Condroitina: usos, beneficios y recomendaciones

La condroitina es una sustancia endógena que promueve el crecimiento del cartílago articular y disminuye la degradación del mismo. Por fortuna, su administración exógena ha mostrado beneficios en el tratamiento de la artrosis.
Condroitina: usos, beneficios y recomendaciones
Leidy Mora Molina

Revisado y aprobado por la enfermera Leidy Mora Molina el 23 junio, 2021.

Escrito por Luis Rodolfo Rojas Gonzalez, 23 junio, 2021

Última actualización: 23 junio, 2021

Las articulaciones del cuerpo humano cuentan con una gran cantidad de estructuras y sustancias que les permiten mantener su rigidez y funcionar de forma adecuada. Una de estas sustancias es la condroitina, la que se halla alrededor de las células cartilaginosas. ¿Deseas conocer los usos y beneficios de este compuesto? ¡Sigue leyendo!

La sustancia es cuestión puede emplearse como un suplemento en el tratamiento de la osteoartritis. De hecho, estudios demuestran que la condroitina alivia el dolor producido por la osteoartritis de rodilla y cadera, teniendo un efecto mayor incluso que el del acetaminofén. Puede consumirse por sí sola o en combinación con otros compuestos, como la glucosamina.

¿Qué es la condroitina?

También conocida como sulfato de condroitina o condroitín sulfato, se trata de una sustancia endógena que se ubica en el cartílago articular, rodeando a las células o dispersa en la matriz. La ubicación precisa hace que sirva como un medio regulador para múltiples fenómenos biológicos y fisiológicos.

La estructura del compuesto es variada, estando conformada por moléculas de azúcar y algunos péptidos, lo que la hace un carbohidrato complejo. Estas variaciones estructurales hacen que la condroitina pueda ejercer múltiples funciones, siendo de especial utilidad en el tratamiento de la artrosis u osteoartritis.

Es comercializada como un fármaco útil de acción lenta en el tratamiento sintomatológico de la artrosis. Por su parte, está aprobado como un suplemento dietético para la misma afección en los Estados Unidos. Suele extraerse del cartílago de ciertos animales, como la vaca o el tiburón, sin embargo, también se puede sintetizar en un laboratorio.

¿Cómo funciona?

Es importante recordar que la artrosis es una patología que genera dolor y rigidez articular producto de una degeneración del cartílago de las articulaciones. Por lo que el tratamiento está orientado a prevenir esta degeneración y estimular la producción cartilaginosa, así como mejorar los síntomas presentados.

Al ser un carbohidrato complejo, el condroitín sulfato aumenta la absorción de agua por parte del cartílago articular, lo que incrementa la flexibilidad y mejora la movilidad. Por otro lado, también es un inhibidor de las enzimas que promueven la degeneración cartilaginosa, disminuyendo la progresión de la patología.

Múltiples estudios demuestran que la condroitina posee actividad antiinflamatoria, por lo que es útil para disminuir el dolor producido por la osteoartritis en los dedos, la rodilla y la cadera. Este alivio también puede observarse en los músculos adoloridos por diversas causas.

La condroitina también promueve la síntesis de diferentes proteoglicanos y ácido hialurónico endógeno, lo que puede favorecer a la formación de nuevo cartílago. Además, ofrece cierta resistencia estructural y ayuda a mantener la integridad de la articulación.

Articulación de la cadera.
Las articulaciones humanas tienen muchos componentes de tejidos blandos, entre los que se encuentra el cartílago.

Beneficios y efectos en la salud de la condroitina

Las patologías osteoarticulares, como la artritis y la artrosis, generan un dolor intenso en las articulaciones, lo que dificulta su movimiento y la realización de actividades diarias. La mayoría de estas patologías no tienen cura, por lo que el abordaje debe estar orientado al control de los síntomas.

En este sentido, el uso de condroitina ha mostrado múltiples beneficios en el estado de salud de las personas con osteoartritis y otras patologías reumáticas. Entre los principales beneficios destacan los siguientes.

Disminución del dolor articular

Uno de los principales beneficios de esta sustancia es su capacidad de disminuir el dolor articular, sobre todo a nivel de la rodilla. La efectividad de la condroitina para disminuir las algias radica en su efecto antiinflamatorio, ya que evita la síntesis de factores estimulantes de la inflamación, como las prostaglandinas y los proteoglicanos.

Se ha demostrado que es capaz de disminuir la intensidad del síntoma hasta en un 10 %. Es importante destacar que se trata de un fármaco de acción lenta y suele ser administrado junto con otros principios activos para potenciar su acción.

Por otro lado, el mismo estudio citado demuestra que la disminución en el dolor puede alcanzar un máximo de 20 % en algunos pacientes. Los resultados se observan durante un máximo de 6 meses.

Disminuye la reducción del espacio articular

La osteoartritis genera una disminución en el cartílago de la articulación afectada, por lo que se puede observar una disminución del espacio articular al realizar una radiografía. Todas las articulaciones deben tener un espacio articular determinado para que puedan funcionar de forma adecuada.

La condroitina favorece a la formación de cartílago al estimular la síntesis de proteoglicanos, ácido hialurónico y colágeno. En este sentido, es posible retrasar la disminución en el espacio articular de los pacientes con artrosis, sobre todo con el uso prolongado del compuesto.

Mejora la calidad de vida

La ingesta de condroitín sulfato ayuda a mejorar la elasticidad de las articulaciones, por lo que disminuye la rigidez matutina. Este hecho ayuda a mejorar el rango de movilidad articular, lo que facilita la realización de las actividades diarias, mejorando la calidad de vida.

