Irritación detrás de las orejas: ¿qué lo puede causar?

La irritación detrás de las orejas puede estar causada por algo leve y autolimitado, como una reacción alérgica. Sin embargo, también puede ser un síntoma de patologías más graves. Te explicamos las principales causas.
Irritación detrás de las orejas: ¿qué lo puede causar?
Leonardo Biolatto

Escrito y verificado por el médico Leonardo Biolatto el 08 julio, 2021.

Última actualización: 08 julio, 2021

Tener una irritación detrás de las orejas o una erupción es algo muy frecuente. La piel de esa zona tiende a lesionarse con numerosas afecciones.

Se ha asociado este síntoma a ciertas enfermedades autoinmunes, como la psoriasis. También es frecuente que aparezca en infecciones virales, como la rubéola.

Por eso es importante conocer qué patologías pueden dar lugar a este problema. Diferenciar la etiología de una irritación detrás de las orejas ayuda a iniciar un tratamiento adecuado para enfermedades preocupantes.

¿Qué síntomas acompañan a la irritación detrás de las orejas?

La irritación detrás de las orejas suele manifestarse como una erupción localizada. Lo más frecuente es que se afecte solo una de las dos orejas, aunque puede ser bilateral.

Puede ser suave o irregular. También tener un color rojo intenso o más blanquecino. Incluso, las manchas que lo forman serán pequeñas y ligeramente diseminadas entre sí o confluirán en una misma erupción.

Es importante constatar si la irritación detrás de las orejas se acompaña de otros síntomas. Por ejemplo, de dolor, fiebre o malestar general. Del mismo modo, hay que identificar si ha habido algún factor desencadenante, como un alérgeno o un agente irritante.



Posibles causas de la irritación detrás de las orejas

Como hemos señalado en la introducción, existen numerosas afecciones que pueden dar lugar a una irritación detrás de las orejas. En los siguientes apartados explicaremos cuáles son las más frecuentes y cómo identificarlas.

Dermatitis de contacto

La dermatitis de contacto es un proceso inflamatorio que tiene lugar en la piel. Es una reacción alérgica que se desencadena ante una sustancia en concreto, denominada alérgeno.

Según explica una publicación de Eczema, el níquel es uno de los desencadenantes más frecuentes. Este mineral forma parte de muchos accesorios, como los pendientes. Otro alérgeno común es la parafenilendiamina, que suele estar presente en los tintes de cabello.

La dermatitis de contacto puede provocar irritación detrás de las orejas. La zona suele estar seca y descamada, además de producir un picor intenso. Para poder diagnosticar esta entidad se realizan las llamadas pruebas de alergia.

El tratamiento principal se basa en evitar el alérgeno en concreto. Para aliviar los síntomas es posible que se receten medicamentos antihistamínicos por vía oral.



Psoriasis del cuero cabelludo

La psoriasis es una enfermedad crónica inflamatoria de la piel. En concreto, la del cuero cabelludo puede dar lugar a irritación detrás de las orejas. Según explica una publicación de Audífonos Tenerife, suele caracterizarse por placas amarillentas o blanquecinas en esta región.

Son placas en las que la piel está más engrosada y tiende a producir escamas secas. Por eso tiene una apariencia similar a la caspa. Al igual que sucedía en la dermatitis de contacto, pica.

El diagnóstico de psoriasis es complejo. En algunos casos puede requerirse una biopsia de piel. El tratamiento varía en función de la gravedad del cuadro. Si la zona afectada es pequeña, es posible que se pueda controlar con medicamentos por vía tópica.

Por ejemplo, los corticoesteroides o los análogos de la vitamina D.  La terapia con luz ultravioleta también puede ser beneficiosa. Sin embargo, los casos graves requieren metotrexato, ciclosporina o fármacos biológicos.

Rubéola e irritación detrás de las orejas

La rubéola es una infección vírica que también se conoce como sarampión alemán. Tal y como expresa un artículo de NHS, es una infección poco común en la actualidad que suele afectar más a los niños. Suele ser autolimitada y de carácter benigno.

La mayoría de los casos son leves o asintomáticos. Sin embargo, en mujeres embarazadas puede dar lugar a complicaciones graves.

Cuando aparecen síntomas, el más frecuente es una erupción en la cara. Esta tiende a extenderse a otras partes del cuerpo. Por eso puede dar lugar a una irritación detrás de las orejas o a un sarpullido.

Además, suele acompañarse de tos, fiebre, dolor de cabeza e inflamación de los ganglios. También es usual que haya conjuntivitis y rinorrea.

Para poder diagnosticar la rubéola se suelen pedir pruebas serológicas. Es decir, se intenta comprobar la presencia de anticuerpos contra el virus.

Por fortuna, existe una vacuna frente a la rubéola. Esto es una ventaja importante, ya que no existe ningún tratamiento específico para la afección.

¿Cuándo se debe ver a un médico?

Lo ideal es visitar a un médico siempre que la irritación detrás de las orejas se acompañe de síntomas de alarma. Por ejemplo, de fiebre, malestar general, cansancio o un picor severo. Además, es necesario observar si la erupción se ha extendido a otras zonas.

Del mismo modo, si aparecen manchas moradas o de color rojizo, es aconsejable consultar con un especialista. La inflamación de los ganglios cercanos se considera otro signo de alarma.

Si la erupción está formada por pequeñas ampollas o produce dolor, también es recomendable acudir al profesional. En general, cualquier irritación detrás de las orejas que no se asocie a un desencadenante específico debería ser evaluada.

La irritación detrás de las orejas es una situación bastante frecuente. En la mayoría de casos está causada por un agente irritante o que se comporta como un alérgeno.