¿Cómo mantenerse activo durante las vacaciones?

Durante las vacaciones, uno suele dejar de lado los hábitos saludables y cometer excesos. Para compensarlos, la mejor solución es mantenerse activo y realizar ejercicio físico. ¿Cómo lograrlo?
¿Cómo mantenerse activo durante las vacaciones?
Gloria Redondo Rincon

Escrito y verificado por la psicóloga deportiva Gloria Redondo Rincon el 19 junio, 2021.

Última actualización: 19 junio, 2021

Mantenerse activo durante las vacaciones puede llegar a ser todo un reto. El ritmo de vida durante el verano es muy agradable, sin prisas ni agobios y haciendo planes especiales, pero también puede llegar a resentir al cuerpo.

En las vacaciones, es posible realizar actividad física todos los días. Quizás no de igual manera a la que se está acostumbrado, pero estar fuera de casa no es excusa para permanecer inactivo y ganando peso.

4 claves para estar activo en vacaciones

Para lograr este cometido, hay que abrir un poco la mente y examinar las posibilidades que ofrece el ambiente. Además, puede llegar a ser la oportunidad perfecta para probar nuevos ejercicios o hacer actividades con la familia. A continuación, explicamos cómo mantenerse activo durante las vacaciones.

1. Elige la actividad en función del destino

Hasta el lugar de destino más tranquilo ofrece muchas oportunidades para hacer ejercicio. Tan solo hace falta saber leer las posibilidades y atreverse a probar cosas nuevas.

El mejor ejercicio consiste en andar y correr por nuevos escenarios. Ya sea hacer running por la orilla de la playa o completar una ruta por la montaña, no hay mejor combinación que la naturaleza y ejercicio físico.

Correr en la playa es una buena alternativa para mantenerse activo durante las vacaciones.

Por otro lado, el clima en estos lugares favorece la práctica de ejercicio. En la ciudad, el calor hace que sea poco motivante salir a correr, o que solo sea conveniente hacerlo durante unas pocas horas al día. Sin embargo, la temperatura en la playa es mucho más agradable y afecta menos a la tensión.

2. Aprovecha para hacer las tareas domésticas

Aunque no lo parezca, realizar las tareas del hogar es una fantástica forma de ponerse en forma. Solo hay que pensar la cantidad de movimiento que implica limpiar los cristales, asear el baño o pasar la aspiradora, por ejemplo.

Durante el resto de los meses, la falta de tiempo hace que esas tareas se retrasen o no se realicen en profundidad. No obstante, en las vacaciones no hay excusa para no hacer una limpieza a fondo en la casa.

Con unos ejemplos se puede entender mejor: barrer la casa de arriba a abajo durante una hora equivale a aproximadamente 300 calorías quemadas, según la calculadora de calorías de Health Status. Con cifras como estas, es posible compensar los excesos con la comida que se suelen cometer en vacaciones.

3. Allá donde vayas, lleva el gimnasio contigo

Una de las grandes ventajas de la tecnología es que permite acceder a multitud de recursos y herramientas tan solo al al alcance de un click. Esto es especialmente útil para realizar ejercicio en vacaciones cuando no se puede disponer de la ayuda de un monitor o entrenador de gimnasio.

Actualmente, existen muchas aplicaciones móviles que diseñan rutinas en función de los objetivos, el tipo de ejercicio o la duración. También, son muy interesantes las aplicaciones que se han desarrollado con la finalidad de ayudar a meditar a personas que se están iniciando.

4. Piensa en hacer ejercicio, pero no te obsesiones con ello

Mantenerse activo durante las vacaciones ha de tener el mismo espíritu que el descanso. Esto significa que las prisas, el agobio o el tener que cumplir con unas exigencias no tienen ningún sentido. Este periodo debe ser aliviador y procurar la recuperación completa.

Hacer yoga en la playa es sumamente beneficioso para la mente.

No hay que olvidar que es importante cuidar la salud física, pero es igual de relevante cuidar la parte psicológica. El no desconectar y no relajarse durante las vacaciones es muy perjudicial, ya que cuando se vuelva a la rutina no se tendrá la mente despejada y la persona no se habrá librado del estrés.

Mantenerse activo durante las vacaciones es posible

El periodo vacacional suele ser un momento para romper con la rutina y cambiar el ritmo de vida, y es justo así como debería ser. Sin embargo, esto no significa que haya que abandonarse por completo, sino que habrá que seguir cuidándose de una manera diferente.

Para no lamentar a la vuelta el peso extra que se coge, el mejor remedio es mantener la línea con ejercicio físico. No solo el mantenerse activo juega un papel en la apariencia física, sino que también lo hace en el bienestar y la felicidad. La escala Eudemon, que mide el bienestar personal, cuenta con una dimensión de disfrute de las vacaciones.

Con todos estos argumentos, no tienes excusa para pensar una rutina de ejercicio durante las próximas vacaciones. Ten presente que los límites los pone uno mismo, y no el ambiente.

Te podría interesar...
Cómo mantenerse delgado y saludable durante las vacaciones
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
Cómo mantenerse delgado y saludable durante las vacaciones

Mantenerse delgado y saludable durante las vacaciones no tiene por qué ser una tarea aburrida y complicada si aplicas estos consejos.



  • Fierro, A., y Calvo, B. R. (2007). Escala Eudemon de bienestar personal: características psicométricas. Anuario de psicología/The UB Journal of psychology, 401-412.