Cuidado de la piel y deporte: consejos que deberías aplicar

Es posible que durante las actividades deportivas se produzcan roces, contactos o irritaciones que afectan el estado de la piel. ¿Cómo evitarlo? ¡Descúbrelo!
Cuidado de la piel y deporte: consejos que deberías aplicar
Leonardo Biolatto

Revisado y aprobado por el médico Leonardo Biolatto.

Escrito por Jonatan Menguez

Última actualización: 17 enero, 2022

No existen dudas sobre los múltiples beneficios que la actividad física le ofrece a la salud. Estos, por supuesto, incluyen a la piel, ya que promueve su oxigenación y la buena circulación. Sin embargo, hay quienes ignoran el cuidado de la piel a la hora de hacer deporte. ¿Por qué es tan importante?

Las irritaciones a causa del sudor, la exposición al sol o el contacto con agentes químicos como el cloro de las piscinas son algunas de las razones para prestar atención. Basta con aplicarse ciertos productos puntuales y tomar algunas medidas para no exponer la piel al momento de entrenar.

¿Por qué es importante cuidar la piel al practicar deporte?

Los beneficios de la práctica deportiva para el organismo van desde la reducción del riesgo cardiovascular hasta la mejora del sueño y los niveles de estrés. Pero aunque son pocas las personas que elijen la actividad física para tener una piel más saludable, esta le confiere varios efectos positivos.

El ejercicio físico estimula la circulación sanguínea, lo que se traduce en una mejor oxigenación y transporte de nutrientes para la piel. A su vez, el aumento de la temperatura corporal ayuda a remover residuos que tienden a provocar acné.

Pese a esto, durante la práctica hay otras situaciones que pueden perjudicar a la dermis. Por ejemplo, la exposición al sol, las toxinas ambientales, los agentes irritantes, entre otros. En este sentido, hay que buscar un balance entre el cuidado de la piel y el deporte. Esto implica seguir una serie de recomendaciones para reducir los riesgos.

¿Por qué es importante cuidar la piel al practicar deporte?
Durante la práctica de algunos deportes, la piel puede resultar perjudicada por el sol, agentes químicos y contaminantes ambientales.


Consejos para un equilibrio entre el cuidado de la piel y el deporte

En un principio, conocer en detalle la sensibilidad de la dermis permite tomar medidas puntuales. No todas las personas son iguales; por eso, a algunas les sirve usar ciertos productos y a otras no. Mientras más información se tenga al respecto, mejor se pueden adecuar los consejos.

Una regla general es que se debe iniciar la práctica deportiva con el rostro lo más limpio posible. El sudor hace que los poros se dilaten, por lo que las impurezas pueden penetrar y favorecer al acné. En esta ecuación se incluye el maquillaje, que al mezclarse con la transpiración ensucia la piel. Lavarse con agua micelar suele funcionar antes de empezar la rutina.

Cuidado de la piel y deporte: running

Al igual que cualquier actividad al aire libre, salir a correr lleva la responsabilidad de cuidarse del sol. Así pues, hay que colocarse protector media hora antes de comenzar, incluso en sectores protegidos por la ropa, ya que los rayos ultravioleta pueden traspasar algunos tejidos.

En cuanto a los roces, si se corre con frecuencia o por largas distancias, es útil aplicarse crema lubricante en zonas específicas, como los glúteos, las axilas o los pies.

Actividades aeróbicas

La bicicleta, el spinning y cualquier ejercicio de carácter aeróbico son actividades que provocan sudoración elevada. Ante una alta pérdida de líquidos, se debe consumir mucha agua, tanto durante como después del ejercicio. Esto evita la deshidratación y compensa la humedad que le falta a la piel. Si se practican al aire libre, es primordial emplear protector solar.

Natación

El cloro es uno de los elementos más perjudiciales cuando se trata de cuidado de la piel y deporte. Se recomienda utilizar una crema hidratante que proteja de las irritaciones causadas por el contacto con este y otros componentes de la piscina.

Al finalizar, hay que utilizar gel de ducha con un pH de 5,5, valor correspondiente al de la dermis. Por otro lado, el cabello resulta muy afectado en esta actividad. En este caso, es útil el uso de gorros de natación y, al lavarlo, utilizar algún champú abundante en proteínas y vitaminas.

Deportes de montaña

Muchas personas disfrutan de actividades como el alpinismo, la escalada o el esquí. Estos deportes se desarrollan varios metros sobre el nivel del mar, donde el impacto de la radiación solar aumenta de forma considerable. Para cuidar la piel, vale la pena utilizar un protector de factor más alto.

