Sales de Epsom: ¿qué son y para qué se usan?

¿Alguna vez has oído hablar de las sales de Epsom? Se pueden utilizar como suplemento dietético en algunos casos. Te contamos qué son.
Sales de Epsom: ¿qué son y para qué se usan?
Sául Sánchez Arias

Escrito y verificado por el nutricionista Sául Sánchez Arias el 25 agosto, 2021.

Última actualización: 25 agosto, 2021

Las sales de Epsom son un producto que utilizan de forma recurrente muchos atletas para reducir el dolor muscular y aumentar la sensación de bienestar. Desde el punto de vista químico, se conocen como sulfato de magnesio, y destacan por el aporte de este mineral tan importante en la fisiología humana.

El magnesio interviene en la síntesis de muchas proteínas necesarias para el organismo. Asimismo, cuenta con implicaciones importantes dentro del sistema nervioso central, por lo que hay que evitar su déficit a toda costa. En ocasiones, los requerimientos del mineral pueden verse aumentados.

Beneficios de las sales de Epsom

A continuación, vamos a comentar cuáles son los principales beneficios de la inclusión de las sales de Epsom en el contexto de una dieta variada y equilibrada.

Reducción de los niveles de estrés

El magnesio es un nutriente importante a la hora de controlar la fisiología del sistema nervioso central. Un aporte adecuado del mineral es capaz de modular los niveles de estrés del organismo, tal y como afirma un estudio publicado en la revista Nutrients. De hecho, es habitual que se consuma junto a la melatonina, ya que ambos provocan un efecto sinérgico.

Ayudan a la relajación de los músculos

De acuerdo con otra investigación publicada también en la revista Nutrients, la suplementación con magnesio podría ayudar a mejorar la recuperación y relajación muscular tras el ejercicio. En sentido contrario, un déficit en los niveles del nutriente podría afectar a la fuerza del agarre y al rendimiento del deportista.

Los estiramientos para aliviar el dolor lumbar también incluyen a los miembros inferiores.

Para aprovechar este beneficio, las sales de Epsom resultan una excelente forma de incrementar la presencia del mineral en la dieta, con lo que se evitaría una situación de aporte ineficiente que pueda condicionar la salud o el bienestar del atleta. Se trata de una alternativa a la suplementación directa por medio de productos con un concentrado del mineral.

Alivian el estreñimiento

Las sales de Epsom también se han postulado como un posible alivio contra el estreñimiento. Estas generan un cierto efecto laxante, por lo que aumentan la velocidad de tránsito intestinal y favorecen las deposiciones. Su consumo provoca un incremento del volumen de agua en los intestinos, lo que facilita la posterior evacuación.

Podrían regular los niveles de glucosa

Algunos expertos han sugerido que el consumo de cantidades elevadas de magnesio o de sales de Epsom podría provocar un efecto positivo sobre las glucemias sanguíneas, modulando a la baja este parámetro. De este modo, se conseguiría que la insulina se usase de un modo más eficiente incrementando la sensibilidad de las células del cuerpo a la hormona.

No obstante, no es posible encontrar evidencias sólidas que puedan confirmar este beneficio en la actualidad. Están disponibles algunos ensayos controlados, pero no son suficientes como para recomendar el consumo de sales de Epsom en personas con algún tipo de disfunción metabólica.

Contraindicaciones de las sales de Epsom

A pesar de ser un producto natural y de sus posibles beneficios, las sales de Epsom también tienen contraindicaciones. De hecho, es recomendable no incluir este producto en la pauta dietética sin la supervisión de un profesional. Una sobredosis de estas sales podría generar un incremento de los niveles de magnesio en sangre, algo que provoca calambres intestinales, dolor abdominal, diarrea y náuseas.

Las sales de Epsom ofrecen diversos beneficios para la salud.

Por otra parte, es importante evitar el uso tópico de este producto. No conviene emplear sales de Epsom para el tratamiento de quemaduras, heridas y reacciones alérgicas, ya que se podrían empeorar todos estos procesos.

Sales de Epsom, un producto con beneficios

Según hemos comentado, las sales de Epsom pueden incluirse en la pauta nutricional de algunos deportistas con el objetivo de generar ciertos beneficios sobre la recuperación. No obstante, es importante que primero las paute un especialista en nutrición. Más que conseguir provocar un incremento en la concentración del mineral en el organismo, conviene evitar un déficit.

De todos modos, hay otros modos de asegurar un aporte óptimo de magnesio sin recurrir a este producto. El planteamiento de una dieta variada y equilibrada debería ser suficiente para alcanzar los requerimientos diarios del mineral. Incluso muchos suplementos recuperadores cuentan con una dosis extra de este nutriente para compensar las posibles pérdidas por sudor durante la práctica de ejercicio intenso.

Te podría interesar...
Leche de avena o almendras: ¿cuál elegir?
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Leche de avena o almendras: ¿cuál elegir?

La leche de almendras y la de avena poseen distintas características. Te vamos a enseñar cuál es mejor opción para su consumo de forma regular.



  • Boyle, N. B., Lawton, C., & Dye, L. (2017). The Effects of Magnesium Supplementation on Subjective Anxiety and Stress-A Systematic Review. Nutrients, 9(5), 429. https://doi.org/10.3390/nu9050429
  • Zhang, Y., Xun, P., Wang, R., Mao, L., & He, K. (2017). Can Magnesium Enhance Exercise Performance?. Nutrients, 9(9), 946. https://doi.org/10.3390/nu9090946