El compuesto también puede promover la curación de lesiones en las articulaciones y la piel a través de la síntesis de colágeno. Es importante recordar que el colágeno es uno de los principales componentes de estos tejidos, por lo que se puede acelerar el proceso de curación y cicatrización al promoverlo.

Utilidad en la cirugía de cataratas

La condroitina también se puede encontrar en algunas gotas oculares, en combinación con hialuronato. Esta forma de presentación se emplea para facilitar la operación de cataratas. También puede contribuir a mejorar la salud ocular y disminuir la presión intraocular después de la cirugía.

No obstante, algunos estudios demuestran que existen compuestos con mayor viscosidad con una tasa de éxito mayor. Además, no se conocen los efectos de aquellas soluciones que solo contienen condroitina en su composición.

Posibles efectos secundarios de la condroitina

Todos los fármaco comercializados son propensos a generar efectos secundarios en los pacientes y el condroitín sulfato no es la excepción. Sin embargo, la ingesta por vía oral ha demostrado ser segura durante un período de hasta 6 años. La mayoría de los pacientes evaluados no presentaron ningún síntoma adverso destacable.

Los síntomas más frecuentes son el dolor abdominal leve y las nauseas. También es posible presentar signos de otra índole, aunque con una incidencia mucho menor, entre los cuales destacan los siguientes:

  • Distensión abdominal.
  • Estreñimiento.
  • Diarrea.
  • Cefalea.
  • Pérdida de cabello.
  • Inflamación palpebral.

Por otro lado, existe cierta preocupación de que los compuestos de condroitina de origen animal puedan ser vehículo de ciertas patologías, como la enfermedad de las vacas locas. No obstante, no se han reportado casos de transmisión de la enfermedad a través del compuesto.

Dosis y recomendaciones de la condroitina

La condroitina puede administrarse por vía oral en forma de cápsulas, tabletas y polvos para suspensión. En la actualidad, no existe una dosis única recomendada. No obstante, lo más aceptado es una ingesta diaria que se encuentre entre los 800 y los 2000 miligramos.

La dosis recomendada se puede administrar en una sola toma o se divide entre 2 y 3 dosis para mayor comodidad del paciente. El suplemento dietético puede ingerirse con los alimentos para disminuir la probabilidad de desarrollar síntomas gastrointestinales.

Las dosis cercanas a los 2000 miligramos están recomendadas en aquellas personas que presenten una sintomatología intensa. Para el resto de los pacientes pueden observar resultados beneficiosos al ingerir dosis menores.

Dolor por artritis en una mujer.
Las patologías reumáticas cursan con un dolor de articulaciones que puede derivar en reducción de la calidad de vida.

¿Se puede complementar con glucosamina?

La glucosamina es otro compuesto que se encuentra en el cuerpo humano, específicamente en el líquido que rodea a las articulaciones. Su efectividad en la disminución del dolor de la osteoartritis se ha investigado durante muchos años.

En este sentido, no es de extrañar que la condroitina se use en combinación con glucosamina con la finalidad de potenciar el efecto analgésico y antiinflamatorio de ambas. De hecho, estudios han demostrado que la combinación reduce el dolor, la rigidez, la limitación funcional y las complicaciones tras 6 meses en la artrosis dolorosa de la rodilla.

Por otro lado, también se ha demostrado la efectividad de la terapia combinada para impedir la reducción del espacio articular. En este sentido, un estudio realizado en 2015 determinó que hubo una disminución significativa en el estrechamiento del espacio articular tras 2 años de uso.

Aún son necesarios más estudios

A pesar de toda la evidencia existente sobre la efectividad de la condroitina, aún es necesario realizar estudios adicionales sobre la acción y los beneficios del compuesto. Muchas de las investigaciones muestran resultados contradictorios o no presentan cambios relevantes al comparar su efecto con otros fármacos disponibles o con placebo.

Te podría interesar...
Complementos alimenticios en problemas articulares
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Complementos alimenticios en problemas articulares

Entre los problemas articulares crónicos el más común es la osteoartritis o artrosis. Los complementos alimenticios vienen en ayuda de su tratamien...



  • Zhu X, Wu D, Sang L, Wang Y et al. Comparative effectiveness of glucosamine, chondroitin, acetaminophen or celecoxib for the treatment of knee and/or hip osteoarthritis: a network meta-analysis. Clin Exp Rheumatol. 2018;36(4):595-602.
  • Bishnoi M, Jain A, Hurkat P, Jain SK. Chondroitin sulphate: a focus on osteoarthritis. Glycoconj J. 2016;33(5):693-705.
  • Singh JA, Noorbaloochi S, MacDonald R, Maxwell LJ. Chondroitin for osteoarthritis. Cochrane Database of Systematic Reviews 2015, Issue 1. Art. No.: CD005614.
  • Hochberg MC, Martel-Pelletier J, Monfort J, Möller I, et al. Combined chondroitin sulfate and glucosamine for painful knee osteoarthritis: a multicentre, randomised, double-blind, non-inferiority trial versus celecoxib. Ann Rheum Dis. 2016;75(1):37-44.
  • Fransen M, Agaliotis M, Nairn L, Votrubec M et al. Glucosamine and chondroitin for knee osteoarthritis: a double-blind randomised placebo-controlled clinical trial evaluating single and combination regimens. Ann Rheum Dis. 2015;74(5):851-8.
  • Mikami T, Kitagawa H. Biosynthesis and function of chondroitin sulfate. Biochim Biophys Acta. 2013;1830(10):4719-33.