Otros aspectos que se potencian en la altura son el viento y el frío, para los que se requiere un equipamiento adecuado. Esto incluye abrigo especializado y accesorios, como gafas de montaña.

Protección solar

Como ya hemos comentado, uno de los aspectos fundamentales para el cuidado de la piel es la protección solar al hacer deporte al aire libre. Si se practica con frecuencia, es conveniente adquirir productos específicos con mayor resistencia al sudor y al agua. Se debe aplicar un protector de factor 50 como mínimo, tanto en días soleados como nublados, y en cualquier estación del año.



Ropa adecuada

Las prendas deportivas suelen estar diseñadas para eliminar la transpiración y favorecer la evaporación del agua. Es recomendable el uso de prendas elaboradas con fibra sintética y que sean poco ajustadas. En cuanto al calzado, lo mejor es que sea liviano y se acompañe con calcetines.

Duchas

Tras finalizar la práctica deportiva es bueno bañarse con agua tibia, ya que si está muy caliente se elimina la grasa cutánea y se reseca más la piel. De todas formas, remojarse con líquido frío hacia el final del baño es positivo para la circulación.

Si se toman duchas en baños compartidos de clubes o de gimnasios, es esencial el uso de calzado para evitar el contagio de hongos.

Hidratación

Para evitar la deshidratación hay que beber mucha agua. Esta actúa contra los calambres o los golpes de calor. La hidratación también puede ser a través de bebidas isotónicas, que contienen una mayor cantidad de nutrientes para reponer los minerales perdidos. De todos modos, son recomendables en actividades físicas de intensidad elevada.

Beber agua
El consumo de agua es determinante tanto para cuidar la piel como para mantener un buen rendimiento deportivo.

Cremas o geles

Tras finalizar el entrenamiento y la posterior higienización, se recomienda la aplicación de geles elaborados a base de aloe vera. Los mismos permiten una fuerte hidratación sin aportar grasas.

Otras opciones pueden ser los sueros cosméticos o sérum que contienen ingredientes más concentrados y de rápida absorción. Por último, algunas personas se aplican aceites de coco o de almendras.

Exfoliación

Se trata de un proceso de renovación celular que implica un paso más para el cuidado de la piel. Realizar el tratamiento una vez por semana ayuda a tener una dermis saludable, sobre todo en sectores expuestos, como el rostro o los brazos.

Cuidado de la piel y deporte: consejos finales

Hacer deporte no tiene por qué comprometer la salud de la piel. Con la aplicación de algunos cuidados previos es posible evitar quemaduras, irritaciones y otros problemas. Una adecuada limpieza disminuye la acumulación de residuos de sudor y suciedad. Además, una correcta hidratación mantiene el aspecto suave y humectado de una piel sana.

Te podría interesar...
Relación entre una dieta sana y el cuidado de la piel
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Relación entre una dieta sana y el cuidado de la piel

¿Sabías que una dieta sana y el cuidado de la piel guardan una estrecha relación? Aquí te lo explicamos de forma clara. Infórmate.



  • Moncada Jiménez, José,  La radiación ultravioleta y la piel del deportista. Revista Educación [Internet]. 2003;27(2):165-172. Recuperado de: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=44027211
  • De Castro-Maqueda G, Gutierrez-Manzanedo JV, Lagares-Franco C, de Troya-Martin M. Sun Exposure during Water Sports: Do Elite Athletes Adequately Protect Their Skin against Skin Cancer?. Int J Environ Res Public Health. 2021;18(2):800. Published 2021 Jan 19. doi:10.3390/ijerph18020800
  • Dedios M. NJ. Niveles de radiación ultravioleta, fenotipos e infraestructura de protección solar en instituciones educativas de Piura, Perú. Rev. Colomb. Enferm. [Internet]. 21 de noviembre de 2017 [citado 9 de enero de 2022];15:40-9. Disponible en: https://revistacolombianadeenfermeria.unbosque.edu.co/index.php/RCE/article/view/2135
  • Pozo, Amparo, Cortes, Brezo, Pastor, Ángel Martín,  Conductancia de la piel en deportes de precisión y deportes de equipo. Estudio preliminar. Revista de Psicología del Deporte [Internet]. 2013;22(1):19-28. Recuperado de: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=235127552004
  • SOARES DOS REIS, Geisilaine, FURTADO VALADÃO, Analina, RAMOS PAES DE LIMA, Leonardo, LUCY MOREIRA, Mary,  Preparación de un protector solar y evaluación de la acción fotoprotectora del propóleo verde del Vale do Aço, Minas Gerais, Brasil. Boletín Latinoamericano y del Caribe de Plantas Medicinales y Aromáticas [Internet]. 2009;8(4):282-288. Recuperado de: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=85611265008