¿Qué beneficios trae el agua de coco para la salud?

02 Enero, 2021
Este artículo ha sido escrito y verificado por el nutricionista Sául Sánchez Arias
Los minerales que aporta el agua de coco ayudan a incrementar la densidad ósea, lo que reduce el riesgo de experimentar fracturas del tejido de los huesos en un futuro. Conoce otras de sus bondades.

El agua de coco es una bebida  que puede resultar beneficiosa para la salud si se consume en el contexto de una dieta equilibrada. Es importante que no sustituya al agua mineral, ya que este es un líquido imprescindible para el organismo. A continuación, te vamos a enseñar por qué es recomendable la ingesta de esta bebida y cómo sacarle partido.

Antes que nada, es preciso aclarar que es importante evitar consumir productos que contengan azúcares añadidos en forma líquida. Esta clase de ingredientes se absorben de manera muy rápida por el intestino, lo que genera una alteración de la glucemia sanguínea y un incremento del estrés pancreático.

El agua de coco, una bebida con nutrientes

A diferencia del agua mineral, el agua de coco cuentan con macronutrientes en su composición. Es posible hallar 3,7 gramos de carbohidratos por 100 mililitros de la bebida.

Además, aporta calorías y una cantidad muy pequeña de proteínas. Sin embargo, en lo que realmente destaca es en el aporte de micronutrientes, ya que este producto cuenta con valores significativos de calcio y de magnesio.

El calcio es uno de los minerales implicados en el metabolismo óseo. De acuerdo con un estudio publicado en la revista Nutrients, el aporte regular de este elemento es capaz de reducir el riesgo de fracturas de huesos en la tercera edad.

Gracias al consumo diario de calcio, se consigue una mejora en la densidad ósea. Esta es una cuestión que resulta trascendental para las mujeres que ya han superado la etapa de la menopausia.

Cocos con sorbetes para tomar su agua directamente del fruto.

Las propiedades antiinflamatorias

En el año 2016, se publicó una investigación en la revista Journal of Intercultural Ethnopharmacology, que afirma que la ingesta de agua de coco consigue modular y reducir la inflamación del organismo. Esto podría suponer una gran noticia para complementar los efectos de una dieta variada y equilibrada, y hasta se podría conseguir la reducción de la incidencia de las patologías crónicas.

Se propone que los fitonutrientes presentes en el coco pueden atenuar la formación de radicales libres y modular los procesos inflamatorios. Gracias a su propiedad hidrosoluble, estos compuestos pasan al agua, por lo que pueden ser aprovechados ingiriendo este líquido.

No obstante, hay que destacar que el agua de coco no tiene propiedades mágicas de por sí. Es necesario incluirla en el contexto de una dieta equilibrada, en la que se promocione el consumo de otros alimentos con elevado contenido en fitonutrientes.

No todas las aguas de coco son iguales

A la hora de elegir un agua de coco, es importante analizar el valor nutricional declarado y la composición del producto. Si observamos la presencia de azúcares añadidos o de aditivos, debemos desechar el alimento. De lo contrario, podríamos estar causando un perjuicio al organismo, ya que estos compuestos se asocian con un empeoramiento del estado de salud.

Es común comercializar líquidos con connotaciones saludables como el agua de coco e introducir aditivos en el producto para mejorar sus características organolépticas; es decir, para conseguir un mejor sabor o apariencia.

Hay que tener en cuenta que esta bebida es ligeramente insípida en su forma natural, por lo que puede no atraer a todo el mundo. La inclusión de azúcar la convertiría en un líquido mucho más apetecible, aunque poco saludable.

El agua de coco se puede encontrar en diferentes presentaciones.

Por este motivo, revisa siempre la lista de ingredientes y ten en cuenta que estos aparecen ordenados de mayor a menor en cuanto a cantidad, como lo estipulan las legislaciones de la mayoría de países. Si el orden de los ingredientes te llama la atención por aparecer agua y coco en los primeros puestos, no compres el producto.

El agua de coco, una bebida beneficiosa

Tal y como hemos afirmado, el agua de coco es una bebida que puede resultar beneficiosa para la salud, siempre y cuando adquiramos una versión de buena calidad, sin azúcares añadidos ni aditivos. Este agua puede ayudar a modular los procesos inflamatorios y de aportar micronutrientes indispensables para mantener un buen estado de salud. Además, su valor energético no es muy representativo, por lo que no generará un aumento del peso graso.

A pesar de todo, no trates de sustituir el consumo de agua mineral por el de este líquido, ya que sería contraproducente. Ten en cuenta que el agua como tal es el mejor elemento que existe para garantizar un buen estado de hidratación. Fallar en este aspecto puede condicionar negativamente la salud a corto plazo.

  • Vannucci L., Fossi C., Quattrini S., Guasti L., et al., Calcium intake in bone health: a focus on calcium rich mineral waters. Nutrients, 2018. 10 (12): 1930.
  • Rao SS., Najam R., Coconut water of different maturity stages ameliorates inflammatory processes in model of inflammation. J Intercult Ethnopharmacol, 2016. 5 (3): 244-9.