Dormir con el aire acondicionado: posibles riesgos

Óscar Dorado·
26 Julio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas al
17 Enero, 2019
El aire acondicionado proporciona un gran alivio, sobre todo cuando se viven altas olas de calor. Sin embargo, dormir todas las noches con éste puede ser contraproducente para la salud, ya que puede alterar el descanso nocturno, como también puede favorecer el desplazamiento de virus y bacterias.

Los aires acondicionados son en gran parte una necesidad en épocas de calor intenso. Están presentes en la gran mayoría de oficinas, hogares y automóviles. Sin embargo, hay que tener en cuenta que dormir de forma regular con éstos puede afectar la salud.

Sin duda, puede proporcionar alivio al calor abrasador de la temporada. Sin embargo, tienen un impacto del que muchas personas no tienen mucha noción.

Por desgracia, las temperaturas muy bajas de éste durante la noche pueden generar problemas de salud. En consecuencia, desencadenan trastornos comunes en algunas personas e incluso brotes de enfermedades. 

A continuación, se descubren algunos riesgos que puede desatar el uso excesivo de aires acondicionados. ¡Veamos más!

Dormir con el aire acondicionado: cómo puede afectar tu salud

En las noches de verano, muchas personas dependen del aire acondicionado para dormir mejor. Sin embargo, según estudio llevado a cabo en el año 2016 se suscita que el aire acondicionado disminuye la calidad del sueño, entre otros aspectos negativos.

Además de ello, pueden aparecer algunos de los siguientes síntomas:

1.-Dolores de cabeza y migraña

Mujer con dolor de cabeza.

El aire acondicionado puede producir dolores de cabeza y migrañas. Esto es debido a que los niveles de calidad del aire interior son bajos.

Del mismo modo, dicha dolencia también puede ser producida por la deshidratación, ya que se mantiene encendido durante mucho tiempo.

También te puede interesar: ¿La cafeína pueden desencadenar migrañas?

2.-Causa deshidratación

Utilizar el aire acondicionado para dormir provoca deshidratación y, en consecuencia, afecta a la piel. Además, arrebata la humedad presente en el aire.  

Asimismo, se considera que demasiada exposición a éste también hace que los ojos se sequen. Por lo tanto, aumenta los problemas para aquellas personas que sufren problemas oculares.

3.-Alergias

Una inadecuada limpieza y mantenimiento de los acondicionadores puede provocar la acumulación de polvo y bacterias en los conductos de circulación de aire, así como lo expuso un resumen de investigación realizado en el año 2004

Es recomendable el aseo frecuente de éstos, además se deben ventilar los espacios cerrados. La acumulación de polvo es responsable de causar irritaciones, enrojecimiento y alergias en la piel. 

Lee: Cómo controlar las alergias con antihistamínicos naturales

4.-Problemas de respiración

Mujer tocándose la garganta.

El uso excesivo del aire acondicionado puede causar problemas respiratorios en las personas. Hay que tener en cuenta que una habitación con un acondicionador de aire se convierte en un lugar ideal para alojar bacterias y hongos.

En consecuencia, dormir con el aire acondicionado por la noche puede generar la posibilidad de sufrir infecciones. Asimismo, no se recomienda el uso de éste por personas con asmaya que pueden verse afectados después de la exposición. 

Además, el secretario general de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (Semfyc), confirmó que en efecto los cambios drásticos de temperaturas y los aires acondicionados provocan crisis asmáticas en pacientes con ésta afección. 

5.-Inmunidad más débil

El aire acondicionado crea un cambio artificial en la temperatura que no es saludable y provoca el debilitamiento del sistema inmunitario.

Por ello, se sugiere evitar colocar el aire acondicionado frente a la cama, ya que el flujo de aire directo puede ser perjudicial y ocasiona resfriados y enfermedades respiratorias.

6.-Sensación de fatiga

Mujer en la cama con las manos en la cabeza.

Si se utiliza el aire acondicionado durante el día a una temperatura muy baja, es posible que pueda llegar a causar escalofríos internos en el cuerpo.

Incluso, otro efecto negativo de éste es que puede afectar las horas de sueño, ya que produce más calor y fatiga constante.

En efecto, el sueño de calidad es en absoluto esencial para todos los aspectos de la salud: mental, emocional y física. 

Descubre: 5 plantas medicinales contra la fatiga crónica

7.-Contracturas musculares

Por último, se debe evitar que el aire acondicionado de directo en la espalda o en el cuello, ya que los golpes de aire pueden provocar contracturas musculares.

Asimismo, si el cuerpo se enfría puede provocar una contracción muscular y esto desencadena en tortícolis o lumbalgia. Así que, en la medida que sea posible, vigilar los golpes de aire de éste.

Para finalizar, se debe recordar que el aire acondicionado tiene beneficios para la salud y el bienestar, pero no está exento de riesgos.

Dormir con éste puede permitir estar más fresco, a pesar de que conlleva a efectos negativos. Así que se recomienda apagarlo cuando llegue la hora del descanso o sólo darle uso por un par de horas.

  • Naomi Morito; Kazuyo Tsuzuki; Ikue Mori; Hajime Nishimiya (2016). Effects of two kinds of air conditioner airflow on human sleep and thermoregulation (Japón). https://www.sciencedirect.com/science/article/abs/pii/S037877881631979X
  • Antonieta Garrote; Ramón Bonet (2014). Alergias y antialérgicos: causas, tipos y tratamientos (S/P). https://www.elsevier.es/es-revista-offarm-4-articulo-alergias-antialergicos-causas-tipos-tratamiento-13059410