tener en cuenta que los protocolos restrictivos han demostrado resultar peligrosos en muchos contextos. Por ejemplo, no existe fundamento científico para promover la limitación de los lácteos en la dieta. De acuerdo con un estudio publicado en la revista Nutrition Research Reviews, el consumo regular de estos alimentos genera una mejora en la estructura ósea a medio plazo.

No obstante, es cierto que la eliminación de los compuestos tóxicos, como el alcohol, y de algunos aditivos puede repercutir positivamente sobre el funcionamiento del organismo. Estos forman parte de la dieta habitual de muchas personas y generan problemas a nivel hepático y cardiovascular. La concienciación al respecto es crucial.

Segundo paso

Los alimentos frescos deben ser la base de la dieta en caso de metabolismo lento.

Una vez que se completa la fase uno, se comienzan a reintroducir algunos de los alimentos que resultan claves en la alimentación, como los lácteos y los granos. De todos modos, se prueba la tolerancia primero, para de este modo determinar que no generan alteraciones a nivel intestinal.

A partir de aquí, se promueve la puesta en marcha de un tipo de alimentación que prioriza el consumo de alimentos frescos frente al de ultraprocesados industriales. Según un estudio publicado en la revista BMJ, la ingesta habitual de estos comestibles genera un mayor riesgo de desarrollar patologías cardiovasculares.

A la hora de plantear esta nueva dieta, es importante garantizar la variedad. Han de aparecer alimentos de casi todos los grupos, para que se cubran los requerimientos de nutrientes esenciales. Eso sí, es bueno enfatizar la ingesta de vegetales y de pescados.

Tercer paso

En el momento en el que las bases de una buena dieta están correctamente asentadas, se recomienda poner en marcha un plan de ejercicio físico y de otros buenos hábitos para conseguir un equilibrio a nivel hormonal. Es importante priorizar el buen descanso, garantizando al menos 7 horas de sueño nocturno.

Por otra parte, puede ser momento de introducir ciertos suplementos que consigan mejorar el bienestar. Algunos de ellos pueden estar orientados a modular los mecanismos inflamatorios, como los omega 3. Otros, en cambio, pueden ayudar a generar un mejor descanso, como es el caso de la melatonina.

De todos modos, siempre es importante consultar primero con un especialista antes de introducir suplementos en la dieta. Este experto será capaz de aconsejar sobre el mejor producto para consumir, además de adecuar la pauta de suplementación a las necesidades individuales.

Hombre siguiendo recomendaciones médicas para el ejercicio aeróbico en la cinta.

Al mismo tiempo, hay que tener en cuenta que la práctica de actividad física se debe introducir de forma progresiva. De este modo, se evitan posibles lesiones y molestias musculares que se deriven de una falta de adaptación.

La dieta hormonal promete ayudar a mejorar el estado de salud

La dieta hormonal se crea con el objetivo de alcanzar un estado de homeostasis en el medio interno. Sin embargo, no está exenta de riesgos. La primera fase resulta muy restrictiva, lo que puede condicionar la aparición de déficits de nutrientes esenciales. En estos casos, lo mejor es consultar con un especialista para calibrarla adecuadamente.

De todos modos, la esencia de este método de alimentación es priorizar el consumo de alimentos frescos, así como promocionar buenos hábitos de vida. Entre ellos, destacan la práctica deportiva de forma habitual y el buen descanso, dos pilares fundamentales cuando hablamos de salud.

Te podría interesar...
Causa de la intoxicación por alimentos
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
Causa de la intoxicación por alimentos

Conocer las causas de la intoxicación por alimentos probablemente te ayude a prevenir dichas situaciones. Te las explicamos aquí.



  • van den Heuvel EGHM, Steijns JMJM. Dairy products and bone health: how strong is the scientific evidence? Nutr Res Rev. 2018 Dec;31(2):164-178. doi: 10.1017/S095442241800001X. Epub 2018 Mar 21. PMID: 29560832.
  • Srour B, Fezeu LK, Kesse-Guyot E, Allès B, Méjean C, Andrianasolo RM, Chazelas E, Deschasaux M, Hercberg S, Galan P, Monteiro CA, Julia C, Touvier M. Ultra-processed food intake and risk of cardiovascular disease: prospective cohort study (NutriNet-Santé). BMJ. 2019 May 29;365:l1451. doi: 10.1136/bmj.l1451. PMID: 31142457; PMCID: PMC6538975.