Todo lo que debes saber sobre los balones medicinales

¿Has utilizado alguna vez los balones medicinales? Estos elementos no solo sirven para tratamientos de recuperación de lesiones, sino también para trabajar la fuerza explosiva y reversionar los ejercicios.
Todo lo que debes saber sobre los balones medicinales
Yamila Papa Pintor

Escrito y verificado por la periodista deportiva Yamila Papa Pintor el 01 julio, 2021.

Última actualización: 01 julio, 2021

Si crees que los balones medicinales solo se usan durante tratamientos de recuperación, debes saber que son más que efectivos para trabajar el poder explosivo en los entrenamientos. Además, tienen otros usos sobre los que te contamos a continuación.

Por esta versatilidad de este elemento, cada vez son más los gimnasios y entrenadores que los incluyen en sus rutinas. ¡Hasta hay ejercicios específicos para hacer solo con este tipo de balones!

¿Qué son los balones medicinales?

Empecemos por los datos «fríos» de los balones medicinales, también conocidos como balones de fitness o de ejercicio. Tienen un peso variable, que oscila entre los 3 y los 12 kilogramos, y un diámetro aproximado de 350 milímetros.

El uso de balones medicinales no es nada nuevo. Se dice que Hipócrates había armado un balón con pieles de animales para que los pacientes arrojaran cuando necesitaban aumentar la fuerza. Más cerca en el tiempo, en 1876 se empezó a emplear el término actual y la primera fotografía de uno de ellos data de 1866, en Estados Unidos.

De forma más «profesional» en el tratamiento de lesiones ,podemos indicar que en los años cincuenta una pediatra sueca y una fisioterapeuta inglesa eligieron un balón medicinal para rehabilitar a sus pacientes.

Entre los principales beneficios de los balones medicinales, podemos señalar que mejoran el sistema cardiovascular cuando se usan en ejercicios aeróbicos, tonifican los músculos principalmente de los brazos y nos permiten realizar diferentes trabajos de fuerza, sobre todo explosiva, cuando se hacen multilanzamientos.

De hecho, como explica un estudio publicado en la Revista Internacional de Medicina y Ciencias de la Actividad Física y el Deportehasta se usan estos ejercicios de lanzamiento para la evaluación de la fuerza corporal en las personas.

Lanzamiento de balón medicinal o wall ball.

Por su parte, en el ámbito de la medicina estos balones ayudan en la rehabilitación, en el fortalecimiento de las articulaciones, en la prevención de las lesiones, en el equilibrio y en la corrección postural. Esto es evidenciado por una tesis presentada en la Universidad de Manabí, Ecuador.

Ejercicios con los balones medicinales

Ya hemos hecho las presentaciones pertinentes de los balones medicinales. Ahora es momento de mostrar diferentes ejercicios que podemos hacer con ellos.

1. Lanzamientos

Es el ejercicio estrella con este balón, para lo que muchos lo utilizan, y sirve para medir la fuerza explosiva del cuerpo. Básicamente, para ejecutarlo hay que colocarse de pie a cierta distancia de una pared con las piernas levemente separadas y las rodillas apenas flexionadas.

Algunos lanzan el balón hacia adelante y otros hacia abajo. En el primer caso, se realiza una torsión del cuerpo hacia el lado hábil y se arroja lo más lejos posible. En el segundo, se elevan ambos brazos por encima de la cabeza y se lanza con todas las fuerzas.

2. Giros

Para hacer este ejercicio, tenemos que sentarnos en el suelo o colchoneta. Desde ahí, flexionamos las piernas y llevamos las rodillas lo más cerca posible del pecho. Luego, tomamos el balón con ambas manos y estiramos los brazos a la vez que separamos los pies del piso.

El russian twist es un ejercicio que podemos realizar con balón medicinal.

En esa postura, giramos el torso hacia los laterales, sin mover la cabeza —queda siempre mirando al frente—. Podemos cruzar las piernas o estirarlas para ir modificando el ejercicio.

3. Sentadillas

Claro que podemos hacer sentadillas con balón medicinal, porque estaremos trabajando todos los músculos. Para empezar, nos colocamos de pie con las piernas separadas a un ancho de caderas o de hombros, según el tipo de sentadillas que hagamos.

A partir de esa posición, tomamos el balón con ambas manos por delante del cuerpo. Flexionamos las rodillas, descendemos el cuerpo y dejamos el balón entre medio de las piernas. Al volver a la posición inicial, estiramos los brazos por encima de la cabeza y lanzamos el balón.

4. Flexiones

Las flexiones de brazo también se pueden hacer con balón medicinal.

Existen diferentes maneras de hacer flexiones de brazos con balón medicinal. Todo dependerá del tamaño del balón.

Por ejemplo, un ejercicio muy común consta en apoyar la mano derecha sobre el balón, hacer una flexión y, al subir el cuerpo, girarlo para luego apoyar la mano izquierda sobre él. Así se debe seguir hasta cumplir con todas las repeticiones.

5. Zancadas

Hay más opciones en las que podemos agregar el balón medicinal; en este caso, las zancadas. Para este ejercicio, empezamos de pie, con las piernas juntas, la espalda recta y el balón entre ambas manos. Damos un paso hacia adelante con la pierna derecha, flexionamos la rodilla y elevamos los brazos (que queden paralelos al suelo).

En esa posición, hacemos una torsión hacia la derecha, volvemos al centro y desarmamos la postura. Repetimos con el lado izquierdo.

6. Planchas

Por último, otro de los ejercicios con balones medicinales que más se elige en las rutinas actuales. Para hacer la plancha, apoyamos los brazos en el suelo, estiramos el cuerpo y apoyamos ambas puntas de los pies sobre el balón. Desde allí, hacemos la plancha lo más paralelo al piso posible.

En síntesis, los balones medicinales están modificando la manera de hacer ejercicio para mucha gente. ¡Puedes añadirlos a tu entrenamiento y sacarles todo el provecho!

Te podría interesar...
Introduce el balón medicinal en tu rutina de ejercicios
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
Introduce el balón medicinal en tu rutina de ejercicios

El balón medicinal es una herramienta versátil y simple, que permite tonificar el cuerpo y variar la rutina de entrenamientos.