Aceites no comedogénicos: efectos sobre piel grasa

Ana Luzardo·
08 Enero, 2021
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Leonardo Biolatto al
04 Enero, 2021
Los aceites no comedogénicos son una buena opción para hidratar y cuidar la piel sin el riesgo de causarle comedones o exceso de grasa. En esta oportunidad detallamos algunas opciones.

Los aceites no comedogénicos son aquellos que tienen la capacidad de mantener la piel libre de espinillas o cualquier forma de acné. Se consideran «no comedogénicos» porque tienen una clasificación por debajo de dos en el estudio científico realizado en 1989 por el Dr. Fulton «Comedogenicidad e irritación de los ingredientes de uso común en productos para el cuidado de la piel».

El estudio sentó una clasificación numérica del 0 al 5, medida que determinó cómo crecían los poros tras la aplicación en la piel de ingredientes cosméticos individuales. Así, el 0 tiene una probabilidad nula de obstruir los poros, el clase 1 una probabilidad baja de causarlo y el clase 2 una posibilidad moderadamente baja.

A partir de la clase 3 se empieza a considerar comedogénico, ya que su probabilidad de obstrucción es moderada. Los tipos 4 y 5 son clase alta, pues es casi seguro que detonen la obstrucción. Entonces, ¿hay aceites no comedogénicos? Te invitamos a descubrirlo.

¿Qué son los productos no comedogénicos?

Los aceites no comedogénicos son aquellos que no producen acné al aplicarse. Están por debajo de la clase 2. Los grados comedogénicos se evalúan al pasar por varios procesos. El primero es delimitar una zona de la piel; luego, se deposita una cantidad definida de la sustancia que se desea analizar.

Se debe repetir la aplicación 3 veces al día, por 4 semanas. Asimismo, hay que observar si se produce obstrucción de los poros o la aparición de comedones. Por lo tanto, un producto no comedogénico, según Alcalde M, es un cosmético que demostró en los análisis que su aplicación no produce comedones.

Mujer trata su piel con aceites esenciales.
Los productos no comedogénicos son aquellos cuya composición no obstruye los poros ni genera comedones.

Lee también: Tratamientos para el acné

Efectos de los aceites no comedogénicos sobre piel grasa

La piel grasa es aquella que presenta exceso de sebo en distintas zonas, que pueden parecer más brillantes. También presenta poros dilatados y una textura cutánea irregular. Un problema usual entre las personas con este tipo de piel es el acné.

Sin embargo, también es frecuente sufrir infecciones, inflamación y otros efectos indeseados asociados al exceso de grasa. ¿Es bueno usar aceites no comedogénicos? Veamos sus principales efectos. 

Regulación del sebo

Las glándulas sebáceas se encuentran en la dermis. La función del sebo es lubricar y proteger la superficie de la piel. Lo normal es que los adultos produzcan de 1 mg cada 10 cm de piel cada 3 horas. Cuando hay una hipersecreción, pueden aparecer los poros dilatados y el acné.

Por fortuna, como lo expone un artículo publicado en Journal of Clinical and Aesthetic Dermatology, hay aceites con características no comedogénicas que disminuyen el exceso de grasa. Así, el cutis se mantiene limpio y en óptimas condiciones.

Libre de acné

El acné es un trastorno de la piel donde los folículos pilosos se tapan con grasa y células muertas. Por ello, aparecen comedones, puntos negros y granos. Como es resultado de una sobreproducción de sebo, es un problema común de las pieles grasas. Sin embargo, como hemos comentado, los aceites no comedogénicos ayudan a regularlo.

Hidratación

Una buena hidratación ayuda a mantener los niveles de agua equilibrados. Así, estos aceites fortalecen la barrera protectora de la piel. Además, previenen la resequedad y el envejecimiento.

Antisépticos y antifúngicos

Los aceites antisépticos y antifúngicos son capaces de destruir microorganismos o reducir su crecimiento. Las principales infecciones de la piel son la celulitis y las infecciones por estafilococo. Las causadas por hongos producen pie de atleta e infecciones por cándida.

En este sentido, este tipo de productos se vuelven coadyuvantes contra los microorganismos que afectan la piel. Su aplicación regular limpia los poros y disminuye la presencia de agentes patógenos en su superficie.

Lee también: Piel grasa: todo lo que debes saber

Lista de aceites no comedogénicos

Los aceites se deben emplear en función de las necesidades de cada tipo de piel. Sin embargo, siempre es mejor hacer una prueba antes de aplicarlos en su totalidad. Esta se hace aplicando un poco de aceite en la parte interna de la muñeca. Si pasadas unas horas no hay reacciones desfavorables, se puede aplicar sin problema.

Aceite de semilla de girasol

El aceite de semilla de girasol es un tipo aceite vegetal saludable que puede usarse en la cosmética. Contiene ácidos grasos y vitamina E que contribuyen a mantener la piel sana y sin imperfecciones. Su aplicación regular parece reducir la presencia de comedones. Aún así, faltan evidencias que lo respalden.

Aceite de argán

El aceite de argán es un aceite comestible obtenido de las semillas maduras de la baya del árbol de argán. Es apto para varios tipos de piel. Su clasificación comedogénica es de 0. Por ello, se puede emplear para reparar la barrera cutánea y disminuir el acné.

Aceite de argán
El aceite de argán contribuye a proteger la barrera cutánea. Además, disminuye el exceso de sebo.

Aceite de semilla de cáñamo

El aceite de cáñamo es bueno para la mayoría de los tipos de pieles. Es eficaz para pieles sensibles y grasas, por sus propiedades hidratantes. Además, ayuda a reducir la inflamación y el enrojecimiento que causa el acné.

Aceite de rosa mosqueta

El aceite de rosa mosqueta se recomienda para las pieles grasas. No causa obstrucción en los poros y, por el contrario, favorece su limpieza. Entre otras cosas, su contenido de antioxidantes y grasas saludables parece contribuir a la prevención del envejecimiento y de las estrías.

Los aceites no comedogénicos complementan la rutina de belleza

Los aceites con propiedades no comedogénicas son ideales para complementar la rutina de belleza, en especial cuando la piel es grasa. No son agresivos y aportan otros beneficios como la hidratación y la prevención del envejecimiento prematuro.

En cualquier caso, no deben ser un tratamiento de primera elección a la hora de combatir el exceso de sebo en la piel y los granos. Para ello, lo mejor es consultar al profesional en dermatología.

  • Fulton J. Comedogenicity and irritancy of commonly used ingredients in skin care produc. J. Soc. Cosmt. Chem. 1989;  vol 40. pp 321- 333. Disponible en: https://insolitbeauty.com/documentacion/Comedogenicidad%20e%20irritacion%20de%20los%20ingredientes%20de%20uso%20comun%20en%20productos%20para%20el%20cuidado%20de%20la%20piel.pdf
  • Chularojanamontri L, Tuchinda P, Kulthanan K, Pongparit K. Moisturizers for Acne: What are their Constituents?. J Clin Aesthet Dermatol. 2014;7(5):36-44.
  • Mayo Clinic. Acné [Internet]. Mayo Clinic. Consulado [02/01/2021] Disponible en https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/acne/symptoms-causes/syc-20368047#:~:text=El%20acn%C3%A9%20es%20un%20trastorno,la%20espalda%20y%20los%20hombros.