3 alimentos que debes evitar comer en verano

El verano es sinónimo de relajación, pero no en todos los aspectos. Tendrás que seguir cuidando la dieta para evitar problemas de salud a medio plazo.
3 alimentos que debes evitar comer en verano
Saúl Sánchez Arias

Escrito y verificado por el nutricionista Saúl Sánchez Arias.

Última actualización: 30 junio, 2021

Durante el verano, hay una serie de alimentos que es mejor evitar, ya que acarrean algunos riesgos microbiológicos. El aumento de las temperaturas hace que se tengan que extremar las precauciones a nivel higiénico, dado que hay más probabilidades de proliferación de bacterias patógenas.

Hay que tener en cuenta que todos los años acuden a urgencias un número considerable de personas por problemas relacionados con las intoxicaciones alimentarias. En la mayor parte de los casos no sucede nada grave, aunque se pueden experimentar complicaciones como la deshidratación. ¡Continúa leyendo!

Alimentos que debes evitar comer en verano

En épocas cálidas como el verano, el riesgo de intoxicación alimentaria incrementa de forma considerable. Debido a sus características, algunos alimentos suponen más peligro que otros. ¿Cuáles son los que deberían evitarse?

Mayonesa casera

La mayonesa es una de las salsas más populares. Sin embargo, y a pesar de que la casera cuenta con una calidad superior a la industrial, está elaborada a partir de huevo crudo y puede generar complicaciones. Si no se conserva de manera adecuada, puede crecer la Salmonella en su interior, lo que deriva problemas de tipo gastrointestinal.

Así pues, si vas a preparar esta salsa, has de tener en cuenta que se debe guardar rápido en el frigorífico. Es importante mantenerla tapada, y consumirla en un plazo inferior a 48 horas. En el caso de detectarse mal olor o un cambio en la coloración, ha de desecharse automáticamente.

Cabe señalar que este problema de higiene alimentaria no existe con las mayonesas industriales o preparadas en locales de restauración. En tales casos se emplea el huevo pasteurizado como elemento principal. Este tratamiento térmico provoca que se eliminen las bacterias patógenas que puedan habitar en el ingrediente.

Mayonesa casera
La mayonesa casera se prepara a partir de huevo crudo. Por eso, su consumo acarrea el riesgo de intoxicación alimentaria.


Alcohol y bebidas azucaradas

Durante el verano se suele incrementar el consumo de bebidas alcohólicas, lo que supone un error. Esta sustancia es tóxica, independientemente de la cantidad consumida, según un estudio publicado en la revista Alcohol Research. Afecta a la microbiota intestinal y a una buena parte de los órganos que conforman el cuerpo humano.

El problema es todavía peor cuando se acompaña de refrescos , ya que la cantidad de azúcar presente en el interior de los mismos los convierte en productos nocivos para la salud metabólica. También se ha de evitar su consumo con bebidas energéticas.

Pasta

Las ensaladas son uno de los platos más consumidos durante el verano. Sin embargo, añadirles pasta no suele ser buena idea. Estos alimentos están constituidos a partir de harinas de trigo refinadas, lo que provoca un incremento significativo de la glucemia sanguínea. Por tanto, provoca un estrés a nivel hepático nada recomendable para la salud.

A la hora de buscar un alimento con carbohidratos para añadir a los platos de vegetales, es mejor optar por las legumbres o por el arroz integral. Incluso la quinoa puede servir. Todos ellos cuentan con una concentración significativa de fibra en su interior. Dicho elemento contribuye a estimular la sensación de saciedad, según un estudio publicado en European Journal of Clinical Nutrition.

Algunos alimentos imprescindibles para tu dieta de verano

Ahora que ya sabes los alimentos que has de restringir durante el verano, vamos a contarte cuáles son los más adecuados para introducir regularmente en la dieta.

Vegetales y frutas

Los productos de origen vegetal están recomendados en cualquier época del año, pero más en verano. Tanto las frutas como las verduras cuentan en su interior con una cantidad grande de agua, lo que contribuye a mejorar el estado de hidratación. Esto es importante a medida que las temperaturas y la tasa de sudoración aumentan.

Vegetales
Las frutas y vegetales ayudan a mantener el cuerpo hidratado durante el verano.

Pescados

A estas alturas, ya sabrás que garantizar el aporte proteico en la dieta es determinante para mejorar la salud muscular. Asimismo, has de tener en cuenta que no todas las proteínas son iguales. Dentro de aquellas de alto valor biológico, hay que destacar las del pescado. Estas cuentan con todos los aminoácidos esenciales y una buena puntuación en cuanto a digestibilidad.

Entre otras cosas, el pescado es un alimento ligero, de fácil digestión, con pocas calorías y con micronutrientes esenciales para cuidar la salud. El yodo es uno de ellos, pero también podemos destacar el calcio. Se aconseja su consumo al menos 2 veces por semana.



Lácteos

Es importante refrescarse en verano. Los mejores alimentos para consumir fríos son los lácteos. Pero siempre enteros, eso sí. Hay que evitar las versiones desnatadas, pues junto con la grasa se eliminan una buena cantidad de vitaminas liposolubles. Ejemplos de ellas serían la A y la D. Ahora bien, hay que fijarse en la etiqueta para asegurarse de que no contienen azucares añadidos en su interior.

Optimiza la dieta durante los meses de verano

No basta con cuidar la dieta durante el invierno, en el verano hay que mantener las buenas costumbres. Es clave alejarse del alcohol y de los refrescos azucarados, ya que estos no aportan ningún beneficio para el organismo, sino todo lo contrario. Al mismo tiempo, resulta determinante evitar aquellos alimentos con riesgo microbiológico, como las mayonesas.

Recuerda que garantizar un buen estado de hidratación en el periodo estival es clave para ahorrarse sustos. En este sentido, conviene priorizar el agua como bebida principal y apostar por una mayor presencia de los vegetales en la dieta. 

Te podría interesar...
5 problemas de salud comunes en el verano
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
5 problemas de salud comunes en el verano

Hay varios problemas de salud comunes en el verano. ¿Cómo reconocerlos? ¿Qué hacer para prevenirlos? En este espacio lo detallamos.



  • Kleiner SM. Food safety for your active summer. Phys Sportsmed. 1998 Aug;26(8):81-2. doi: 10.3810/psm.1998.08.1594. PMID: 20086845.
  • Chen L, Xu H, Wu G, Huang Z. Occurrence, fatality and time distribution of food poisoning in Hunan Province. Zhong Nan Da Xue Xue Bao Yi Xue Ban. 2012 Feb;37(2):126-30. doi: 10.3969/j.issn.1672-7347.2012.02.002. PMID: 22561429.
  • Bishehsari F, Magno E, Swanson G, Desai V, Voigt RM, Forsyth CB, Keshavarzian A. Alcohol and Gut-Derived Inflammation. Alcohol Res. 2017;38(2):163-171. PMID: 28988571; PMCID: PMC5513683.
  • Malik VS, Hu FB. Sugar-Sweetened Beverages and Cardiometabolic Health: An Update of the Evidence. Nutrients. 2019 Aug 8;11(8):1840. doi: 10.3390/nu11081840. PMID: 31398911; PMCID: PMC6723421.
  • Warrilow A, Mellor D, McKune A, Pumpa K. Dietary fat, fibre, satiation, and satiety-a systematic review of acute studies. Eur J Clin Nutr. 2019 Mar;73(3):333-344. doi: 10.1038/s41430-018-0295-7. Epub 2018 Aug 30. PMID: 30166637.