Señales de que mis riñones no funcionan bien

Raquel Lemos Rodríguez·
04 Enero, 2021
Este artículo ha sido verificado y aprobado por Medicina José Gerardo Rosciano Paganelli al
06 Diciembre, 2018
Los riñones lanzan varias señales de alarma para que te des cuenta de que algo no está yendo bien. Prestarles atención y acudir al médico lo antes posible, ayudarán a solucionar el problema lo antes posible.

Para saber si los riñones no funcionan bien, hay que tener en cuenta que, si bien pueden haber síntomas fáciles de identificar (como el dolor en la espalda baja, por ejemplo), para salir de dudas lo ideal es acudir al médico para un chequeo completo.

Los riñones son una parte muy importante del cuerpo, ya que se encargan de limpiarlo, así como de ayudar a equilibrar los químicos de la sangre, producir hormonas que ayuden a regular la presión arterial y producir glóbulos rojos. Por todo ello, cuando los riñones no funcionan bien, la salud se resiente.

Un mal funcionamiento de los riñones puede provocar malestar, que se produzcan piedras en ellos y que, en definitiva, suframos. Si la cosa empeora, se puede llegar hasta el extremo de tener que prescindir de un riñón que no está funcionando tal y como tendría que estar haciéndolo.

Señales de que los riñones no funcionan bien

Según la literatura científica, algunas señales que se manifiestan en el cuerpo cuando los riñones no funcionan bien serían las siguientes que vamos a comentar a continuación. Cabe destacar que, en caso de experimentarlas, lo ideal es acudir al médico para evitar que el problema pueda agravarse con el tiempo.

1. Cansancio

4 señales de mala circulación sanguínea.

Debido a que los riñones no funcionan bien, la sangre empieza a no limpiarse de la manera adecuada y se produce una reducción de los glóbulos rojos, debido a que la producción de hormonas disminuye. Esto hace que te encuentres muy vulnerable para sufrir algún tipo de anemia y, por ende, cansancio.

Cuando las toxinas se acumulan en el cuerpo, cuando disponemos de menor cantidad de oxígeno, esto hará que nos sintamos con una gran falta de energía que no sabremos determinar de dónde proviene.

Si se tienen estos síntomas, es importante acudir al médico lo antes posible.

2. Problemas o molestias en la piel

La importancia de los riñones es tan grande que, en el caso de que empiecen a funcionar mal, la piel comenzará a verse afectada. Esto se podría traducir en picores y determinados sarpullidos que podemos confundir con meras alergias.

Antes de automedicarnos tomando cualquier antihistamínico, lo mejor es consultar con el médico.

¿Por qué la piel se ve afectada por el mal funcionamiento de los riñones? Porque el cuerpo no se libera de las toxinas y los deshechos, así que empieza a “intoxicarse” y a manifestar problemas de este tipo para alertarnos de que algo no va bien.

3. Más ganas de orinar

Si los riñones no funcionan bien, te darás cuenta de esto ya que tus micciones van a aumentar. Te darás cuenta de que al cuarto de hora de haber orinado, tienes ganas otra vez de ir al baño. De igual manera, es necesario que prestes atención a la calidad de la orina.

¿Es espumosa? Si es así, esto puede indicar que los riñones no están funcionando bien. De igual manera, si empezamos a sufrir de infecciones de orina frecuentes, es posible que sea mucho más que una infección de orina normal.

4. Problemas con la menstruación

Otra señal de que los riñones no están funcionando adecuadamente si eres mujer, es que empezarás a tener periodos menstruales irregulares. De repente, no te vendrá un periodo o este se extenderá demasiado, más de lo debido.

Si los riñones funcionan mal, las hormonas se desequilibran y esto provoca alteraciones de este tipo que nos ayudan a saber que algo no funciona como debería. Aunque estos síntomas pueden no ser agradables, pueden ayudarnos a coger a tiempo un problema que puede agravarse.

5. Dolores musculares y de cabeza

Hombre joven con migraña
La migraña es una patología neurológica que cursa con dolor de cabeza intenso y síntomas asociados.

Debido a que el cuerpo no se está limpiando y se está “intoxicando” pueden aparecer dolores de cabeza inusuales y dolores musculares. Por ejemplo, calambres. Esto ocurre porque los niveles de calcio y fósforo debido al mal funcionamiento de los riñones están muy bajos.

En muchas ocasiones, también puede ocurrir que retengas líquidos. Lo que se traducirá en piernas, pies y tobillos hinchados y doloridos. Todos y cada uno de estos problemas están gritando la misma frase “acude a tu médico de confianza”.

¿Alguna vez los riñones han funcionado mal? ¿Has tenido alguno de estos síntomas y no has acudido al médico? Un mal funcionamiento de los riñones puede resultar fatal, además de que atenta contra la salud en muchos sentidos como hemos visto.

Todos estos síntomas no son más que una alerta para que acudamos al médico.

Ante cualquier señal de alarma no lo dudes. Es mejor hacer cita con el médico y asegurarse de que todo está bien y darle una solución rápida y eficaz a lo que nos causa malestar.