¿La creatina en las proteínas causa daño renal?

Descubre si realmente la creatina es un suplemento capaz de dañar los riñones. Analizamos los estudios científicos al respecto y despejamos tus dudas.
¿La creatina en las proteínas causa daño renal?
Leonardo Biolatto

Escrito y verificado por el médico Leonardo Biolatto el 19 agosto, 2021.

Última actualización: 19 agosto, 2021

La suplementación para el ejercicio ha llegado para quedarse. En la actualidad, hasta deportistas amateurs que entrenan su fuerza sin el objetivo de una competencia consumen batidos proteicos. Es válido preguntarse, entonces, si la creatina causa daño renal.

La creatina es un componente habitual de las suplementaciones para el ejercicio. Desde la década de 1990 es aceptada como una sustancia legal que no altera las mediciones de dopaje de los atletas profesionales. Es posible encontrarla en mercados fitness y hasta en tiendas especializadas rotuladas como naturistas.

El metabolismo de la creatina termina en un compuesto llamado creatinina, que es el señalado como posible factor de riesgo para el daño renal. De hecho, las evaluaciones de las funciones de los riñones utilizan este último parámetro, entre otros, para determinar si hay insuficiencia o falla.

¿Qué es la creatina?

La creatina se ha vinculado al daño renal y ha despertado sospechas en su uso a largo plazo por su metabolismo. Como bien adelantamos, la vía final para expulsarla del cuerpo es la conversión a creatinina.

De manera natural, el cuerpo humano tiene reservas de creatina. La obtiene por mecanismos hepáticos que sintetizan este ácido orgánico o mediante la dieta, sobre todo cuando se ingieren cantidades adecuadas de carne roja. En este producto se alojan los aminoácidos básicos que el hígado también puede utilizar para su producción.

Los órganos y tejidos encargados de alojar la creatina son los músculos, en mayor medida. También la encontramos en los riñones y el hígado. Menos cantidad hay en el sistema reproductor masculino y en el cerebro.

Para lograr eliminar el excedente, el cuerpo transforma parte de la creatina en creatinina y lo hace sin enzimas, lo que servirá para analizar el posible daño renal. Pues son los glomérulos de los riñones los que la filtran para expulsarla con la orina.

Esta transformación no enzimática ya nos adelanta que la creatinina que proviene de la creatina no indica en las mediciones de laboratorio un problema renal sí o sí. Solo establece la cantidad total del compuesto. De hecho, los altos niveles de creatinina que un médico puede percibir en un deportista, no siempre serán referidos al riñón si la persona toma suplementos proteicos. Puede tratarse de un valor aislado y nada más.

Riñones humanos que filtran creatina.
La vía final de expulsión de la creatina es el sistema renal, con la salida de la sustancia en forma de creatinina.

Los suplementos de creatina

La creatina como suplemento deportivo ha ganado terreno y es una de las sustancias más indicadas en atletas de fuerza. Los estudios científicos realizados al respecto determinaron que los niveles de creatina almacenada en el músculo pueden limitar el rendimiento. Entonces, añadiendo la sustancia de forma artificial se mejorarían los resultados finales.

Este factor limitante de la cantidad de creatina es la producción de energía. Al realizar ejercicio de fuerza, en un momento se agotan las reservas de creatina y el músculo deja de producir moléculas que son combustibles, como el ATP. Sin ATP no hay contracción muscular.

La creatina consumida en forma de suplemento permite que haya una nueva síntesis de ATP al haberse agotado el mismo de manera natural. Esto es particularmente notorio en los ejercicios cortos de alta intensidad. En conclusión, se traduce en la posibilidad de realizar mayores repeticiones sin fatiga.

Como los atletas de fuerza tienden a consumir dietas ricas en proteínas y a suplementarse con creatina, surgió la hipótesis del daño renal. ¿Habría una sobrecarga proteica tan potente como para forzar al riñón a fallar? ¿Es capaz el sistema urinario de filtrar tanta cantidad de proteína sin lastimar sus glomérulos?



¿La creatina causa daño renal en personas sanas?

Para analizar la evidencia sobre la creatina y el daño renal hay que considerar dos situaciones diferentes: las personas sanas, sin patologías previas, y los pacientes con alguna alteración anterior al ejercicio. En primer lugar, veremos qué sucede si un atleta sano consume este suplemento frecuentemente.

Según una investigación publicada en Journal of the International Society of Sports Nutrition, no hay motivos para suponer un daño renal asociado al uso de creatina en personas sanas. El estudio llevado a cabo por estos investigadores evaluó a dos grupos, uno con carga de la sustancia y otro con placebo. Tras 3 meses no se observaron cambios significativos en sus parámetros de salud de los riñones.

