Mira qué son los aditamentos protésicos y para qué se usan

A la hora de rehabilitar la boca con implantes dentales será necesario recurrir a algunos aditamentos protésicos. Te contamos qué son y para qué sirven.
Mira qué son los aditamentos protésicos y para qué se usan
Vanesa Evangelina Buffa

Escrito y verificado por la odontóloga Vanesa Evangelina Buffa.

Última actualización: 13 septiembre, 2022

Los implantes dentales son una de las opciones más usadas y con mejores resultados para resolver la falta de dientes en la boca. Durante este tipo de rehabilitación es usual utilizar aditamentos protésicos, piezas claves para recuperar la sonrisa.

El tratamiento con implantes consiste en colocar un tornillo en el interior del hueso que se integra a este tejido. Este vástago en el espesor óseo actúa como una raíz artificial que sujeta la prótesis y repone los dientes ausentes.

Los aditamentos protésicos son componentes menos conocidos que forman parte de este proceso de recuperar los dientes perdidos. Se trata de piezas que conectan las prótesis con los implantes para darle estabilidad y seguridad a todo el tratamiento.

¿Qué son los aditamentos protésicos?

Se conoce como “aditamentos protésicos” a los dispositivos que unen el implante dental con las diferentes estructuras que componen la prótesis. Su función principal es fijar, retener y estabilizar la porción protética al tornillo óseo.

Son piezas diseñadas y confeccionadas de manera muy meticulosa y precisa para que puedan adaptarse con exactitud a las superficies del implante y de la prótesis. Estas pequeñas estructuras completan la rehabilitación con el implante y le dan estabilidad y firmeza a todo el complejo protético.

Como veremos en detalle más adelante, existen distintos tipos de aditamentos protésicos que cumplen diferentes funciones. De todos modos, estos dispositivos deben reunir algunos requisitos que garanticen su funcionalidad:

  • Buen sellado: los aditamentos protésicos deben sellar de manera adecuada la interfase entre el implante y la prótesis. De esta manera, se evita la filtración de agentes externos que pondrían en riesgo todo el tratamiento.
  • Retención y adaptabilidad: los dispositivos que se utilizan deben adaptarse a la forma del implante y de la restauración protésica y permanecer unidos a ambas superficies.
  • Inalterables: el paso del tiempo, el uso de la rehabilitación y los agentes externos, como traumas o sustancias alimenticias, no deben alterarlos ni modificarlos.
  • Estabilidad: los aditamentos protésicos deben unirse de manera firme al implante y la prótesis, evitando cualquier tipo de movimiento que desestabilice la rehabilitación y genere problemas futuros.
Perno y corona.
El tratamiento dental con perno y corona no solo usa estos elementos. Los aditamentos contribuyen al éxito de la terapéutica.

Tipos de aditamentos protésicos

Existen distintos tipos de aditamentos protésicos que se utilizan para diferentes funciones. Del uso que se les da, depende su diseño y el momento en el que se los aplica.

Estos son los aditamentos protésicos más comunes:

  • Tapa o tapón de cierre: se trata de un dispositivo con forma de pequeña tapa que se enrosca en el implante recién colocado, en el área donde luego irán los pilares. Su función es evitar que el tornillo se cubra de hueso y de encía y que ingresen agentes externos a la zona intervenida.
  • Pilares de cicatrización: son pequeños pilares que se atornillan al implante, sobresaliendo sobre el reborde de la encía. Estos aditamentos protésicos permiten que los tejidos blandos cicatricen a su alrededor, generando un espacio biológico adecuado para luego colocar la prótesis. En general, se colocan cuando el implante ya se encuentra osteointegrado.
  • Pilares protésicos definitivos: son dispositivos que se colocan sobre el implante para poder acceder desde la cavidad oral al momento de atornillar o cementar la rehabilitación protésica. Pueden ser de metal o de cerámica y se sitúan una vez que la encía ya ha cicatrizado, aunque algunos autores sugieren colocarlo en la misma cirugía que se inserta el tornillo al hueso, para evitar conexiones y desconexiones que afecten los tejidos.
  • Transfers o cofias de transferencia: se trata de elementos de acero inoxidable o de plástico, con forma cónica o cuadrada, que se atornillan al implante cuando es necesario tomar una impresión de la zona. Con esto es posible mandar al laboratorio la posición exacta del implante.
  • Análogo: es un dispositivo que permite replicar el implante o el pilar en un modelo de yeso para poder mandarlo al laboratorio y facilitar su manipulación. Indica la posición exacta del implante en la boca del paciente.
  • Tornillo protésico pasante: es un tornillo de dimensiones muy pequeñas que se fija al pilar protésico unido al implante. A través de este tornillo se ajusta la rehabilitación protésica.


