Functional bag: ¿en qué consiste?

La functional bag se usa en las clases de entrenamiento funcional, pero se adapta también a otras rutinas. Te contamos más sobre este elemento, que sirve tanto para ejercicios de fuerza como de cardio.
Functional bag: ¿en qué consiste?
Yamila Papa Pintor

Escrito y verificado por la periodista deportiva Yamila Papa Pintor el 04 agosto, 2021.

Última actualización: 04 agosto, 2021

La functional bag constituye uno de los elementos más usados en los gimnasios. Quizás lo conozcas como «saco de entrenamiento» y de seguro la habrás visto en el gimnasio, principalmente en las clases de funcional o similares.

Extraño para muchos y conocido para otros, este objeto puede convertirse en un aliado indispensable en la rutina, ya que permite hacer ejercicios tanto del tren superior como inferior. ¡Cuando la agregues a tus ejercicios, no querrás dejarla jamás!

Qué es la functional bag

Puede que no la hayas oído nombrar por ese nombre en inglés y sí por su traducción en español: ‘saco funcional’ o ‘saco para funcional’. Se trata de un saco alargado en forma de tubo con unas asas o manijas para poder sujetarlo.

Puedes encontrar sacos de diferentes pesos; al estar rellenos con arena, se amoldan a la forma del cuerpo. De esta manera, es más sencillo realizar ciertos ejercicios, por ejemplo, los de espalda u hombros.

La functional bag está sustituyendo cada vez más a las barras, los discos y las mancuernas, dado que se trata de un elemento más que versátil que se adapta a la mayoría de los ejercicios. Así que si estás pensando en comprar algo para entrenar en casa y no te ocupe mucho espacio… ¡este saco es perfecto para ti!

El saco funcional permite realizar los ejercicios desde diferentes ángulos o planos, es decir de pie, sentado, acostado… y también elegir entre los distintos agarres. Por lo tanto, se adapta a múltiples rutinas. Podrás trabajar el cuerpo de manera integral únicamente con este elemento siguiendo una rutina de entrenamiento funcional, como indica un estudio realizado por profesionales de la Universidad Minuto de Dios de Colombia.

Por último, pero no por ello menos importante, merece la pena destacar que usando el functional bag es posible hacer rutinas más cortas y aprovechar aquellos ejercicios que permiten trabajar todo el cuerpo de una sola vez.

Mujer entrenando con una functional bag.

Qué ejercicios se pueden hacer con functional bag

Antes de pasar a los ejercicios con functional bag, debes tener en cuenta lo siguiente: la técnica para usarla consiste en mantener siempre el equilibrio y controlar el saco durante todo su recorrido. Además, se recomienda que los movimientos sean lentos y que, en lugar de hacer muchas repeticiones, se preste más atención a ejecutar bien cada trabajo.

Como decíamos anteriormente, con un saco funcional se puede trabajar todo el cuerpo en general o también las diferentes áreas en particular: tren inferior, tren superior y zona media. A continuación, algunos ejercicios específicos según la zona que desees entrenar:

1. Lanzamiento sobre el pecho

Para hacer este ejercicio, tendrás que acostarte boca arriba en la colchoneta o el suelo. Flexiona las rodillas y apoya bien las plantas de los pies. Toma la functional bag con ambas manos y apóyala primero sobre el pecho. Estira los brazos hasta dejarlos rectos —perpendiculares al suelo— y arroja el saco hacia arriba.

Al principio solo será despegarlo de las manos, pero con la práctica podrás ir arrojándolo cada vez más arriba. Otra opción si esta no es viable es que emules el movimiento de arrojarlo y que flexiones los codos para trabajar los bíceps y tríceps.

2. Puente

Los ejercicios posparto como el puente ayudan a recuperar la forma física.

Siguiendo en la postura anterior, ahora trabajarás los abdominales y glúteos. Para ello, colocarás el functional bag encima de la pelvis y lo sujetarás con ambas manos para que no se mueva.

El ejercicio consiste en despegar los muslos de la colchoneta —y también la espalda hasta las escápulas, como en la imagen de arriba— y mantén el cuerpo en línea recta, antes de volver a la posición inicial.

3. Sentadillas

Las sentadillas con saco funcional son más efectivas que las que no llevan ningún peso. Para empezar, ponte de pie y toma el elemento con ambas manos a la altura del pecho. Envuélvelo con los antebrazos. Después, abre un poco las piernas, flexiona las rodillas y baja despacio el cuerpo.

Mujer joven utilizando un saco búlgaro para hacer una sentadilla.

Recuerda mantener los glúteos hacia atrás y la espalda recta, además de la mirada al frente. Las rodillas no deben sobrepasar la línea imaginaria de las puntas de los pies. Otra opción que puede resultar más cómoda es poner el saco detrás de la nuca.

4. Peso muerto

El peso muerto es otro de los ejercicios que puedes hacer con functional bag y que trabajará una buena parte de la musculatura. De pie, abre ligeramente las piernas, lleva el torso hacia adelante y toma el saco con ambas manos a la altura de las rodillas.

Desde allí, flexiona los codos y llévalos hacia atrás para que sobrepasen la espalda. El saco se chocará con los muslos. Mantén la postura unos segundos y estira los brazos.

Finalmente, hay muchos más ejercicios que puedes hacer con functional bag, como por ejemplo estocadas, press de pecho, puente con una pierna y saltos laterales. Te recomendamos consultar con un entrenador calificado y pedirle que te explique bien su técnica. Así, podrás aprovechar al máximo este gran elemento para entrenar.

Te podría interesar...
Entrenamiento funcional de alto rendimiento: ¿en qué consiste?
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
Entrenamiento funcional de alto rendimiento: ¿en qué consiste?

Conocer en qué consiste el entrenamiento funcional de alto rendimiento puede brindarte mejor conocimiento y un buen punto de partida.