Cómo aprender a silbar: 3 formas diferentes

Si quieres saber cómo aprender a silbar como un profesional, te contamos que hay varias formas de hacerlo. Aquí van 3 técnicas infalibles con distinto grado de dificultad.
Cómo aprender a silbar: 3 formas diferentes

Escrito por Aylin Stefany Rodriguez Vinasco, 14 enero, 2021

Última actualización: 14 enero, 2021

Aprender a silbar puede resultar muy fácil para aquellas personas que desean hacerlo, pues para lograr una buena técnica es necesario practicar de forma constante. Esto quiere decir que es una habilidad adquirida, no innata, como las reacciones que se producen ante un estímulo (nadar o correr).

De hecho, una investigación ha identificado que silbar es un idioma, una forma de comunicación denominada habla silbada, presente en algunas comunidades en el mundo. Facilita la comunicación en medio de actividades tradicionales, como la caza, el pastoreo y la agricultura de montaña.

Las personas que intentan silbar y no logran desarrollar esta habilidad pueden padecer alguna condición física que imposibilite la acción. Al silbar, la velofaringe, que es un esfínter muscular ubicado en la garganta, debe cerrarse. Si esto no ocurre, silbar será bastante difícil y puede ser un síntoma de insuficiencia velofaríngea.

Mira estas 3 formas para aprender a silbar

Si siempre ha sido tu deseo parar el tráfico con un silbido o establecer un santo y seña con tus amigos, puedes ensayar alguna de estas 3 formas que facilitarán que aprendas a silbar.

1. Silba con los labios

Silbar con los labios es la técnica más sencilla, aunque hay una menor proyección del sonido. Sin embargo, puedes aprender de esta forma y escalar a unas más complejas. Sigue estos pasos:

  • Frunce tus labios como cuando vas a enviar un beso.
  • Deja una pequeña abertura entre ellos.
  • Evita apoyar la boca en los dientes, estirándola un poco.
  • Respira y expulsa el aire por esa abertura y notarás cómo se produce el sonido.

A medida que vayas practicando verás que hay una mayor proyección del silbido y se te facilitará cada vez más hacerlo. Para jugar con los tonos puedes ensayar variando la cantidad de aire que inhalas y exhalas, mientras ajustas los labios, la mandíbula y la lengua.

Procura tener tus labios hidratados durante la práctica y, si lo ves necesario, realiza ejercicios de calentamiento, como la vibración labial.

Joven silba escuchando música.
Silbar es una habilidad adquirida, pero resulta más fácil que aprender a cantar.

2. Silba con la lengua

Esta es una modalidad de mayor complejidad que requerirá de bastante práctica para lograr un buen resultado. Los pasos que debes seguir son los siguientes:

  • Lleva los labios hacia atrás.
  • El labio superior debe estar pegado a los dientes superiores y el labio inferior a los dientes inferiores.
  • Te verás como si trataras de ocultar tus dientes.
  • Lleva la lengua atrás, amplia y plana, detrás de los dientes inferiores, pero dejando un espacio entre ellos. No deben tocarse.
  • Sopla a través de la lengua, encima del labio y de los dientes inferiores.
  • Deberás dirigir el aire hacia abajo, es decir, hacia los dientes inferiores.

Como puedes darte cuenta, no es una técnica fácil. La mandíbula, la lengua y la boca permanecen algo tensas y las primeras veces esto impedirá una proyección mayor a la deseada. Pero con el tiempo verás lo bien que suena.

Para lograr variaciones en el tono juega a aplanar la punta de la lengua, cámbiala de posición y mueve los músculos de las mejillas.

3. Silba con los dedos

Silbar con los dedos es común en las películas. Este método emite un sonido tan contundente que es imposible no voltear a ver cuando alguien lo hace. Los pasos que debes seguir para aprender a silbar al mejor estilo Hollywood son los siguientes:

  • Humedece los labios.
  • Lleva tu lengua hacia atrás y deja los labios pegados a los dientes. Deberá parecer que imitas a un anciano sin dentadura.
  • Empuja la lengua con las puntas de los dedos meñiques a la altura de los primeros nudillos.
  • Los dedos deben hacer la forma de una A.
  • Cierra la boca y asegúrate de que la única abertura que haya sea la provocada por los dedos, ya que por allí saldrá el aire.
  • Inhala y sopla lo más fuerte posible.

Seguramente a la primera no saldrá el silbido más potente, pero con la práctica constante el sonido mejorará mucho. Si por alguna razón no te sientes cómodo usando los dedos meñiques, también puedes emplear los índices o combinar el pulgar con el índice.

No basta con aprender a silbar, hay que entrenar

Teniendo en cuenta que aprender a silbar es una habilidad adquirida, perfeccionarla dependerá del entrenamiento. Además de las técnicas para hacerlo, hay unos consejos que resultan útiles, especialmente cuando se es un novato.

Ubica bien de los labios

Muchas veces seguimos los consejos para aprender a silbar, pero no se produce el sonido. Si este es tu caso, procura que los labios estén bien ubicados y que no hayan espacios diferentes a la abertura central, pues se escapará el aire de forma inadecuada.

Posiciona bien la lengua

Sigue muy bien las instrucciones en cuanto a la posición de tu lengua, según la forma en que quieres aprender a silbar. Este órgano es fundamental y, como lo mencionamos antes, puede ayudarte a variar los tonos e intensidad del silbido.

Aprender a silbar con los dedos.
Silbar con los dedos es la forma más compleja, pero el sonido obtenido es el más potente.

Dosifica el aire

Exhalar o expulsar el aire de forma brusca o no controlada puede hacer que la posición de la boca, la lengua y los dientes se desestabilice. Además, ocasiona sonidos extraños. No precisamente ese sonido agudo y particular de los silbidos. Evita exhalar demasiado aire; la idea es que puedas controlarlo y dosificarlo.

¿Aprendiste a silbar?

Como puedes ver, aprender a silbar no es tan complejo. De hecho, un estudio demostró que para las personas es mucho más fácil silbar que cantar. Esto ocurre porque hay un mayor control evolutivo de los músculos de la laringe que de los que componen la boca.

Esto supone que hay una especie de predisposición a emitir este sonido con los labios, la lengua o los dedos. Incluso, a través de la práctica, puedes aprender muy bien a silbar en los 3 métodos y hacer parte de las competencias mundiales de silbido en las que se enfrentan los mejores. ¡Anímate!

Te podría interesar...
Los 9 mejores remedios naturales para cuidar la voz y la garganta
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Los 9 mejores remedios naturales para cuidar la voz y la garganta

Descubre en este artículo cuáles son las mejores soluciones naturales para proteger y cuidar la voz y la garganta de manera sencilla y efectiva.



  • Meyer, Julien & Diaz, David. (2018). Geolingüistica de los lenguajes silbados del mundo, con un enfoque en el español silbado.
  • Insuficiencia velofaríngea. Manual MSD.
  • Belyk Michel, Johnson Joseph F. and Kotz Sonja A. 2018Poor neuro-motor tuning of the human larynx: a comparison of sung and whistled pitch imitationR. Soc. open sci.5171544. http://doi.org/10.1098/rsos.171544