Sopa de queso, brócoli y papa: ingredientes y paso a paso

La sopa de queso, brócoli y papa tiene un sabor delicioso. Esta receta, de consistencia cremosa, es una excelente opción para incorporar vegetales a la dieta.
Sopa de queso, brócoli y papa: ingredientes y paso a paso
Florencia Villafañe

Escrito y verificado por la nutricionista Florencia Villafañe.

Última actualización: 24 mayo, 2022

¿Alguna vez has probado la sopa de queso, brócoli y papa? Aunque no tenga una fama tan reconocida como otras sopas, es una opción excelente para consumir en los días frescos.

Por ello, vamos a brindarte una receta que podrás ejecutar en casa sin mayores complicaciones. ¿Preparada? ¡Aquí vamos!

Receta de sopa de queso, brócoli y papa

En concreto, las sopas de verduras son una forma clásica y sencilla de consumir vegetales. Por supuesto que, según los ingredientes adicionados, estos platos serán o no saludables.

Además, de esta manera se pueden incorporar vegetales que no suelen ser los favoritos de las personas, como sucede con las coles. Por fortuna, la sopa de queso, brócoli y papa es una de las recetas en las que el sabor pasa desapercibido.

Brócoli para sopa.
El brócoli no es aceptado por muchos, pero en la forma de sopa puede disimularse.


Ingredientes

  • 1 1/2 taza de caldo de pollo casero
  • 1 1/2 cucharada de fécula de maíz
  • 2 cucharadas de queso rallado
  • 30 gramos de queso crema
  • 1/2 taza de queso cheddar
  • 1 pizca de nuez moscada
  • 1/2 taza de leche líquida
  • Sal y pimienta al gusto
  • 100 gramos de natilla
  • 1 cebolla mediana
  • 2 tazas de brócoli
  • 1 papa mediana
  • 1/2 zanahoria
  • 1 tallo de apio
  • 1 diente de ajo

Paso a paso

  1. El primer paso para hacer esta receta es limpiar y dejar listos los vegetales. Lava el brócoli, la papa, la zanahoria y la cebolla. Retira las cáscaras con un cuchillo o un pelapapas y luego pica en cubos de igual tamaño.
  2. A continuación, coloca todos los vegetales, menos el brócoli, en una olla grande y cúbrelos con abundante agua caliente. Lleva al fuego para que se cocinen durante 15 minutos. Cocina hasta que la papa esté blanda y la cebolla se torne transparente.
  3. Pasado este tiempo, añade el caldo vegetal y vuelve a tapar. Cocina a fuego bajo. Revuelve cada tanto y añade más caldo si notas que se está evaporando más de la cuenta.
  4. Ahora es momento de incorporar el brócoli. Hazlo y cocina 5 minutos más. No dejes de revolver ni de controlar la cantidad de líquido.
  5. Luego de esto, apaga el fuego y deja que la preparación se enfríe a temperatura ambiente. Coloca el contenido de la olla en una licuadora de mano o procesadora.
  6. Corta el queso cheddar en cubos o pásalo por un rallador para que quede en hebras. Añade la pimienta, una pizca de sal (considera que el queso ya tiene un aporte elevado de sodio), la leche, el cheddar y el queso crema.
  7. Enciende el equipo y espera que toda la mezcla se torne homogénea. Una vez que lo hagas, coloca nuevamente el contenido en la olla y vuelve a calentar.
  8. Mientras toma temperatura, pela y corta en dos el diente de ajo. Pica finamente el tallo de apio. Luego añade esto también dentro de la olla.
  9. Por otro lado, mezcla las 2 cucharadas de maicena con un chorro de agua. Ten en cuenta que la misma debe estar a temperatura ambiente para que no se formen grumos. Reserva unos minutos.
  10. Acto seguido, coloca la natilla en la olla y condimenta con la nuez moscada. Comienza a revolver e incorpora la maicena disuelta. Cuando lo hagas, es importante que no dejes de mezclar, porque este último ingrediente hará que la sopa empiece a espesar.
  11. Prueba de sabor y si crees que es necesario, puedes salpimentar más.
  12. Una vez que la comida tenga el sabor que quieres y la consistencia sea cremosa, la sopa de brócoli, queso y papa estará lista para degustar.
  13. Finalmente, lo que resta es que sirvas en un plato hondo y que agregues el queso rallado. Puedes disfrutar de esta comida deliciosa acompañando con pan casero o tostadas.

Pan casero para acompañar sopas.
El pan casero es una excelente opción para acompañar las sopas que preparamos en los días fríos.


Prueba esta deliciosa sopa de queso, brócoli y papa

Los profesionales de la nutrición recomiendan el consumo diario de una ración de vegetales crudos y una de verduras cocidas (400 gramos al día).

Así pues, organizaciones como la Fundación Española del Corazón señalan que las sopas y los caldos a base de verduras ayudan al descenso de peso y a controlar enfermedades como el hígado graso, el colesterol alto y la diabetes, entre otras patologías metabólicas.

Todo depende de cómo estén elaboradas. En este sentido, se puede mencionar que la sopa de queso, brócoli y papa lleva natilla y queso cheddar, alimentos con materia grasa y sodio elevado. Lo cual no la hace aconsejable para personas con hipertensión arterial, triglicéridos y colesterol elevados.

Por supuesto que hay variantes que se pueden hacer. Se pueden añadir otros vegetales, además de los mencionados. El zapallo, el boniato y la coliflor son algunos ejemplos.

Un punto a considerar es que la natilla, el queso crema y el cheddar, además de dar sabor y consistencia, aportan grasas saturadas. Por este motivo, puede que la receta sea pesada y cause cierta indigestión. Este es un aspecto que la diferencia de otras sopas livianas.

Sin embargo, anímate a prepararla y recuerda que es una opción de las tantas que puedes hacer. Tiene un sabor que no te arrepentirás de probar.

Te podría interesar...
Cómo preparar sopas más saludables
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Cómo preparar sopas más saludables

En el siguiente artículo te contaremos cuáles son los beneficios de tomar sopas y cómo prepararlas de manera más saludable. ¡Prepárate para el invi...




Los contenidos de esta publicación se redactan solo con fines informativos. En ningún momento pueden servir para facilitar o sustituir diagnósticos, tratamientos o recomendaciones de un profesional. Consulta con tu especialista de confianza ante cualquier duda y busca su aprobación antes de iniciar cualquier procedimiento.