6 remedios naturales para el prurito cutáneo

La aplicación tópica de algunos ingredientes naturales, como la menta o el aloe vera, puede ayudarnos a aliviar el prurito y la inflamación, gracias a sus propiedades calmantes.
6 remedios naturales para el prurito cutáneo
Lourdes Martínez

Revisado y aprobado por la farmacéutica o la nutricionista Lourdes Martínez el 18 abril, 2021.

Escrito por Carolina Betancourth, 07 marzo, 2018

Última actualización: 18 abril, 2021

El prurito cutáneo, es decir, esa incómoda sensación de picor en la piel, puede originarse por una reacción alérgica o por problemas como la dermatitis y los hongos. Esta condición afecta a personas de todas las edades, aunque es más frecuente en los adultos mayores, debido al exceso de sequedad que empieza a sufrir su dermis.

Si bien no se trata de una condición grave, puede desencadenar muchas molestias, en especial, cuando la persona se rasca y lesiona su piel. Por suerte, existen algunos remedios de origen natural que ayudan a calmar el escozor. Conoce en detalle los 6 mejores para que no dudes en tenerlos en cuenta la próxima vez que sufras de esta afección ¡Toma nota!

6 remedios naturales para aliviar el prurito cutáneo

El prurito cutáneo es uno de los motivos de consulta más frecuente en dermatología. De acuerdo con información de la Clínica Mayo, esta sensación de picor suele ser provocada por la sequedad de la piel. Sin embargo, muchas personas encuentran alivio al incorporar un su rutina algunos de los remedios naturales que detallamos a continuación.

1. Avena

avena

Por sus propiedades hidratantes y regeneradoras, la es uno de los mejores ingredientes naturales para disminuir el prurito cutáneo. En este caso, lo mejor es utilizar la avena coloidal, ya que conserva todas las propiedades de este cereal.

Como lo indica una revisión de Journal of Drugs in Dermatology, los nutrientes presentes en este producto ayudan a calmar la sensación de comezón y disminuyen la inflamación que sufre la piel por las reacciones alérgicas que la ocasionan.

Ingredientes

  • 3 cucharadas de avena (30 g).
  • 1 taza de agua (250 ml).

Preparación

  • Pon a remojar la avena en una taza de agua hirviendo.
  • Tapa la bebida y déjala reposar 20 o 30 minutos.

Modo de aplicación

  • Enjuaga las zonas afectadas con el agua de avena.
  • Úsala 2 o 3 veces al día, hasta sentir una mejoría.

2. Vinagre de sidra de manzana

La aplicación directa de vinagre de manzana puede ser un poco agresiva para la piel. Sin embargo, según un estudio publicado en Internationa Journal of Women’s Dermatology, cuando lo diluimos en agua, sus ácidos naturales ayudan a restablecer el pH cutáneo. Lo anterior, resultaría útil para calmar la irritación y el prurito.

Ingredientes

Preparación

  • Combina las partes iguales de vinagre de manzana con agua.

Modo de aplicación

  • Sumerge un algodón en el líquido y frótalo por las zonas afectadas.
  • Déjalo absorber sin enjuagar y repite su uso 2 veces al día.

3. Arcilla verde

mascarilla-arcilla-3

La arcilla verde tiene múltiples aplicaciones terapéuticas y cosméticas. Desde la antigüedad, se utiliza con diversos fines cutáneos, debido a las propiedades calmantes y antibacterianas que se le atribuyen. Además, se dice que su aplicación directa ayuda a disminuir el enrojecimiento, la inflamación y la comezón.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de arcilla verde en polvo (30 g).
  • ¼ de taza de agua (62 ml).

Preparación

  • Mezcla la arcilla verde con el agua hasta obtener una pasta cremosa.

Modo de aplicación

  • Extiende el tratamiento sobre las zonas afectadas y déjalo actuar 20 minutos.
  • Enjuaga con agua tibia y aplícate crema hidratante.
  • Repite el tratamiento si el picor persiste.

4. Menta

Aunque la menta se ha hecho popular por sus propiedades para calmar problemas del sistema digestivo, un artículo publicado en Cochrane Library la menciona como uno de los productos naturales que serían útiles para controlar el prurito.

Ingredientes

  • 3 cucharadas de hojas de menta (45 g).
  • 1 taza de agua (250 ml).

Preparación

  • Incorpora las hojas de menta en una taza de agua hirviendo.
  • Tapa la bebida, déjala reposar 20 minutos y fíltrala con un colador.

