¡Aprende a detectar las hemorroides a tiempo!

Aunque a algunos les parezca vergonzoso, es importante detectar a tiempo las hemorroides y acudir al médico lo antes posible. Esto evitará infecciones y posibles complicaciones que podríamos lamentar luego.
¡Aprende a detectar las hemorroides a tiempo!

Escrito por Ekhiñe Graell, 26 abril, 2014

Última actualización: 09 marzo, 2020

Las hemorroides son unas almohadillas formadas por vasos sanguíneos, próximos al ano. A veces, pueden dilatarse y volverse molestas, ya que provocan la inflamación de las venas ubicadas en la porción baja del recto o ano. Esto causa dolor, irritación y, en ocasiones, sangrado. Se estima que a los 50 años, al menos la mitad de la población haya experimentado un episodio de hemorroides.

Este problema puede obedecer a diversas causas, aunque es muy común entre las embarazadas y en quienes hacen esfuerzo para defecar. Sin embargo, no es una enfermedad de extrema gravedad, pero sí genera malestares y riesgos. Reconocer el problema a tiempo es importante para evitar infecciones y complicaciones.

Uno de los riesgos es el autodiagnóstico. Algunas personas piensan que el dolor y el sangrado son síntomas de hemorroides, pero no siempre es así. El cáncer colorrectal o incluso el anal generan un cuadro similar. Por lo mismo, es muy importante visitar al médico para que sea él quien evalúe la situación y elija el tratamiento adecuado.

A continuación, te daremos algunas claves para que puedas detectar las hemorroides a través de la presencia de ciertos síntomas.

Cómo detectar las hemorroides y posibles causas

Mujer con hemorroides

 

Las hemorroides son un problema que se puede detectar a tiempo, debido a que son muy molestas. Sin embargo, en muchas ocasiones las personas no les prestan atención o le restan importancia por diversos motivos, como la vergüenza.

Lo más recomendable es dejar de lado el qué dirán y atender a los síntomas, ya que tu salud es lo más importante y mereces estar bien.

Algunos de los síntomas más habituales

  • Prurito, comezón o picazón anal.
  • Dolor o molestia anal, especialmente cuando estás sentado.
  • Dolor al defecar.
  • Aparición de sangrado, sobre todo durante la defecación.
  • Protuberancias o inflamaciones que se sienten en el ano o cerca de él.

 

Causas más comunes

  • Están asociadas al esfuerzo extra en las deposiciones. Por ende, al estreñimiento.
  • También influye el hecho de estar mucho tiempo sentado.
  • Tener infecciones anales.
  • Padecer ciertas enfermedades como cirrosis hepática.
  • Seguir una dieta inadecuada, por ejemplo, una alimentación baja en fibra, frutas y verduras, como lo corroboran diversos estudios, entre ellos este de la Universidad San Ignacio de Loyola.
  • No consumir suficiente agua durante el día (recuerda que lo recomendable son dos litros como mínimo), como lo señala la Sociedad Española de Medicina Interna.
  • Tomar alimentos que fomentan la hinchazón de las venas rectales, como café, alcohol, etc. Así lo corrobora un documento de la Fundación Española del Aparato Digestivo (FEAD).
  • Los especialistas afirman que puede tener causas hereditarias, como se menciona en el ya citado de la Sociedad Española de Medicina Interna.
Hemorroides

Las hemorroides se pueden detectar a tiempo

Como muchos otros padecimientos, las hemorroides se pueden detectar a tiempo, siempre y cuando se preste atención a las primeras señales.

Es muy común minimizar o negar su presencia a causa de la vergüenza o incluso por ignorancia. No obstante, es importante atender a los síntomas para acudir a un especialista y encontrar una solución.

Para detectar las hemorroides a tiempo, sigue estos consejos:

  • Es de suma importancia que prestes atención a cualquier síntoma. Por lo tanto, si percibes alguno de ellos, sobre todo molestias en la zona anal, lo mejor es observar si aparecen otros síntomas relacionados con las hemorroides.
  • En caso de tener alguno de los síntomas, es necesario acudir inmediatamente al médico. Recuerda que detectar las hemorroides a tiempo te puede evitar futuros problemas o complicaciones. Es mejor consultar a un doctor para que nos haga una revisión, por ejemplo una endoscopia, y nos diga cuáles son los pasos a seguir.
  • Si detectas los primeros síntomas de este padecimiento es importante que no los dejes pasar y que no intentes darles una solución con métodos o medicamentos dudosos; en muchas ocasiones no dan los resultados esperados. De hecho, al utilizarlos solo mitigas este padecimiento, pero no logras sanarlo por completo.
  • Finalmente, una buena recomendación es mantenerte informado sobre el tema las hemorroides. De esta manera sabrás identificar mejor los síntomas y acudir a tiempo al médico, cuando sea necesario.
Te podría interesar...
Hemorroides externas: todo lo que debes saber
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Hemorroides externas: todo lo que debes saber

Las hemorroides externas son alteraciones que afectan a las venas que se encuentran en el recto y en el ano, inflamándolas.