Cómo preparar tu jardín para la llegada del verano

Llega el verano y el jardín pide un poco de dedicación para que lo prepares para la temporada. Sigue nuestros consejos y sal a disfrutar del sol.
Cómo preparar tu jardín para la llegada del verano

Última actualización: 03 julio, 2022

La primavera le cede el paso al verano y las flores. Los aromas y los colores que nos deja se preparan para alcanzar su clímax en la nueva estación. Las temperaturas altas y los días largos nos invitan a pasar más tiempo al aire libre. El patio se vuelve el lugar más atractivo de la casa. Es por esto que repasaremos cómo preparar tu jardín para la llegada del verano y disfrutar así de estos meses.

La idea es que hagamos de este espacio exterior un sitio práctico y un lugar dispuesto para reuniones sociales y familiares. Estaremos hablando sobre las plantas, los muebles y demás aspectos que hacen a un correcto alistamiento de la zona.

Observación y limpieza: el primer paso

Nuestra primera propuesta es que te tomes el tiempo necesario para observar las plantas, el césped, los muebles, las luminarias y todo lo que tengas en el jardín. La idea es realizar una especie de diagnóstico sobre cuáles son los aspectos y elementos en los que tienes que trabajar.

Una vez que sepas las condiciones en las que se encuentra la zona, lo ideal sería establecer un orden de prioridades para trabajar. En general, las plantas y el césped se ubican primeros en las listas de actividades. Esto se debe a que los trabajos que realices, como siembra o poda, toman tiempo en hacerse notar.

Mantener el césped del jardín en verano.
El mantenimiento del césped en verano demanda mucho tiempo. Su crecimiento es más rápido, pero también corre riesgo de quemarse con el sol.

Poda de plantas y acondicionamiento del suelo

Sabemos que durante la primavera, las plantas se nutren y crecen considerablemente. Asimismo, si no llevas un mantenimiento regular del jardín, es probable que hayan crecido por demás y haya que podarlas.

Comienza quitando las ramas secas, las hojas que no se ven bien, las flores marchitas y las partes de la planta que notes que ya han cumplido su ciclo. Al quitar lo que ya no necesita, los nutrientes se repartirán mejor y la planta cobrará más fuerza.

Si notas plagas, no pierdas tiempo y elimínalas antes de que se esparzan por otras especies del jardín y tengas que eliminar más plantas de lo que se calculaba al principio.

En cuanto al césped, además de cortarlo, es fundamental quitarle las malas hierbas que se propagan con una facilidad alarmante. Cada variedad de césped requiere cuidados especiales, por lo que asegúrate de hacer lo correcto según el que tengas en el jardín.

En las zonas en las que el césped se haya secado, puedes realizar pequeños pozos y rellenar con tierra negra abonada. En lo posible, aprovecha para tirar algunas semillas sobre la tierra que pusiste para que crezca césped nuevo con más fuerza.

Flores de verano: la mejor forma de preparar tu jardín

Ahora que las plantas ya están podadas y libres de plagas, es hora de planificar qué tipo de flores pondrás y en qué zonas. El color y el aroma le darán un toque especial que no puedes desaprovechar.

Canteros de flores que bordean los cercos, líneas coloridas que se encuentran a los costados de los senderos, flores combinadas con cactus y suculentas y hasta macetas ubicadas en sitios estratégicos le darán vida al lugar.

Son muchas las especies ideales para el verano, como las orquídeas, el jacinto, la lavanda y el lirio. La elección de una u otra variedad dependerá de los espacios que quieras rellenar y de la sombra o sol que reciban. Estos dos factores son esenciales a la hora de optar.



Mobiliario de jardín

Los muebles de exterior tienen que estar en buen estado para la llegada del verano, de lo contrario, afectarían de manera negativa el aspecto general. En realidad, las condiciones de los muebles varían según el material del que estén hechos.

La madera es muy usada para exteriores porque se funde con el entorno de manera natural y queda muy bien, sobre todo si se la combina con hierro. Lo que se recomienda es que todos los años se les realice un mantenimiento. La humedad, las lluvias y el sol desgastan.

En el caso del mobiliario de PVC y ratán sintético, solo es cuestión de lavar con agua y detergente.

Senderos en un jardín de verano.
Si tienes senderos en tu huerto, procura que los límites estén bien marcados, sin malas hierbas y con frutos de verano.

Accesorios que embellecen

Poco a poco el jardín va tomando forma y color y ya dan ganas de disfrutarlo. Si sientes que le puede estar faltando algo, creemos que invertir en un accesorio o elemento decorativo podría ser una buena idea.

Una de las opciones son los sillones con almohadones bien mullidos, que invitan a la relajación. Puedes montarlos en la galería, bajo la sombra de un árbol o bien en una pérgola.

Las pérgolas es otra de nuestras sugerencias. Además de darle una personalidad elegante y exclusiva a tu jardín, constituye otro espacio que puedes utilizar para reuniones.

Finalmente, incluiremos en este punto la iluminación, que para nada es un detalle menor. Una buena iluminación, bien pensada y diseñada, marcará la diferencia en veladas con amigos. Faroles, luces retráctiles, estacas y hasta guirnaldas de luces; todas estas alternativas darán vida nocturna.



Vale la pena preparar tu jardín para la llegada del verano

Esperamos que puedas aplicar algunas de estas ideas para acondicionar tus espacios exteriores para la temporada de calor que se hace sentir. No olvides confeccionar tu lista de tareas para no sentir que te abruman todas las cosas que tienes que realizar.

Con paciencia y con ganas, te animamos a que trabajes en tu jardín. Luego, solo resta disfrutar.

Te podría interesar...
14 consejos profesionales para el diseño de tu jardín
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
14 consejos profesionales para el diseño de tu jardín

No siempre hace falta un profesional para un resultado fresco y moderno. Pero puedes seguir consejos de expertos para el diseño de tu jardín.



  • AA. VV.: Materiales de floristería, Paraninfo, 2015.
  • Stevens, David: Una habitación en exterior: diseñar el jardín en casa, Blume, 2008.
  • McKendrick, S. (2000). Manual para la germinación in vitro de orquídeas. Ceiba Fundación para la Conservación Tropical. Universidad San Francisco de Quito.
  • PUEYO, I. (1990). abonado del césped. Horticultura60, 33-42.
  • Felix, R. (2015). ¿ Qué le sucede a las plantas en verano?. Weigl Publishers.
  • Gibson, S. Dos jardines suecos.