Peso, sueño y desarrollo en bebés de 4 meses

Los bebés de 4 meses están mucho más despiertos. Inician la aventura de explorar el mundo y de aprender a comunicarse con las personas que les rodean.
Peso, sueño y desarrollo en bebés de 4 meses
Leidy Mora Molina

Revisado y aprobado por la enfermera Leidy Mora Molina.

Escrito por Edith Sánchez

Última actualización: 28 abril, 2022

Los bebés de 4 meses ya han comenzado su camino hacia la independencia, aunque esto no sea muy marcado todavía. Han adquirido nuevas habilidades físicas, cognitivas y psicosociales.

Es muy importante hacerle un seguimiento al pequeño en cada una de las fases del desarrollo. Hay unos patrones comunes a la mayoría de los niños.

Lo más aconsejable es tomar nota de los cambios y de los avances relevantes del bebé de 4 meses. Esta información va a ser muy útil en las consultas con el pediatra.

El peso de los bebés de 4 meses

Un primer elemento a tomar en cuenta es el peso de los bebés de 4 meses. También su talla y el perímetro de su cabeza.

Es posible que el bebé esté un poco por encima o por debajo de los valores normales y aun así que no haya problemas. Solo habría motivo de preocupación si la diferencia es muy significativa.

Los valores que sirven de referencia son los siguientes:

  • Peso: los bebés de 4 meses varones deben estar entre los 5,6 y los 8,8 kilogramos. Las niñas entre 5 y 8,1 kilogramos.
  • Talla: los varones miden entre 59,9 y 68 centímetros a los 4 meses. Las niñas entre 57,8 y 66,2 centímetros.
  • Perímetro cefálico: es lo que mide el contorno de la cabeza. En los niños debe estar en el rango de entre 40,5 y 42,8 centímetros. En las niñas entre 39,3 y 41,8 centímetros.

En promedio, los bebés de 4 meses deberían tener un aumento de peso de unos 600 gramos con respecto al mes anterior. Si el peso, la talla o el perímetro cefálico se alejan de las cifras que hemos dado, el pediatra lo hará notar.

Perímetro cefálico de bebé de 4 meses.
El perímetro cefálico se mide en todas las consultas de control y desarrollo para constatar el crecimiento del encéfalo.

El sueño

Lo usual es que los bebés de 4 meses duerman entre 8 y 10 horas por la noche, así como alrededor de 6 horas en el día. Estas últimas suelen distribuirse en 3 o 4 siestas.

Sin embargo, lo más común es que todavía no tengan un patrón muy estable de sueño. Por eso pueden despertarse por la noche o intercambiar los hábitos nocturnos por los diurnos. Sus ritmos circadianos apenas se están poniendo en marcha.

Si la madre debe reincorporarse de nuevo al trabajo, es posible que los pequeños se sientan inquietos y esto altere sus ritmos. En algunos casos aparecen las primeras molestias en las encías, lo que afecta la forma como duermen.

Lo recomendable es que se le ayude al bebé a que tenga horarios estables. Algunos consejos para que adopte un patrón correcto son los siguientes:

  • Si despierta muy temprano, dejarlo en su cuna para que duerma un poco más.
  • Mantener la habitación donde duerme con una baja iluminación.
  • No hacer ruidos para no despertarlo durante su descanso.


El desarrollo físico del bebé de 4 meses

Los bebés de 4 meses comienzan a desarrollar la visión del color, una habilidad que completarán hacia los 6 meses. Observan los rostros con más atención, ya no solo fijando la mirada en los ojos, sino en toda la cara. También distinguen sonidos como la voz de la madre, del padre y la música que les gusta.

A esta edad tienen más control sobre su cabeza y pueden mantenerla erecta. Cuando están acostados pueden doblar el cuello hacia adelante para mirarse los pies. Si están bocabajo, se apoyan sobre las manos abiertas. Comienzan a aprender a darse la vuelta.

