Diferencias entre bisexualidad y pansexualidad

¿No sabes cuál es la diferencia entre bisexualidad y pansexualidad? Te aclaramos el panorama y despejamos algunos mitos en torno a estas etiquetas.
Diferencias entre bisexualidad y pansexualidad
Elena Sanz

Revisado y aprobado por la psicóloga Elena Sanz.

Última actualización: 06 enero, 2022

Vivimos en una época de grandes cambios con respecto a la sexualidad. Durante las últimas décadas hemos visto cómo las etiquetas de hombre/mujer, heterosexual y homosexual han sufrido cambios. A su vez, hemos visto aparecer otras que se corresponden mejor con el panorama existente. Esto ha derivado en confusiones, como la que existe entre bisexualidad y pansexualidad.

No te mentimos cuando decimos que ambos términos son el objetivo de polémicas, malentendidos e incluso varios conflictos. En efecto, y desde ya adelantamos la conclusión, la diferencia entre bisexualidad y pansexualidad, al menos desde la actualidad, no está por completo zanjada. De ello te hablaremos con meticulosidad en las próximas líneas.

¿Qué es la bisexualidad?

Las diferencias entre bisexualidad y pansexualidad incluyen su extensión
La bisexualidad se ha entendido históricamente como la atracción tanto por hombres como por mujeres, a pesar de que siempre suele haber una ligera preferencia.

Para tratar de despejar los malentendidos en torno a la bisexualidad y la pansexualidad empezaremos por aclarar los términos. Bisexualidad es una palabra que se hizo popular en la segunda década del siglo XX. En aquel entonces hacía alusión a la atracción, romántica o sexual, que se sentía por los dos géneros establecidos: hombre y mujer.



De hecho, el prefijo bi, de origen latino, hace referencia a dos cosas. Entonces, bisexual se refiere a la atracción que se siente por dos géneros. Ten en cuenta para este punto que, cuando se acuñó el término hace unos 50-60 años, la idea que se tenía de los géneros era muy diferente a la que se tiene el día de hoy.

Por todo esto, el concepto de bisexualidad ha mutado de la atracción por dos géneros a la atracción por más de un género. Muchos de quienes se catalogan a sí mismos como bisexuales utilizan esta última acepción. Por supuesto, también encontramos aquellos que simpatizan más con la primera.

En términos generales, y al menos visto desde la actualidad, la bisexualidad es la atracción por más de un género. Esto en prejuicio del prefijo que compone a la palabra. Debido a esto último, muchas personas creen que el término perpetúa la binaridad de los géneros. En vista de ello, han surgido alternativas como por ejemplo la pansexualidad.

¿Qué es la pansexualidad?

Por fortuna, definir qué es la pansexualidad es mucho más fácil: hace referencia a quienes se sienten atraídos, ya sea física o emocionalmente, por todos los géneros. En este caso se usa el prefijo griego pan que hace referencia a una totalidad o un conjunto. Es entonces una palabra que abarca todos los géneros que se pueden catalogar, incluso aquellos que aún no se han establecido.



Aunque es cierto que es una palabra popularizada en épocas recientes, en realidad se acuñó hace más de 100 años. Su creador fue Sigmund Freud en el contexto de describir el instinto sexual. A pesar de que ya se usaba con anterioridad, no fue sino a partir de los noventa que se empezó a utilizar de forma masiva.

Algunos la consideran una rama de la bisexualidad, ya que nació como un movimiento en el seno de esta. Muchos bisexuales hoy se consideran pansexuales, en parte porque creen que es un término más inclusivo. Esto último es el meollo del problema, ya que el prefijo permite incluir a una mayor cantidad de géneros.

Cuáles son las diferencias entre bisexualidad y pansexualidad

Tal y como has podido corroborar, las diferencias entre bisexualidad y pansexualidad son muy sutiles. Aunque de acuerdo con los investigadores existe un cierto consenso entre quienes se catalogan como uno y otro, en realidad en la práctica es motivo de confusión. En especial, y como no podría ser de otra manera, entre quienes no se catalogan dentro de estas etiquetas.

Algunos expertos han acuñado el término paraguas bisexual para reunir a todas aquellas preferencias no monosexuales. Si nos ceñimos a él englobaría a los pansexuales, las personas queer, los de género fluido y demás. En todo caso, muchos pansexuales no se sienten cómodos con la etiqueta general, en gran medida por lo que hemos comentado más arriba sobre la perpetuación de la binaridad.

Se debe recordar que estos términos son solo etiquetas, las cuales por supuesto nunca llegan a agrupar a todo el conjunto. Al igual que el término pansexualidad surgió como una alternativa a bisexualidad, también han surgido otros conceptos. Ya los hemos mencionado: queer y género fluido.

Ideas erróneas sobre la bisexualidad y la pansexualidad

La bisexualidad y pansexualidad son términos diferentes
El primer paso para respetar la diversidad sexual empieza por entender los términos que definen a esta característica de los seres humanos.

Antes de despedir este comentario sobre la bisexualidad y la pansexualidad queremos apuntar algunas ideas erróneas en torno a ambos conceptos. El primero de ellos es sobre la preferencia de los géneros. Aunque por supuesto encontramos excepciones, de acuerdo con la evidencia tanto los bisexuales como los pansexuales tienden a tener una preferencia por uno de ellos.

Es decir, aunque son abiertos a tener relaciones románticas o sexuales con más de un género, o con todos, sienten una preferencia por uno de ellos. Esto por supuesto no anula su inclinación por otros, solo inclina la balanza más hacia un lado. Como hemos señalado siempre se pueden encontrar excepciones.

Otra de las ideas erróneas hacia ambos términos la encontramos en la afirmación de que todos practican el poliamor. Es decir, que mantienen relaciones de tres o más personas al mismo tiempo. También se asocia con la promiscuidad o la infidelidad. Aunque por supuesto existen bisexuales y pansexuales que mantienen estas prácticas, en realidad la monogamia es tan o más común entre todos ellos.

Por último, otra idea extendida es que es solo un fase que se sigue por moda. Un bisexual o un pansexual no se identifica como tal para llamar la atención o para experimentar una etapa. La elección de los términos debe hacerse bajo libre voluntad, todo depende de con cuál se sienta mayor simpatía o comodidad. En todo caso, siempre se pueden prescindir de ellos para alejarse de las etiquetas.

Te podría interesar...
Sapiosexualidad, la atracción por personas inteligentes
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Sapiosexualidad, la atracción por personas inteligentes

El término sapiosexualidad hace referencia a la atracción y el deseo sexual que nos despierta la inteligencia de las personas.



  • Flanders, C. E. Under the bisexual umbrella: Diversity of identity and experience. 2017.
  • Flanders, C. E., LeBreton, M. E., Robinson, M., Bian, J., & Caravaca-Morera, J. A. (2017). Defining bisexuality: Young bisexual and pansexual people's voices. Journal of Bisexuality. 2017; 17(1): 39-57.
  • Galupo, M. P., Ramirez, J. L., & Pulice-Farrow, L. “Regardless of their gender”: Descriptions of sexual identity among bisexual, pansexual, and queer identified individuals. Journal of Bisexuality. 2017; 17(1): 108-124.