Pon en marcha estas 7 estrategias y deshazte de las personas tóxicas

Raquel Lemos Rodríguez·
24 Enero, 2021
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el psicólogo Bernardo Peña al
05 Junio, 2019
Hay muchas personas tóxicas a nuestro alrededor, sin embargo, existen algunas estrategias para evitar que se acerquen a nosotros y que nos manipulen. Una de ellas es fortalecer el autoestima y la confianza hacia sí mismo.

¿Sientes que, en ocasiones, tienes problemas en tus relaciones interpersonales? Si bien las personas tóxicas abundan a nuestro alrededor, es probable que no nos demos cuenta cuando las tenemos demasiado cerca, ya que la manera en la que actúan es muy sutil o, simplemente, no queremos aceptarlo.

A veces, estas se encuentran dentro del núcleo familiar o forman parte de nuestro equipo de trabajo y es muy difícil alejarnos de ellas sin más. Por eso, en este artículo, vamos a descubrir 7 estrategias para deshacerse de las personas tóxicas o, en el caso de no poder conseguir esto, limitar el daño que puede hacer estar cerca de ellas.

7 estrategias para decirle adiós a las personas tóxicas

Muchas veces, ya sea por tener una vida social muy agitada o porque el trabajo así lo requiere, se suele tener contacto con muchas personas. Sin embargo, es muy importante saber identificar a aquellas que pueden ser tóxicas y hacer que nuestros niveles de energía se vean afectados. A continuación, detallamos 7 recomendaciones para evitar que nos afecte.

1. Poner límites

La primera de las estrategias para deshacernos de las personas tóxicas es aprender a poner límites. Si tenemos una baja autoestima esto nos costará un poco más, por lo tanto, hacer un trabajo para aumentarla es imprescindible.

Una forma de establecer hasta dónde pueden llegar los demás es decir “no”. Esto es indispensable, ya que no podemos cargar con responsabilidades que no nos competen ni con aquellas para las que sabemos que no vamos a tener el tiempo necesario.

Descubre: Los 3 tipos de “no” que debes aprender a decir

2. Ser asertivo

Saber decir "no" es una característica de una mujer segura

Esta es una habilidad social que todos tendríamos que desarrollar. Lamentablemente, son pocas las personas que logran ser asertivas, hacen valer sus derechos y hablan claramente defendiendo aquello en lo que creen, sin ningún remordimiento.

El ejemplo que dimos en el caso anterior, decir “no”, puede considerarse también una forma de ser asertivo. Esto nos ayudará a alejar a las personas tóxicas de nuestro entorno sin necesidad de cortar la relación de manera abrupta o muy directa.

3. No dejarse manipular

Todo lo anterior nos va a ayudar a evitar que las personas tóxicas nos manipulen. Pero, aun así, pueden ser tan sutiles que no nos percatemos de que nos están manipulando. ¿Qué podemos hacer en estos casos? Lo mejor es usar la técnica del observador.

Esta práctica consiste en imaginar que somos una persona que está percibiendo la situación de manera externa. Por ejemplo, un amigo. Esto nos permitirá tomar la perspectiva adecuada para identificar si están intentado manipularnos o no y qué acción deberíamos tomar.

4. No discutir

Las discusiones son una excelente herramienta que las personas tóxicas utilizan para embaucar y conseguir que hagamos lo que ellas quieren o que nos sintamos tal y como ellas lo desean. Por eso, la última opción debe ser engancharse en la discusión.

La persona tóxica intentará ofender o dar en las fibras más sensibles para que discutamos. No obstante, en esos casos, es fundamental poner en práctica las recomendaciones anteriores: ser asertivos, poner límites y estar muy alerta a cualquier intento de manipulación.

5. Observar su manera de actuar

Manipular las personas tóxicas

Para deshacernos de una persona tóxica suele ser muy efectivo fijarnos en cómo actúa. Con las palabras puede manipularnos y engañarnos, pero con los actos no. ¿Cuándo recurre esa persona a ti? ¿Lo hace cuando quiere algo o para saber cómo estás sin ningún interés a mayores?

Taparse los oídos y abrir los ojos es una de las técnicas que podemos poner en práctica para adoptar ese rol de observador. Este nos permitirá aclarar muchas cosas que no estamos logrando percibir con claridad saber si debemos estar cerca de esa persona o no.

6. Aumentar la autoestima

Como mencionamos en el punto 1, las personas tóxicas suelen escoger como víctimas a aquellos que tienen una baja autoestima. De esta manera es más fácil manipular, controlar y engañar, lo que resulta aún más perjudicial para la confianza que tiene en sí misma la otra persona.

Una manera de prevenir que estas personas tengan algún tipo de influencia sobre nosotros es haciendo un trabajo para aumentar el amor propio. Aunque a veces este varía, lo ideal es que sepamos dónde está el equilibrio y, sobre todo, ser conscientes de que la autoestima no depende de nadie más que de uno mismo.

Lee este artículo: ¿Cómo puedo mejorar mi autoestima?

7. No alejarse de otras personas

Las personas tóxicas van a hacer que nos alejemos de otras que, posiblemente, nos puedan alertar de lo mal que está actuando. Por ello, no solo vale fijarse en si nos están aislando de los demás, sino impedir que esto suceda.

En este caso, es fundamental estar muy alertas y definir si el distanciamiento lo está provocando algo externo. Hay muchas personas positivas a nuestro alrededor. Por eso, no vale la pena aislarse de ellas sin escucharlas, ya que pueden ayudarnos a abrir los ojos con respecto a ese tipo de individuos.

¿Alguna vez has tenido que lidiar con personas tóxicas? ¿Sueles darte cuenta con rapidez de que alguien lo es? Ten en cuenta que la autoestima es algo muy importante. Cuidarla será muy necesario para establecer límites y mantenerlas lo más lejos posible.