Los bebés de 4 meses prefieren estar sentados porque esa posición les permite ver todo lo que les rodea. Sin embargo, todavía no logran mantener esta postura por sí solos.

Otros reflejos y habilidades que desarrollan son las siguientes:

  • Tienen mejor coordinación vista-mano-objeto. Abren su mano con anticipación para agarrar lo que desean. Se pasan los juguetes de una mano a otra sin que se le caigan.
  • Se llevan objetos a la boca. De este modo exploran y desarrollan su percepción.
  • Son capaces de apoyarse en los codos y antebrazos cuando están bocabajo.

También podría interesarte: 7 etapas en el desarrollo emocional del bebé


Desarrollo cognitivo y psicosocial

Los bebés de 4 meses comienzan el desarrollo de su sociabilidad. Por eso ya no quieren estar solos y lo habitual es que lloren cuando su madre se aleja y que se calmen cuando ella regresa. Es posible que muestren algo de timidez frente a los extraños.

A esta edad pasan mucho tiempo observando lo que hay alrededor. Veamos qué otros avances logran en el plano cognitivo y psicosocial.

Lo social y lo emocional

Los bebés de 4 meses sonríen cuando les ocurre algo agradable, como una muestra de cariño o reacción a las cosquillas. También lo hacen ante su propia imagen en el espejo. Hacen gorgoritos y balbuceos para llamar la atención.

De otro lado, succionan su puño cuando tienen hambre, lo que es una forma de tranquilizarse a sí mismos. Se activan y se emocionan cuando se acerca alguien que les resulta familiar.

Lo cognitivo

Antes, solo se enfocaban en el alimento mientras comían. Ahora hasta un leve sonido llama su atención. Los bebés de 4 meses también pasan tiempo examinando sus propias manos o pies.

A esta edad comienzan a aprender rutinas. Las repiten cuando les resultan agradables. También saben predecirlas. Por ejemplo, flexionan la cadera cuando notan que es hora del cambio de pañal.

Cambio de pañal en un bebé de 4 meses.
El cambio de pañales puede ser una rutina para el bebé e identificarla como tal.

La estimulación

Una buena manera de estimular el desarrollo de los bebés de 4 meses es hablándoles con frecuencia. Ellos adoran que les hablen y comienzan a responder.

Es importante que tengan la oportunidad de interactuar con sus juguetes en forma segura. Los juguetes coloridos son muy importantes a esta edad. Se les debe permitir que los lleven a la boca, ya que esa es su forma de explorarlos.

También es conveniente estimular su sociabilidad. Sería buena idea invitar a otra madre con su bebé y pasar un rato juntos. Parecería que los bebés no interactúan entre sí, pero en realidad están tomando nota de todo.

Siempre atentos al niño

Los padres y cuidadores son las personas más cercanas al bebé. Por lo tanto, quienes mejor pueden hacerle un seguimiento a su desarrollo son ellos. Por eso es importante estar atentos a todos los cambios que presente el pequeño.

Si el bebé no logra sostener la cabeza ni agarrar objetos, o no sonríe ni sigue con la mirada a la gente, o no balbucea ni responde a los sonidos, hay que consultar con el pediatra para ver qué sucede.

Te podría interesar...
Ejercicios de estimulación para bebés entre 4 y 7 meses
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Ejercicios de estimulación para bebés entre 4 y 7 meses

Los ejercicios de estimulación para bebés ayudan a su desarrollo físico y cognitivo, además de influir en las emociones y la inteligencia.



  • Manchay Farceque, C. (2020). Desarrollo de los reflejos en niños menores de un año.
  • Ramos, Y. H. T., Villena, V. R., & Fernández, S. F. T. (2016). Los juguetes como medio de desarrollo del niño de la primera infancia. Atenas, 1(33).
  • Enesco, I. (2012). Desarrollo del conocimiento de la realidad en el bebé. JA Castorina & M. Carretero (Comps.), Desarrollo cognitivo y educación. Los inicios del conocimiento, 1, 165-193.