Materiales con los que se fabrican los aditamentos protéticos

Los implantes dentales que se colocan en el interior del hueso, en general, están hechos de titanio. Este material biocompatible es el que facilita la integración del tornillo con el tejido óseo, dando a la prótesis la fijación y la estabilidad buscadas.

Por otro lado, las prótesis o coronas que reponen los dientes ausentes pueden estar hechas de varios materiales. Las hay de metal, zirconio, porcelana, resina o de la combinación de algunos de estos. Según el sector de la boca a rehabilitar, las necesidades del paciente, sus preferencias y posibilidades, dependerá el material a elegir.

Los aditamentos protésicos también pueden confeccionarse de distintos materiales. En este caso, la composición del dispositivo depende de la función que le corresponda en el tratamiento.

Muchos aditamentos protésicos son de titanio, sobre todo los pilares y las tapas. Este es un material que combina la biocompatibilidad, la resistencia y el peso ligero con una alta durabilidad y resistencia.

De todos modos, existen otros materiales con los que también se pueden confeccionar los aditamentos para los implantes. Los hay de acero inoxidable de grado quirúrgico, oro fundido, zirconio y poliéter éter cetona (PEEK).

¿Cómo cuidar los aditamentos protésicos?

Luego de realizada la cirugía en que se inserta el implante en el interior del hueso, las encías tardan en cicatrizar alrededor de 2 a 4 semanas. Durante este tiempo, es recomendable seguir los consejos del cirujano respecto a la alimentación y la higiene de la boca.

En general, se prefieren las dietas blandas que prevengan un gran esfuerzo masticatorio. El frío es un gran aliado a la hora de desinflamar los tejidos, por lo que recurrir a alimentos frescos luego de la cirugía acelerará la cicatrización.

La limpieza bucal adecuada previene las infecciones y favorece la recuperación de los tejidos. Por esta razón, no se debe suspender o descuidar el cepillado dental.

En la zona intervenida deberá hacerse con más cuidado y precaución, usando un cepillo suave o instrumentos especiales para este fin. Además, si el odontólogo lo considera pertinente, podrá indicar el uso de geles o líquidos antisépticos para higienizar mejor la boca.

Seguir las indicaciones del profesional es fundamental para evitar complicaciones o infecciones que afecten la cicatrización y el éxito de la intervención. Una vez que los implantes estén colocados en la boca, el odontólogo recurrirá a la colocación de los distintos aditamentos protésicos que te contamos para proseguir con el tratamiento.

Lo hará en distintos momentos, según la etapa del proceso de rehabilitación.

De todos modos, los cuidados respecto a la alimentación y a la higiene dental son los mismos. Si la boca se mantiene cuidada, los riesgos de complicaciones son menores.

Cepillar los dientes con implantes.
La higiene bucal prolonga el tiempo de vida útil de los implantes y de los aditamentos.

El momento de colocar la prótesis

Cuando los implantes se han integrado al hueso y las encías han curado y cicatrizado alrededor de los pilares, es el momento de finalizar el tratamiento colocando la prótesis definitiva. La toma de modelos, el trabajo del laboratorio y las pruebas en la boca pueden requerir algunas semanas y varias visitas al consultorio.

Primero se toman impresiones de la boca que incluyan los dientes y los implantes con sus pilares. También se registra la mordida para ver cómo se relacionan los dientes superiores con los inferiores. Así, se obtienen modelos que replican con exactitud la cavidad bucal del paciente; sobre estos se fabrica la nueva prótesis.

