¿La solución para la celulitis es gratis y natural?

Solucionar el problema de la celulitis es algo que ha mantenido en vilo a muchas mujeres por años. ¿Es posible que la solución sea más sencilla de lo que pensamos?
¿La solución para la celulitis es gratis y natural?
Karla Henríquez

Revisado y aprobado por la médica Karla Henríquez el 27 julio, 2020.

Escrito por Elena Martínez Blasco, 25 agosto, 2016

Última actualización: 27 julio, 2020

Dietas, cremas, tratamientos, ejercicio… Lo hemos probado casi todo y la celulitis puede reducirse un poco, pero se resiste a desaparecer. Si bien sería demasiado presentarla como la solución definitiva para la celulitis, existe una técnica muy sencilla con la que, en teoría, se podrían conseguir resultados desde los primeros días.

Sin embargo, también es preciso destacar que se trata de un método cuestionado. Hay quienes dicen que, en lugar de contrarrestar la celulitis, incluso podría ser algo nocivo para la dermis.

A continuación, te explicamos cuál es este tan famoso —y polémico— remedio para la celulitis 100 % natural, para el que, además, solamente necesitas unos minutos al día.

¿Qué es la celulitis?

Celulitis en las piernas.

La celulitis se destaca la mayoría de las veces como una condición estética pero, en realidad, es un trastorno del tejido subcutáneo relacionado con la circulación, el sistema hormonal y la genética. Asimismo, como detalla una investigación de Offarm, está muy condicionado por la alimentación y el ejercicio.

Aparece de manera mayoritaria en los muslos, los glúteos y el abdomen, como acumulaciones de grasa debajo del tejido conjuntivo que dan un aspecto irregular a la piel.

Por otra parte, suele generarse de manera progresiva y agravarse en períodos como la pubertad, el embarazo o la menopausia. Todas estas son etapas en las que las hormonas se alteran y, en general, predominan los estrógenos.

Solución definitiva para la celulitis: ¿existe realmente?

¿Por qué la mayoría de las soluciones que se presentan para la celulitis no funcionan? En primer lugar, porque no existen remedios milagrosos. Un artículo de Mayo Clinic detalla procedimientos complejos como el tratamiento con láser, radiofrecuencia, ondas acústicas o hasta cirugía; cada uno posee su potencial y sus efectos secundarios.

En lo que respecta al estilo de vida, como menciona la publicación de Offarm citada, la alimentación es fundamental para eliminar la celulitis. No obstante, las dietas bajas en calorías y grasas no son la solución. Hay que reducir los azúcares, los cereales y harinas refinadas y las grasas hidrogenadas.

estrategias para perder peso sin dietas restrictivas

Además, el ejercicio es imprescindible, por lo que también se aconseja hacer deporte cardiovascular de intensidad media con regularidad. La actividad física, además de prevenir el sobrepeso, tonifica los músculos y mejora la circulación y el drenaje linfático.

Por supuesto, dado lo anterior, las cremas nunca serán efectivas por sí solas. Puede que los tratamientos nos ofrezcan algunos buenos resultados, en ciertos casos, pero estos suelen ser temporales, y el problema continuará existiendo.

Por esta razón, necesitamos un método que, combinado con una buena alimentación y ejercicio físico, active la circulación y el drenaje linfático de manera efectiva. ¿Hay alguno que en verdad cumpla con las expectativas?

El cepillado en seco

La técnica del cepillado en seco es cada vez más popular, ya que quienes la han probado la recomiendan sin dudarlo. Sin embargo, esto se contrapone con la falta de evidencia científica para respaldar su efectividad.

Para realizarla, solamente necesitamos un cepillo y unos cuantos minutos al día. Este «tratamiento» consiste en realizar un cepillado sobre la piel seca en todas las zonas en las que haya celulitis o, si lo deseamos, en todo el cuerpo.

Las creencias acerca de su efectividad son dispares. Por un lado, hay quienes dicen que su efecto se nota de manera instantánea, ya que es posible sentir cómo activa la circulación y la piel queda mucho más suave.

Por el contrario, están los que sostienen que podría ser más dañino que beneficioso, ya que la acción del cepillo seco podría irritar la piel. En todo caso, se afirma que es probable que ayude a abrir los poros —por su acción exfoliante— y esto permitiría una mejor absorción de las cremas para la celulitis. Es decir, podría ser beneficioso pero de manera indirecta.

¿Dónde conseguir el cepillo?

Cepillo de cerdas naturales

El cepillo que se usará debe ser de cerdas naturales. Suele ser de madera, y los hay normales o con el mango largo. Estos últimos están pensados sobre todo para cepillarse la espalda u otras zonas a las que sea difícil llegar.

Se venden en algunas farmacias, herbolarios, tiendas de productos naturales y de estética o por internet. Incluso hay algunos específicos para realizar el cepillado en seco.

¿Cómo se hace?

Popularmente se recomienda realizar el cepillado entre 2 y 10 minutos cada día. Lo importante, dicen quienes apoyan su eficacia, es ser constantes y no dejar de hacerlo. Se indican los siguientes pasos para su aplicación:

  • Sobre la piel limpia y seca, cepillar de manera ascendente, empezando por los pies.
  • El cepillado debe ser fuerte, pero sin hacer daño. La piel debe quedar roja después del cepillado. Como aclaramos previamente, este método puede irritar las pieles más sensibles, por lo que se recomienda mucha precaución al aplicarlo.
  • Podemos ir hacia un lado y luego el otro, e ir ascendiendo a la vez.
  • Debemos cepillar pies, pantorrillas, rodillas, muslos, glúteos y cintura, en ese orden.
  • La zona del abdomen la trabajaremos de manera circular, rodeando el ombligo en el sentido del intestino.

Se puede hacer en cualquier momento del día. No obstante, se dice que los efectos se potencian si justo después del cepillado se toma una ducha con agua fría o se aplica una loción específica anticelulítica. Por supuesto, también es posible hacer ambas cosas.

Solución definitiva para la celulitis: otras claves

Más allá de la eficacia o no de esta técnica, lo realmente importante es seguir las claves de alimentación y ejercicio que se mencionaron con anterioridad. Estas no solo permitirán reducir el riesgo de padecer celulitis, sino que también ayudarán a un mejor funcionamiento del organismo en general.

Asimismo, es fundamental evitar la ropa muy ajustada, así como los tacones demasiado altos. También se aconseja eliminar el tabaco y el alcohol, ya que empeoran la circulación; combatir el estrés, que interfiere en cualquier tratamiento curativo que se pretenda realizar; y regular las hormonas de manera natural o con un tratamiento médico, si fuera necesario.

En conclusión, aunque aún no existe una solución definitiva para la celulitis, sí existen buenos hábitos de vida que pueden mitigarla.