4 hábitos que debes aprender para empezar a hacer una dieta

Si vas a empezar una dieta has de saber que existen una serie de hábitos que se deben mejorar primero. De lo contrario la adherencia a la misma podría verse condicionada.
4 hábitos que debes aprender para empezar a hacer una dieta
Sául Sánchez Arias

Escrito y verificado por el nutricionista Sául Sánchez Arias.

Última actualización: 05 julio, 2022

Para empezar a hacer una dieta es bueno poner en marcha una serie de hábitos que pueden ayudar conseguir el éxito a medio plazo. Al fin y al cabo uno de los objetivos es garantizar la adherencia. De este modo se evita el abandono y el efecto rebote posterior, que en muchas ocasiones devuelve a la persona a un punto peor que el lugar de partida.

Pero antes de comenzar hemos de destacar que no todas las dietas sirven o están indicadas. Es importante garantizar la viabilidad de la misma. Para ello lo mejor es consultar con un experto en nutrición. En líneas generales, que la dieta se variada y equilibrada suelen ser buenas señales.

Hábitos para empezar a hacer una dieta

A continuación, te vamos a mostrar cuáles son los mejores hábitos que debes poner en marcha a la hora de empezar a hacer una dieta. Ten en cuenta que dependiendo des planteamiento puede ser más o menos fácil de seguir, pero lo importante es siempre tratar de mantener unas rutinas.

Ensalada mediterránea
Para seguir una dieta ética y sostenible es importante consumir productos de estación.

1. Haz la lista de la compra

Es frecuente que las personas terminen comprando en el supermercado más alimentos de los que necesitaban en un principio. Esto puede resultar especialmente nocivo cuando el carro se llena de ultraprocesados de tipo industrial, con alto contenido en grasas de tipo trans. Estas han demostrado ser capaces de incrementar los mecanismos inflamatorios y de perjudicar la salud con el paso de los años.

A la hora de planificar el menú semanal es bueno hacer una lista con todos los alimentos que serán necesarios. Así se evitará caer en la tentación de adquirir dulces u otro tipo de comestibles que se salgan de lo marcado o que no resulten positivos. Con esta estrategia pecar a nivel dietético será más complicado, pues no se dispondrán de dichos alimentos en casa.

2. Plantea el número de comidas a tu gusto

No todas las personas se sienten cómodas haciendo 5 comidas al día. Más bien al contrario. Para muchos será suficiente con un par de ingestas de calidad en cada jornada. A pesar de que esta estrategia se ha criticado mucho en los últimos años, ahora se sabe que no es negativa para el organismo. De acuerdo con un estudio publicado en la revista Journal of the Academy of Nutrition and Dietetics, el ayuno intermitente cuenta con ciertos beneficios para el metabolismo, por lo que no es para nada mala idea ponerlo en práctica.

Ahora bien, esto no quiere decir que todo el mundo tenga que ayunar. Aquellas personas con más apetito pueden plantear un esquema con más comidas que sacie sus necesidades. La clave es individualizar para conseguir generar adherencia y buena adaptación con el paso de los meses.

3. Cuidado con los planes milagro

Con lo que sí que hay que tener cuidado es con los planteamientos que prometen resultados increíbles en muy poco tiempo. No suelen resultar buenos para la salud, ya que son demasiado estrictos. Es mejor optar por una alternativa que sea sostenible en el tiempo y que no resulte tan restrictiva en cuando a tipos de alimentos permitidos. De lo contario se incrementaría el riesgo de desarrollar un déficit de nutrientes.

4. No te olvides del ejercicio

Hacer dieta es necesario, pero no llegarás muy lejos sin la práctica de otros buenos hábitos de vida. El ejercicio es fundamental para que la fisiología del medio interno funcione adecuadamente. También la salud metabólica se verá beneficiada. Y es que mediante el deporte se consigue optimizar el uso de los nutrientes para la génesis de energía.

Oficinista realizando ejercicio con mancuernas ideal para personas sedentarias
Romper con el sedentarismo es fundamental para adquirir hábitos saludables.

No descuides los buenos hábitos para empezar una dieta

Como has visto, hay ciertos hábitos que se deben tener en cuenta antes de empezar una dieta. Así se incrementará el porcentaje de éxito según avancen las semanas, lo que repercutirá positivamente sobre el estado de salud. Eso sí, si tienes más dudas al respecto no olvides que siempre puedes contar con la ayuda de un profesional.

Para terminar, ten presente que ciertos elementos como los suplementos dietéticos pueden ayudar a facilitar los planteamientos dietéticos, pero tampoco son milagrosos. Desconfía si aparecen demasiados en la pauta y si la variedad de la dieta en sí es reducida. Garantizar un aporte suficiente de nutrientes por medio de los alimentos será determinante.

Te podría interesar...
Café cetogénico: lo que debes saber
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Café cetogénico: lo que debes saber

El café cetogénico es una bebida que cuenta con varios beneficios para la salud debido a su valor nutricional. Conoce cómo se prepara.



  • de Souza, R. J., Mente, A., Maroleanu, A., Cozma, A. I., Ha, V., Kishibe, T., Uleryk, E., Budylowski, P., Schünemann, H., Beyene, J., & Anand, S. S. (2015). Intake of saturated and trans unsaturated fatty acids and risk of all cause mortality, cardiovascular disease, and type 2 diabetes: systematic review and meta-analysis of observational studies. BMJ (Clinical research ed.), 351, h3978. https://doi.org/10.1136/bmj.h3978.
  • Patterson, R. E., Laughlin, G. A., LaCroix, A. Z., Hartman, S. J., Natarajan, L., Senger, C. M., Martínez, M. E., Villaseñor, A., Sears, D. D., Marinac, C. R., & Gallo, L. C. (2015). Intermittent Fasting and Human Metabolic Health. Journal of the Academy of Nutrition and Dietetics, 115(8), 1203–1212. https://doi.org/10.1016/j.jand.2015.02.018.