Formas adecuadas de levantar a un bebé

Hay formas adecuadas e inadecuadas de levantar a un bebé. Aprende en este post las mejores formas de cargar a un pequeño, y todo lo que no debes hacer para arriesgarlo al momento de levantarlo.
Formas adecuadas de levantar a un bebé

Escrito por Daniela Colmenares

Última actualización: 18 octubre, 2022

La primera vez que cargas a tu hijo puede darte la sensación de que se va a caer. Lo ves tan frágil y delicado, que temes hacerle daño al levantarlo. En este artículo, te contamos las formas adecuadas de levantar a un bebé sin que corra riesgo alguno.

Aunque hayas esperado con emoción a tu bebé durante nueve meses, cuando lo tienes en tus brazos, es normal que sientas miedo de asumir algunas responsabilidades de tu nuevo rol como madre.

En ocasiones, puedes llegar a pensar que si alzas a tu hijo, podrías hacerle daño porque lo ves muy pequeño y frágil. Sin embargo, no es tan débil como parece, solo debes aprender a sostenerlo con seguridad y confianza.

Diversos estudios han demostrado que el contacto físico con los bebés los ayuda a desarrollar sus sentidos más rápidamente. Además, sienten el corazón y la respiración de sus padres con mayor claridad, lo cual les genera una sensación de tranquilidad.

¿Cuáles son las formas adecuadas de levantar a un bebé?

1. Cargarlo en el antebrazo

madre-bebé
  • Si el bebé está sobre la cama, u otra superficie plana, desliza una de tus manos por debajo de su cuello y cabeza; y la otra, en la espalda. Asegúrate de que la cabeza de tu pequeño quede bien sostenida y no se vaya hacia atrás.
  • Una vez que hayas alzado al bebé, puedes recostar su cabeza y cuello en tu antebrazo.
  • Algunos bebés se sienten seguros cuando los mecen ligeramente mientras están recostados del antebrazo.

2. Cargarlo utilizando las rodillas

Una de las formas adecuadas de levantar a un bebé es utilizando las rodillas en vez de la espalda. Aunque sea más sencillo doblar la espalda para cargar a tu pequeño, debes utilizar la fuerza de tus piernas para hacerlo, sobre todo si sigues en la etapa del posparto.

De esta manera, eliminarás la presión de tu espalda. Coloca tus pies y rodillas a la altura de los hombros cuando vayas a cargar al bebé. Si es necesario que te pongas de cuclillas para cargar al bebé, mantén tu espalda tan recta como sea posible y saca el trasero.

3. Cargarlo de frente

gracias-a-una-fotografia-notaron-que-su-bebe-estaba-enfermo-600x400

Una de las formas adecuadas de levantar a un bebé es cargándolo de frente. De esta manera, tu bebé desarrollará un vínculo afectivo contigo, además de que se sentirá seguro al tenerte cerca.

Si quieres hacer reír a tu bebé y jugar con él de manera segura, haz lo siguiente:

  • Siéntate en una superficie plana y segura. Tu cama, un mueble grande o una colchoneta en el piso pueden ser buenas opciones.
  • Dobla tus rodillas y apoya tu espalda para mantenerla recta.
  • Coloca a tu pequeño en tus piernas.

Todo el tiempo que lo tengas en esta posición debes estar atenta a sus movimientos.

4. Cargarlo sobre un hombro

Otra de las formas adecuadas de cargar a un bebé es sobre el hombro. Esta postura es ideal para sacar los gases, luego de amamantarlo o alimentarlo.

  • Coloca a tu pequeño sobre sobre tu pecho y hombro.
  • Con una mano sostén su trasero y con la otra, su cuello y cabeza.
  • Mientras lo cargues de esta forma, debes mantener la espalda recta y apretar los músculos de tu abdomen.
  • Mantén la muñeca recta y utiliza los músculos del codo y del hombro para alzar al bebé.
  • Alterna los hombros mientras cargas a tu pequeño, para evitar cualquier tipo de lesión por sobrecarga.
  • Utiliza el brazo para sostener a tu bebé. Evita usar el antebrazo, ya que está constituido por músculos pequeños.
  • Evita dirigir las muñecas y los dedos hacia el piso, mientras cargas al bebé.

Esta posición permite al bebé mirar por encima de tu hombro y escuchar el latido de tu corazón. Hermoso, ¿Cierto?

Lo que nunca debes hacer

Algunos padres tienden a cargar a sus hijos por los brazos o los codos. Esta técnica, por más que divierta a tu pequeño, puede ocasionar lesiones permanentes en sus articulaciones. Con base a esto, toma en cuanta lo siguiente:

  • Nunca agarres al niño por las manos o los brazos. Siempre hazlo por la cintura o las axilas.
  • No balancees al bebé como si fuera un columpio, mientras lo agarras por sus brazos o manos.
  • Aunque tu hijo lo encuentre muy divertido, evita tomarlo de la mano y girarlo mientras está suspendido.

Entérate: ¿Los bebés amamantados son más listos?

Pon en práctica estas formas adecuadas de levantar a un bebé que te hemos compartido y disfruta de tu maternidad como mereces.

Te podría interesar...
Cargadores de bebés: ventajas y desventajas
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Cargadores de bebés: ventajas y desventajas

En la actualidad, hay una gran variedad de cargadores de bebés. Pero ¿sabías que no todos son buenos para tu pequeño? Aquí te explicamos las razone...


Los contenidos de esta publicación se redactan solo con fines informativos. En ningún momento pueden servir para facilitar o sustituir diagnósticos, tratamientos o recomendaciones de un profesional. Consulta con tu especialista de confianza ante cualquier duda y busca su aprobación antes de iniciar cualquier procedimiento.