Cuando el laboratorio envía la prótesis lista, se realizan algunos ajustes para que la nueva dentadura artificial adapte de manera adecuada en la cavidad bucal. Se busca que se vea natural y bonita, pero también que sea cómoda y no lesione las demás estructuras.

Para colocar la prótesis sobre los implantes de manera definitiva se utilizan los aditamentos protésicos correspondientes. Así, el paciente ya podrá disfrutar de su nueva dentadura.

Todo este proceso se puede realizar en una o más piezas dentarias ausentes. De hecho, si al paciente le faltan varios elementos, se puede recurrir a alternativas protéticas que permiten sustituirlos de forma simultánea.



Una parte fundamental

Tener una sonrisa sana, atractiva y duradera es posible con los implantes dentales. Conocer en detalle en qué consiste el tratamiento te ayudará a tomar una decisión informada a la hora de recuperar la sonrisa.

Los aditamentos protésicos son las estructuras menos conocidas de los tratamientos con implantes dentales. Pero la falta de popularidad no los hace menos importantes.

De hecho, son la conexión clave y fundamental para que los tornillos en el hueso sostengan los dientes artificiales. Ahora ya conoces en detalle de qué se tratan estos pequeños dispositivos tan necesarios para lograr esa sonrisa sana y bonita que deseas.

Te podría interesar...
Edentulismo: causas, consecuencias y tratamientos
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Edentulismo: causas, consecuencias y tratamientos

El edentulismo es la falta de piezas dentarias en la boca. Entérate por qué se produce, cuáles son sus consecuencias y cómo se soluciona.



  • Padilla-Avalos, C. A., & Marroquín-Soto, C. (2021). Intermediarios protésicos en implantología oral. Revisión de la literatura. Revista Científica Odontológica9(2), e064-e064.
  • Luque Millán, F. J., Ortiz García, I., Matos Garrido, N., Jiménez Guerra, A., España López, A., & Velasco Ortega, E. (2018). La evaluación topográfica de las superficies de los implantes de titanio. Avances en Odontoestomatología34(3), 121-129.
  • Blanco López, P., Monsalve Guil, L., Matos Garrido, N., Moreno Muñoz, J., Nuñez Márquez, E., & Velasco Ortega, E. (2018). La oseointegración de implantes de titanio con diferentes superficies rugosas. Avances en odontoestomatología34(3), 141-149.
  • Belloni, F. (2021). Análisis de fatiga y flexión sobre implantes monoblock de PEEK y la unión pilar PEEK-implante de titanio (Doctoral dissertation, Universidad Nacional de La Plata).
  • Arellano Martínez, J. F., & ARELLANO MARTINEZ, J. F. (2021). Interfaz del cuerpo del implante dental y aditamento protésico.
  • Sevilla García, R. M. (2020). Conexión y desconexión de los aditamentos protésicos.¿ Cómo afectan a tejidos blandos y duros?.
  • Canullo, L., Tallarico, M., Gracis, S., Nebot, X. V., Ciurana, X. R., & Covani, U. (2020). Consideraciones clínicas sobre las estrategias que evitan múltiples conexiones y desconexiones de los pilares sobre implantes. Quintessence: Publicación internacional de odontología8(6), 400-409.
  • Nicolás-Silvente, A. I., Rivas-Pérez, A., García-López, R., Alemán-Marín, J., Chiva-García, F., & Sánchez-Pérez, A. (2020). La utilización de pilares transmucosos definitivos de colocación inmediata. Avances en Odontoestomatología36(2), 99-106.
  • Ortega-Martínez, J., i Planell, A. R., Salazar, R. C., & Monné, J. B. (2020). Pilares protésicos intermedios sobre implante y su influencia en el pronóstico de los tejidos peri-implantarios: Una revisión bibliográfica. RCOE: Revista del Ilustre Consejo General de Colegios de Odontólogos y Estomatólogos de España25(1), 136-144.