Inclusive añadiendo el hecho de consumir una dieta rica en proteínas, es decir, mayor a 1,2 gramos de proteína por kilogramo de peso corporal por día, no se observan daños renales. Esto quiere decir que combinar una alimentación hiperproteica con un suplemento de creatina no será perjudicial para atletas de fuerza que no padecen patologías previas.



¿La creatina causa más daño renal en pacientes con patologías previas?

El efecto de la suplementación con creatina en enfermos renales es discutido, sobre todo a largo plazo. Si bien hay estudios bien realizados que analizan las consecuencias de la sustancia y establecen su seguridad en personas con diabetes tipo 2, por ejemplo, hay que ser cautos.

Hubo reportes de casos de personas que vieron alterada su función renal tras consumir creatina. Estas notificaciones deben ser tomadas como eventos aislados. No se trata de estudios científicos mantenidos a lo largo del tiempo.

De todas maneras, son casos minoritarios. Las situaciones particulares de un paciente no tienen por qué trasladarse al resto. Aún así, el establecimiento de un marco seguro para la prescripción de creatina en enfermos renales todavía está lejos de alcanzarse.

Como el principio de la medicina es no dañar, conviene tomar a consideración la propuesta publicada en la Revista Médica de Chile:

No emplear suplementos de creatina en pacientes con enfermedad renal crónica o que están consumiendo medicamentos nefrotóxicos.

Suplementos de creatina.
Los suplementos de creatina vienen en diferentes presentaciones. A veces, combinados con otras sustancias.

Sin riesgo, pero con asesoramiento

El uso de suplementos de creatina para el ejercicio de alta intensidad no se asocia a daño renal. Eso es lo que revelan los estudios disponibles.

De todos modos, es recomendable ejercer cautela y no recomendar la sustancia de forma artificial a enfermos renales. Tampoco para aquellas personas que están consumiendo algún medicamento capaz de generar toxicidad en los riñones.

Aunque estos suplementos puedan conseguirse en cualquier mercado en la actualidad, es preferible la consulta con profesionales de la nutrición para fijar las dosis adecuadas. No es lo mismo combinar la creatina con una dieta hiperproteica que consumirla siendo vegano, por ejemplo. El asesoramiento cualificado marcará la diferencia en la seguridad.

Te podría interesar...
Tipos de creatina: propiedades y usos
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Tipos de creatina: propiedades y usos

En la actualidad existen diversos tipos de creatina en el mercado, por lo que te diremos las propiedades y beneficios de todos ellos.



  • Carvalho, Ana Paula Perillo Ferreira, Guilherme Eckhardt Molina, and Keila Elizabeth Fontana. "Creatine supplementation associated with resistance training does not alter renal and hepatic functions." Revista Brasileira de Medicina do Esporte 17 (2011): 237-241.
  • Brioschi, Fernanda Rodrigues, Hemily Marquezine Hemerly, and Érica Sartório Bindaco. "Efeitos ergogênicos da creatina." Conhecimento em Destaque 8.19 (2020).
  • Lugaresi, R., Leme, M., de Salles Painelli, V. et al. Does long-term creatine supplementation impair kidney function in resistance-trained individuals consuming a high-protein diet?. J Int Soc Sports Nutr 10, 26 (2013). https://doi.org/10.1186/1550-2783-10-26
  • Gualano, Bruno & Ugrinowitsch, Carlos & Novaes, Rafael & Artioli, Guilherme & Shimizu, Maria & Seguro, Antonio & Harris, Roger & Lancha Jr, Antonio. (2008). Effects of creatine supplementation on renal function: A randomized, double-blind, placebo-controlled clinical trial. European journal of applied physiology. 103. 33-40. 10.1007/s00421-007-0669-3.
  • Gualano, Bruno & Painelli, Vitor & Roschel, Hamilton & Lugaresi, Rebeca & Dorea, Egidio & Artioli, Guilherme & Lima, Fernanda & Silva, Maria & Cunha, Maria & Seguro, Antonio & Shimizu, Maria & Otaduy, Maria & Sapienza, Marcelo & Leite, Claudia & Bonfa, Eloisa & Lancha Jr, Antonio. (2010). Creatine supplementation does not impair kidney function in type 2 diabetic patients: A randomized, double-blind, placebo-controlled, clinical trial. European journal of applied physiology. 111. 749-56. 10.1007/s00421-010-1676-3.
  • Greenhaff, Paul. "Renal dysfunction accompanying oral creatine supplements." The Lancet 352.9123 (1998): 233.
  • Vega J, Huidobro E JP. Efectos en la función renal de la suplementación de creatina con fines deportivos [Effects of creatine supplementation on renal function]. Rev Med Chil. 2019 May;147(5):628-633. Spanish. doi: 10.4067/S0034-98872019000500628. PMID: 31859895.