Hatha yoga: todo lo que debes saber

12 Marzo, 2021
Este artículo ha sido escrito y verificado por Periodismo deportivo Yamila Papa Pintor
El hatha yoga es uno de los tipos de yoga más practicado a nivel mundial, debido a que tiene muchos beneficios para el cuerpo y la mente. Te contamos más sobre esta disciplina.

El hatha yoga es un sistema muy elaborado de técnicas que influye no solo en lo físico, sino también en lo emocional. Quizás es el tipo de yoga más extendido y conocido en todo el mundo, pero eso no significa que sepamos al pie de la letra sobre sus objetivos, sus posturas o en qué casos se recomienda.

A continuación, te proponemos conocer en detalle diversos aspectos de esta actividad física tan practicada, la cual es sumamente recomendable en varias situaciones. ¡Es realmente una disciplina fascinante!

¿Qué significa «hatha yoga»?

Si nos basamos en el idioma sánscrito, debemos decir que hatha yoga significa ‘yoga forzado’ o ‘meditación abstracta’. Esto es así porque dentro de la práctica estamos forzando a la mente a alejarse de cualquier objeto externo o pensamiento interno.

Además, lo forzado tiene relación con que las posturas no son naturales, es decir, que no las hacemos fuera de la práctica del hatha yoga. Para algunos, este tipo de yoga es sinónimo de tortura, porque nos «obliga» a pararnos sobre una sola pierna, quedarnos boca abajo, girar el torso, entre otros movimientos con diversa dificultad.

Sin embargo, no debemos asustarnos cuando estamos por comenzar la clase. Los movimientos y posturas al principio nos parecerán extraños e imposibles, pero con el paso de las semanas, veremos cómo es más sencillo llevarlos a cabo.

Los principios del «hatha yoga»

Grupo de personas realizando una rutina de cardio yoga.

De más está decir —pero siempre es bueno recordarlo— que el hatha yoga es un ejercicio más que completo para entrenar el cuerpo y la mente. Esta disciplina está basada en 5 principios:

  • 1. Pensamiento positivo y meditación: purifica la mente para poder alcanzar la elevación en lo espiritual.
  • 2. Precisión de las asanas o posturas: mejora la condición de todos los sistemas del cuerpo, así como la flexibilidad en las articulaciones y la tonificación de los músculos.
  • 3. Respiración adecuada: para que la energía pueda fluir a través de todo el cuerpo.
  • 4. Relajación completa: el objetivo es tomar conciencia del tiempo presente, alcanzar la plenitud y poder enfocarse en solo una actividad, la de ese momento.
  • 5. Alimentación saludable: este principio está relacionado al estilo de vida que llevamos. Si nos nutrimos con alimentos sanos, podemos evitar la enfermedad.

¿Cuáles son los beneficios del «hatha yoga»?

Muchas personas hacen hatha yoga alrededor del mundo debido a sus beneficios físicos, pero también debemos tener en cuenta que esta disciplina nos ayuda a mejorar en los planos mental y espiritual, como bien explica la literatura científica al respecto.

En cuanto a ventajas específicas y «visibles», una publicación del sitio de Mayo Clinic destaca las siguientes:

  • Mejora la resistencia, flexibilidad y fuerza.
  • Aumenta el equilibrio.
  • Reduce el estrés, la ansiedad y la fatiga.
  • Armoniza los órganos internos y evita, por ejemplo, problemas como el estreñimiento.
  • Incrementa la función cerebral, lo que permite disfrutar de una mente más activa.

¿Qué necesitamos para hacer una clase?

Si queremos empezar con una clase de hatha yoga, quizás en casa a través de algún vídeo, podemos usar una manta o toalla y una soga. En el caso de que queramos tener los elementos «oficiales» por llamarlos de alguna forma, se recomiendan las mat, que son una especie de manta de goma para evitar que nos resbalemos en alguna postura. Estas se enrollan y son casi un sinónimo de la práctica de yoga; se pueden comprar en una tienda de deportes.

Por otro lado, se aconseja tener un bloque o ladrillo de yoga, que es de un material fuerte pero suave al mismo tiempo. Se usa en ciertas posturas para que no se curve la columna o para apoyar bien los isquiones. Además, podemos tener un cinturón de yoga, que es una especie de soga que sirve para mantener estirada las piernas en ciertas posturas.

El yoga para personas con sobrepeso puede mejorar el estado de las articulaciones.

Más allá de eso, siempre podemos tener otros elementos, como por ejemplo una pequeña pelota relajante, un tapaojos para el momento de la relajación o un bolster —que es como una almohada alta—.

Lo que sí no nos puede faltar es la ropa cómoda. Pueden ser leggins o calzas y alguna camiseta que no quede demasiado suelta, pero tampoco que sea muy justa porque nos quitará movilidad. En los pies, nada; estar descalzo —sin calcetines— es fundamental para poder apoyarnos mejor en la mat y no resbalarnos.

Tómate unos minutos para disfrutar

Las clases de hatha yoga pueden durar desde 30 minutos hasta 1 hora y media… todo depende de la cantidad de posturas o asanas que dicta el profesor, si le añade relajación al inicio o meditación al final, o incluso del tiempo que el alumno tenga disponible.

Más allá de estas posibles variables, no caben dudas de que se trata de una disciplina totalmente beneficiosa para el cuerpo y la mente. Luego de comenzar con su práctica de manera regular, nunca tendremos ganas de dejarla.

  • López González, V. 1998. Efectos del Hatha Yoga sobre la salud. Revista Cubica de Medicina General Integral. http://scielo.iics.una.py/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1816-89492020000200137
  • Giménez, Gloria Concepción, Olguin, Gustavo, & Almirón, Marcos Daniel. (2020). Yoga: beneficios para la salud. Una revisión de la literatura. Anales de la Facultad de Ciencias Médicas (Asunción), 53(2), 137-144. Epub August 00, 2020.https://dx.doi.org/10.18004/anales/2020.053.02.137
  • Fernandino Marí, E. 2016. Análisis del Hatha Yoga como práctica de acondicionamiento físico aplicado a los principales problemas crónicos de salud en España. Universidad de León. https://buleria.unileon.es/bitstream/handle/10612/6488/FERNANDINO_MAR%C3%8D_EDURNE_JOANA_2016_GCAFD.pdf?sequence=1&isAllowed=y