Intoxicación por medicamentos, ¿qué hacer?

Cuando se presenta una intoxicación por medicamentos, el grado de la misma dependerá, entre otras cosas, de la cantidad de medicamento ingerida y de las características de la persona.
Intoxicación por medicamentos, ¿qué hacer?
María Vijande

Escrito y verificado por la farmacéutica María Vijande el 30 Julio, 2020.

Última actualización: 30 Julio, 2020

Los síntomas y las consecuencias de una intoxicación por medicamentos dependen del medicamento, pero pueden llegar a ser, incluso, mortales. El grado de intoxicación dependerá, entre otras cosas, de la cantidad de medicamento ingerida y de las características de la persona.

A continuación, veremos los diferentes tipos de intoxicaciones, algunos indicios para identificar una intoxicación por medicamentos y las medidas inmediatas que se deben seguir en estos casos.

5 tipos de intoxicación por medicamentos

Intoxicación por medicamentos
La intoxicación por medicamentos puede desencadenar una emergencia médica.

Las intoxicaciones por medicamentos se pueden clasificar en 5 tipos en función de diferentes variables que analizaremos en los siguientes párrafos. De cualquier manera, ante la sospecha de una intoxicación medicamentosa, se hace imprescindible la consulta médica.

1. Según la magnitud de las complicaciones clínicas

Ante una intoxicación por medicamentos, las complicaciones en los pacientes pueden ser leves, moderadas y severas. Debe ser el personal médico quien evalúe la gravedad de las mismas.

2. Por las características de la aparición

Teniendo en cuenta la forma en que aparecen los síntomas, pueden ser de efectos inmediatos o retardados. Algunos medicamentos producen sus efectos tóxicos de manera rápida, mientras que otros los manifiestan después de un cierto tiempo.

  • Intoxicaciones reversibles o irreversibles: en las intoxicaciones reversibles, se recupera la situación cuando la sustancia se elimina del cuerpo mientras que en los irreversibles el daño es irreparable. Esto dependerá del órgano o de la función que se vea afectada. También, pueden darse simultáneamente síntomas reversibles e irreversibles.

3.  En función del tiempo de aparición de los síntomas

Según el tiempo que tardan en aparecer los síntomas, clasificamos las intoxicaciones de la siguiente forma.

  • Intoxicación aguda: en estos casos, los síntomas aparecen en menos de 24 horas y su evolución puede ser variable.
  • Intoxicaciones subagudas: se producen trastornos a diferentes niveles. Los síntomas no se presentan inmediatamente sino que se manifiestan al cabo de varios días.
  • Intoxicación crónica: se producen por la absorción continuada o repetida de la sustancia tóxica. Puede ocurrir que se absorba en pequeñas cantidades pero que se acumule en el cuerpo. Es el tipo de intoxicación por medicamentos más difícil de detectar.

4. Según la causa

Teniendo en cuenta cómo se han producido se dividen en:

  • Voluntarias: intoxicaciones producidas intencionadamente, como suicidios.
  • Accidentales: son bastante frecuentes en el caso de los medicamentos. Ocurren por confusión de fármacos, sobredosis o por interacción con otros medicamentos o sustancias como el alcohol.

5.  En función de la vía de entrada

Dependiendo de la vía de entrada, podemos clasificar las intoxicaciones en digestivas, inhaladas, a través de la piel y las mucosas, y por vía endovenosa.

Indicios de intoxicaciones por medicamentos

Mujer con dolor de cabeza
Los mareos y el dolor de cabeza son síntomas habituales de la intoxicación por medicamentos.

Según datos de la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, los síntomas de una intoxicación por medicamentos dependerán del tipo de medicamento implicado, la vía de entrada y las características de la persona. Por ello, las consecuencias también serán variables y puede, incluso, llegar a ser mortales en algunos casos.

Síntomas de una intoxicación por medicamentos

Los primeros síntomas o signos pueden ser comunes e inespecíficos y, por supuesto, se relacionan con el fármaco que se ha ingerido. Como bien señala la Asociación Española de Pediatría, no es lo mismo una intoxicación por paracetamol que una por psicofármacos. En general, podemos mencionar:

  • Náuseas, vómitos.
  • Alteraciones visuales y del lenguaje.
  • Diarrea, dolor abdominal.
  • Quemaduras o enrojecimiento de los labios o la boca y erupciones en la piel.

¿Qué hacer ante una intoxicación por medicamentos?

Ante la sospecha de que una persona sufre una intoxicación por medicamentos, se debe actuar rápidamente pero manteniendo la calma. Los síntomas de intoxicación pueden tardar en aparecer. Sin embargo, si se cree que alguien está intoxicado, no se debe esperar hasta que se manifiesten los síntomas.

La primera medida es llamar de inmediato al Centro Nacional de Toxicología. Contestará un médico a quien se le deberá explicar la situación, los síntomas, la medicación sospechosa de haber sido ingerida y todos los detalles que se soliciten.

Si se sabe el medicamento que ha producido la intoxicación, por teléfono nos indicarán los primeros pasos a seguir o, en su caso, la necesidad de llamar al servicio de urgencias.

Mientras, se debe examinar y vigilar las vías respiratorias, la respiración y el pulso de la persona. Sin embargo, no hay que intentar provocar el vómito, a menos que así lo indique el Centro de Toxicología o un profesional de la salud.

Cómo actuar frente a la intoxicación

Ante una intoxicación por medicamentos, los primeros auxilios que se administren antes de conseguir ayuda médica pueden salvar la vida de una persona. Sin embargo, siempre es necesario seguir las recomendaciones de un profesional.

Por este motivo, el primer reflejo ante la creencia de que un niño o un adulto se ha intoxicado debe ser siempre llamar al Centro de Toxicología y brindarles la información que soliciten para, luego, seguir sus indicaciones paso a paso.

Te podría interesar...
7 consejos para actuar en una situación de emergencia
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
7 consejos para actuar en una situación de emergencia

Una situación de emergencia puede suscitarse en cualquier momento del día, en distintos lugares, e incluso de la manera menos esperada posible.