Modo de aplicación

  • Enjuaga las zonas afectadas con el líquido.
  • Repite su uso 2 o 3 veces al día, si lo consideras necesario.

¿Quieres conocer más? Lee: 12 usos curativos de la menta

5. Bicarbonato de sodio

Bicarbonato de sodio

Por sus propiedades alcalinas, se dice que el bicarbonato de sodio es un ingrediente calmante que facilita la regulación del pH de la piel en casos de alergias, picaduras o dermatitis. De esta manera, su uso externo podría disminuir la sensación de picor y reducir la inflamación y enrojecimiento.

Ingredientes

  • 1 cucharada de bicarbonato de sodio (9 g).
  • 1 cucharada de aceite de coco (15 g).

Preparación

  • Combina el bicarbonato de sodio con el aceite de coco hasta obtener una pasta cremosa.

Modo de aplicación

  • Frota el tratamiento sobre la piel afectada y déjalo actuar 30 minutos.
  • Enjuaga con agua tibia y repite su uso 2 veces al día.

6. Aloe vera

El aloe vera es un producto muy popular en productos dermatológicos, gracias a sus compuestos calmantes. Además, una revisión de Pharmacology and Pharmacy señala que su uso externo podría tener efectos positivos en la cicatrización de la piel.

Ingredientes

  • 1 cucharada de gel de aloe vera (10 gr). También, puedes usar la planta directamente.

Modo de aplicación

  • Tan solo debes frotar el gel sobre la zona afectada.
  • Repite el proceso 2 veces al día hasta conseguir resultados.

Si tienes prurito por alguna alergia o enfermedad de la piel, no dudes en probar estos remedios como solución natural para controlarlo. No obstante, es importante hacer un seguimiento juicioso a los síntomas y recurrir al médico si estos empeoran o no remiten después de unos días.

Te podría interesar...
Todo lo que deberías saber sobre el prurito anal
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
Todo lo que deberías saber sobre el prurito anal

El prurito anal es una molestia que se puede sufrir en cualquier momento, por diversas razones, como comer demasiado picante o no lavarse adecuadam...



  • Misery, L., & Ständer, S. (2010). Pruritus. Pruritus. https://doi.org/10.1007/978-1-84882-322-8
  • Misery, L., Loser, K., & Ständer, S. (2016). Sensitive skin. Journal of the European Academy of Dermatology and Venereology. https://doi.org/10.1111/jdv.13532
  • Eichenfield, L. F., Fowler, J. F., Rigel, D. S., & Taylor, S. C. (2007). Natural advances in eczema care. Cutis.
  • Nakhaee, S., Nasiri, A., Waghei, Y., & Morshedi, J. (2015). Comparison of Avena Sativa, vinegar, and hydroxyzine for uremic pruritus of hemodialysis patients a crossover randomized clinical trial. Iranian Journal of Kidney Diseases.
  • Williams, L. B., & Haydel, S. E. (2010). Evaluation of the medicinal use of clay minerals as antibacterial agents. International Geology Review. https://doi.org/10.1080/00206811003679737
  • Herro, Elise & Jacob, S. (2010). mentha piperita (pepperment). Dermatitis. https://doi.org/10.2310/6620.2011.10080
  • Milstone, L. M. (2010). Scaly skin and bath pH: Rediscovering baking soda. Journal of the American Academy of Dermatology. https://doi.org/10.1016/j.jaad.2009.04.011
  • Cerio R, Dohil M, Jeanine D, Magina S, Mahé E, Stratigos AJ. Mechanism of action and clinical benefits of colloidal oatmeal for dermatologic practice. J Drugs Dermatol. 2010 Sep;9(9):1116-20. PMID: 20865844.
  • Novosel, T., Rundle, C. W., Yu, J. D., & Jacob, S. E. (2019). Art of prevention: The importance of bath time and avoiding extended exposure to irritating and allergenic chemicals. International journal of women's dermatology5(3), 152–154. https://doi.org/10.1016/j.ijwd.2019.02.004
  • Andrade Miranda, A., Franco, J., Sanclemente, G., Kuah, C. Y., Yu, A. M., Shpadaruk, V., Roqué i Figuls, M., Martin‐Lopez, J. E., & Chua, S. (2018). Interventions for pruritus of unknown cause. The Cochrane Database of Systematic Reviews2018(9), CD013128. https://doi.org/10.1002/14651858.CD013128