6 consecuencias negativas del exceso de ejercicio físico

Todos sabemos que mantenernos activos es una necesidad que no debemos obviar. Sin embargo, hacerlo en exceso puede traernos consecuencias negativas. ¡Cuidado!
6 consecuencias negativas del exceso de ejercicio físico
Andrés Felipe Cardona Lenis

Escrito y verificado por especialista en ciencias de la actividad física y del deporte Andrés Felipe Cardona Lenis el 05 octubre, 2021.

Última actualización: 05 octubre, 2021

Realizar actividad física es una de las principales recomendaciones médicas para mantener hábitos saludables. A pesar de ello, es necesario cuidar el tiempo e intensidad, ya que se debe evitar caer en las consecuencias negativas del exceso de ejercicio.

Absolutamente todo en la vida debe tener un equilibrio apropiado, y la realización de ejercicio físico no es la excepción. Por lo tanto, debes tomarlo con calma e ir paso a paso para no sufrir de los problemas que mencionaremos a continuación.

Consecuencias negativas del exceso de ejercicio

No hacer ejercicio trae todos los problemas ligados al sedentarismo, pero hacer ejercicio sin ningún tipo de control también puede ser perjudicial para la salud. Te aconsejamos abordar el tema con calma para comprenderlo de mejor manera.

La actividad física puede traer consecuencias negativas solo si se ejecuta de manera errónea —técnica y movimientos— o si se realiza excesivamente. Esto último es lo que se denomina «volumen de entrenamiento».

Con base en lo anterior, mencionaremos a continuación las consecuencias de realizar ejercicio de forma excesiva. Es decir, lo que puede pasar si no hay control en cuanto a la intensidad, tanto en tiempos como en cargas externas.

1. Lesiones y más lesiones

¿Qué pasa si utilizas un objeto una y otra vez por largos periodos de tiempo? Analiza tu respuesta y ponla en contexto con tu cuerpo. Eso mismo ocurre con los diferentes grupos musculares, articulaciones, huesos y otras estructuras del organismo al realizar ejercicio de forma excesiva.

Una de las consecuencias negativas del exceso de ejercicio es el riesgo de sufrir una lesión.

Si excedes la capacidad de las diferentes estructuras por medio del ejercicio, lo más probable es que te lesiones por sobreuso. Los problemas más comunes son la inflamación articular y ósea, desgarros musculares, esguinces y distensiones.

2. Insomnio

Las dificultades para dormir son quizás uno de los problemas más molestos en la vida cotidiana. Moverse al otro día con la sensación de haber «recibido una golpiza» en todo el cuerpo es terrible. Justo así se percibe el insomnio.

Es sabido que el sueño nocturno es el periodo de descanso más importante en el ser humano. En este momento, se reparan los músculos y se recupera la energía del día.

Sin embargo, una de las consecuencias negativas del exceso de ejercicio es la aparición de este trastorno. Generalmente, la incapacidad de dormir se debe al aumento de las pulsaciones cardiacas, las cuales activan el sistema de alerta del organismo y la producción hormonal.

3. Problemas emocionales

En condiciones normales, el ejercicio físico contribuye al tratamiento del estrés. Usualmente, la realización de alguna actividad física programada disminuye los niveles de estrés y ansiedad en el organismo.

No obstante, excederte en el tiempo y la intensidad del entrenamiento solo ocasionará el efecto contrario. Entre más te excedas, mayor será el estrés, la ansiedad, el pensamiento nocivo y la falta de concentración.

Aunque el ejercicio es importante, el descanso debe formar parte de la rutina de entrenamiento. Si no consigues un equilibrio apropiado, las emociones se irán en picada.

4. Deficiencia cardiaca

El organismo en general requiere que mantengas una vida activa y sana, y el corazón no es la excepción. A pesar de ello, este estilo de vida no involucra pasarse en la realización de ejercicio físico.

Las consecuencias negativas del exceso de ejercicio respecto al corazón se encuentran ligadas a la taquicardia y a la alta probabilidad de padecer un ataque cardiaco.

Enfermedades por exceso de ejercicio físico

Sumado a los trastornos y las lesiones, también hay que resaltar la aparición de enfermedades específicas como un resultado de una práctica deportiva excesiva.

5. Vigorexia

La vigorexia es una patología psicológica que se encuentra asociada con la obsesión por el entrenamiento y la imagen física. Usualmente, las personas que la padecen se perciben menos hipertrofiadas de lo normal y desean aumentar su cuerpo.

Las consecuencias de la adicción al deporte afectan varios aspectos de la vida.

Este trastorno puede darse como consecuencia del exceso de ejercicio físico, especialmente del entrenamiento de fuerza. Aparte de ello, existen otros detonantes, como la baja autoestima y el «bombardeo» comercial relacionado con el tema del físico y el bienestar, entre otras.

6. Rabdomiólisis

La rabdomiólisis es una enfermedad de origen genético y suele heredarse entre generaciones. No obstante, la realización de ejercicio físico en exceso contribuye a su aparición.

Esta patología consiste en la descomposición del tejido muscular, lo que afecta directamente a los riñones. Con el paso del tiempo y la segregación excesiva de este tipo de sustancias, los daños pueden ser crónicos y muy graves para el organismo.

Consecuencias negativas del exceso de ejercicio, ¿qué hacer?

Muchas personas consideran innecesario el apoyo profesional en el entrenamiento. Sin embargo, la asesoría desde el punto de vista físico, fisiológico y psicológico es supremamente necesaria.

Asesorarte adecuadamente te puede ayudar a evitar el entrenamiento excesivo y a adaptar el volumen y la intensidad que requiere tu organismo. El ejercicio es una herramienta saludable, siempre y cuando se ejecute de la manera apropiada. ¡No lo olvides!

Te podría interesar...
Ejercicio en exceso: ¿cómo identificarlo?
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Ejercicio en exceso: ¿cómo identificarlo?

El ejercicio en exceso es un estado que se produce cuando la carga o volumen de entrenamiento sobrepasa las capacidades del deportista.