Cómo repoblar la flora intestinal naturalmente

Elena Martínez Blasco·
21 Diciembre, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la fisioterapeuta y nutricionista Sofía Quintana Alonso al
04 Diciembre, 2018
Es conveniente incluir en la dieta alimentos probióticos y prebióticos que nos ayuden a repoblar la microbiota y así garantizar un correcto estado de salud.

La flora intestinal desempeña un papel muy importante en el funcionamiento de nuestros intestinos y de la salud en general. La microbiota intestinal afecta al metabolismo, a la absorción de ciertas vitaminas y minerales, al sistema inmunitario y hasta al nivel de energía.

Pero una mala alimentación o el uso de antibióticos, entre otros factores, pueden dañar la flora y repercutir negativamente en la salud del organismo. En este artículo te explicamos qué puedes hacer para repoblarla de manera natural. 

¿Qué es la flora intestinal?

 

La flora intestinal es un conjunto de microorganismos que se empieza a formar en el cuerpo humano al nacer. Al entrar por primera vez en contacto con el entorno exterior, la flora va colonizando progresivamente los intestinos -y otras zonas del cuerpo-.

Está formada por unos 100 billones de bacterias de centenares de especies distintas, según un estudio publicado en Nutrición Hospitalaria.

La microbiota se distribuye a lo largo del intestino delgado y del grueso, pero se concentra especialmente en el colon. El tránsito intestinal es más lento en esta zona, lo que permite a las bacterias proliferar fermentando los restos de los alimentos que consumimos.

Lee también: Regula el intestino en 15 días con este remedio

¿Qué altera la flora intestinal?

Hay muchos factores que pueden alterar o destruir la flora intestinal:

  • Alimentación ultraprocesada, con azúcares, harinas refinadas y grasas perjudiciales.
  • El estrés siempre influye de manera negativa en la salud. Al alterar la flora intestinal también baja las defensas naturales del organismo y nos hace más vulnerables a algunas enfermedades.
  • El uso de antibióticos y otros medicamentos.
  • Trastornos intestinales frecuentes.

¿Qué alimentos nos ayudan a repoblar la flora intestinal?

Los alimentos que favorecen la densidad y variedad de la microbiota intestinal son los que contienen probióticos y los prebióticos, tal y como evidencia la literatura científica actual.

Los alimentos probióticos, como los alimentos fermentados, proporcionan microorganismos “buenos” y nos ayudan a mantener una ecología intestinal sana. Los prebióticos, por otro lado, sirven de alimento a microorganismos beneficiosos. Los prebióticos son principalmente fibra dietética fermentable.

Aquí tienes algunas ideas para incorporar probóticos y prebióticos a tu dieta.

1. Desayuna kéfir

 

Uno de los mejores alimentos para regular la flora intestinal es el kéfir. El kéfir es un hongo que podemos usar para fermentar leche, agua u otros líquidos.

Solamente necesitamos el hongo kéfir y la bebida que prefiramos, el proceso de fermentación es diferente en cada caso. Si fermentas leche con kéfir, debes saber que el hongo tiene la apariencia de unos nódulos similares al arroz cocido y fermenta la lactosa (el azúcar de la leche). En este proceso va aumentando de tamaño.

Podemos comprar un preparado de kéfir o bien conseguir el hongo para elaborarlo en casa.

2. Acompaña tus platos con chucrut

El chucrut es una receta tradicional de col fermentada con sal que se ha consumido desde hace siglos. La fermentación servía para conservar la col y se aprovechaba (y se aprovecha) para acompañar carnes y otros alimentos, especialmente en los países de Europa central.

Al ser un alimento fermentado es una excelente fuente de probióticos, pero además, al ser rico en fibra soluble puede ser un excelente prebiótico.

El chucrut se elabora dejando fermentar la col cruda cortada con sal en un bote de cristal, aunque a veces se le añaden también algunas especias como el enebro.

3. Suplementos

Si quieres repoblar la flora intestinal en pocos días, después de haber sufrido una enfermedad intestinal o de haber tomado antibióticos, te recomendamos que tomes probióticos en forma de suplemento. Existen evidencias conforme la inclusión de este tipo de productos en la dieta es capaz de prevenir el desarrollo de varias patologías.

De cara a mejorar el manejo de las enfermedades inflamatorias intestinales, los suplementos de probióticos son casi siempre buena opción. Ten en cuenta que puedes encontrar una gran variedad de ellos en el mercado, por lo que es preciso realizar una buena elección. Trata de adquirir aquel que contenga un número elevado de bacterias, pero pocas cepas distintas en su interior.

Cada probiótico tiene características específicas, por lo que es importante que sigas las instrucciones de administración en cada caso.

Mejora la microbiota para impactar sobre la salud

Generar un incremento de la biodiversidad de la microbiota resulta positivo de cara a mantener un óptimo estado de salud. Por este motivo te recomendamos la inclusión en la dieta de alimentos fermentados, de forma que se ingieran bacterias probióticas con regularidad.

No olvides tampoco garantizar el consumo de fibra. La variedad soluble presente en las verduras y en algunos cereales contribuye a estimular el crecimiento de los microorganismos que habitan en el intestino, volviéndose más funcionales.

Si tienes dudas consulta a un especialista para valorar la suplementación con pre o probióticos y así prevenir de una forma más eficiente el desarrollo de enfermedades crónicas o complejas.

  • Guarner F., Papel de la flora intestinal en la salud y en la enfermedad. Nutr Hosp, 2002. 2:14-19.
  • Peña AS., Intestinal flora, probiotics, prebiotics, synbiotics and novel foods. Rev Esp Enf Dig, 2007.
  • Abraham BP., Quigley EMM., Probiotics in inflammatory bowel disease. Gastroenterol Clin North AM, 2017. 46 (4): 769-782.
  • World Gastroenterology Organisation (WGO) (2011). Probióticos y