6 consejos para cuidar las expansiones en las orejas

Si quieres empezar con la tendencia de las modificaciones corporales extremas, aquí encontrarás los mejores consejos sobre el proceso de realización y cicatrización de las expansiones en las orejas.
6 consejos para cuidar las expansiones en las orejas
Diego Pereira

Revisado y aprobado por el médico Diego Pereira el 23 mayo, 2021.

Escrito por Jhovana Margarita Pineda Suarez, 12 marzo, 2021

Última actualización: 23 mayo, 2021

Durante miles de años las personas se han aplicado modificaciones corporales por motivos estéticos, culturales, sexuales y religiosos. También se emplean como una forma de expresión personal. Entre las más resaltantes se encuentran los tatuajes, los piercings y las expansiones en las orejas, que se deben cuidar.

En particular, las dilataciones en las orejas son una práctica que forma parte de las modificaciones corporales extremas.

Este tipo de práctica consiste en unas perforaciones en los lóbulos de las orejas que se estiran con un expansor. Los agujeros pueden ser pequeños o grandes, dependiendo del gusto de la persona.

Si quieres conocer más detalles acerca de cómo cuidar las expansiones en las orejas, te invitamos a seguir leyendo este artículo.

¿Cómo se realizan las expansiones en las orejas?

Es recomendable que las expansiones en las orejas sean realizadas por un profesional, con el objetivo de evitar infecciones y daños en la zona por inexperiencia.

El proceso para expandir el lóbulo de la oreja es prolongado. La dilatación se expande durante semanas hasta conseguir el tamaño deseado. A continuación te explicamos los pasos:

  1. Se hace un piercing en el lóbulo de la oreja.
  2. Cuando la perforación ha cicatrizado, se aplica un aceite a base de agua o vitamina E para lubricar la zona y evitar irritaciones.
  3. Luego se desinfectan los expansores frotando un algodón con alcohol isopropílico.
  4. Se coloca agua o compresas tibias en los lóbulos de la oreja para obtener una mejor elasticidad.
  5. Utilizan conos expansores de 2 milímetros para ensanchar el diámetro de las dilataciones.
  6. Para finalizar, cada mes se cambian los conos expansores por unos nuevos que sean 1 o 2 milímetros más grandes.

Consejos para cuidar la cicatrización de las expansiones en las orejas

La cicatrización juega un papel importante para expandir los lóbulos de las orejas. De hecho, para continuar el proceso de dilatación, la perforación inicial debe estar curada por completo.

Asimismo, el lóbulo de la oreja debe estar sanado cada vez que se aplique un nuevo tamaño. Por lo tanto, para cuidar el proceso de cicatrización y evitar infecciones o desgarros te presentamos los siguientes consejos.

1. No debes apresurarte

La espera será tu mejor amiga en el proceso de cicatrización. Para cuidar las expansiones en las orejas hay que esperar de 6 meses a 1 año hasta que sane la perforación inicial.

De igual manera, aguarda 1 mes o más para que tu oreja se acostumbre al tamaño del cono expansor y puedas aumentar. Si esperaste y el área perforada esta inflamada, enrojecida o con costras aún no debes expandir.

2. Usa expansores de acero inoxidable o titanio

Este tipo de material es ideal para las expansiones en las orejas que son recientes. De igual manera, evita la aparición de infecciones que puedan surgir en el lóbulo de la oreja, pues cualquier sustancia puede ser proclive a la colonización bacteriana.

3. Limpia todos los días la zona

Es de suma importancia mantener la expansión aseada, tanto para contribuir a una pronta cicatrización como para evitar infecciones. La rutina de limpieza que se recomienda es la siguiente:

  • Antes de estar contacto con la expansión lava tus manos con jabón antibacterial.
  • Con un algodón aplica suero fisiológico durante 10 minutos. Realiza este paso 3 tres veces al día.
  • Lava los lóbulos de la oreja con jabón neutro.
  • Por último, aplica una crema regeneradora para contribuir al proceso de cicatrización.

4. Desinfecta las joyas expansoras de orejas

De igual manera, las joyas usadas para las dilataciones de orejas deben ser limpiadas a diario. Sin embargo, los métodos de desinfección varían dependiendo del material:

  • Sintéticas, acrílicas, silicona, vidrio y metal: lava con jabón antibacterial y agua.
  • De cuerno, hueso o piedra: enjuaga con un jabón suave y agua fría.
  • Madera: limpia con un paño húmedo y con una gota de aceite de jojoba, oliva o coco.

5. Evita fumar y consumir alcohol

El consumo del tabaco y de bebidas alcohólicas atrasa y dificulta la cicatrización de heridas y perforaciones. Por lo tanto, se deben evitar durante el proceso de curación de las expansiones en las orejas.

6. Evita las actividades riesgosas

Para prevenir infecciones es necesario prescindir de ciertas actividades durante el proceso de curación de la perforación inicial y cuando expandas el tamaño de la misma. No uses ropa sucia, evade los lagos, piscinas y saunas. Tampoco toques la perforación, a menos que sea necesario.

¿Se puede revertir el proceso de expansión de las orejas?

Si te realizaste una dilatación en la oreja y ya no te agrada como luce, de seguro querrás saber si es posible cerrar los agujeros. La respuesta es un gran sí. No obstante, los métodos de curación dependen del tamaño de la expansión.

En caso de que tengas una dilatación en la oreja de 8 milímetros y desees cerrarla, puedes emplear el siguiente método casero:

  1. Con suavidad saca el dilatador del agujero de los lóbulos de las orejas. Procura no estirar mucho la piel.
  2. Luego lava los agujeros con agua fría y jabón líquido.
  3. Enjuaga y remueve el exceso de jabón.
  4. Finalmente, seca con una toalla los lóbulos y no vuelvas a colocarte los dilatadores. Conforme pase el tiempo, los agujeros se cerraran por sí solos.
  5. Si quieres que se encoja más rápido la expansión emplea crema contra las hemorroides todos los días.

Por otra parte, si tienes una expansión de 12 milímetros o más y quieres revertirla, debes optar por una cirugía plástica, mejor conocida como lobuloplastia. Cuando se trata de dilataciones grandes, el agujero de la oreja no se cierra por completo con métodos caseros, sino que deja una abertura de 4 milímetros.

Cuidar las expansiones en las orejas previene infecciones

Lucir este tipo de modificación corporal extrema requiere un cuidado diario. Si no tienes una correcta cicatrización, estás propenso a sufrir infecciones, dolores, sangrados y desgarros que ameriten una cirugía.

Por lo tanto, hay que tener paciencia y no forzar las expansiones para evitar daños permanentes. Además, recuerda mantener la zona de la oreja y los expansores limpios para contribuir a la sanación.

Te podría interesar...
Recomendaciones para cuidar de los tatuajes
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
Recomendaciones para cuidar de los tatuajes

Cuidar de los tatuajes es una rutina para toda la vida, ya que así aseguras que se conserven con los años. ¡Conoce algunas recomendaciones!



  • Barragán Solís A. Modificaciones corporales. Cuicuilco. 2011; (50): 1-4.
  • Marcela Le-Bert Z, Bernardita Prado A. Tabaco y piel. Rev. Chilena Dermatol. 2011; 27(3):286-299.
  • Valencia C. Cicatrización: Proceso de reparación tisular. Aproximaciones terapéuticas. Investigaciones Andina. 2010; 12 (20): 86-100.