Pápulas perladas: qué son y cómo tratar

A pesar de ser inofensivas, las pápulas perladas suelen motivar muchas consultas médicas. Solo representan un problema estético para algunos hombres, para lo cual hay tratamientos eficaces.
Pápulas perladas: qué son y cómo tratar
María Vijande

Escrito y verificado por la farmacéutica María Vijande.

Última actualización: 28 enero, 2022

Las pápulas perladas o hirsuties papillaris genitalis, son unas pequeñas lesiones blanquecinas que aparecen en el pene, alrededor de la corona del glande. A pesar de que no tienen un significado patológico, es decir, no son dañinas, sí que pueden producir molestias al rozarlas.

Estas lesiones se producen cuando las glándulas de Tyson aumentan de tamaño, haciendo que sean visibles. Se trata de unas estructuras encargadas de producir un líquido lubricante con el fin de facilitar la penetración durante las relaciones sexuales. Suelen ser invisibles.

Las pápulas perladas se caracterizan por ser pequeñas protuberancias redondeadas que van de 1 a 3 milímetros de tamaño, no ser dolorosas y tener color blanco, amarillo o crema. Pueden aparecer en forma de anillo en una o varias filas rodeando la corona de pene y presentarse en el cuello del pene y en la capa interna del prepucio.



Glándulas de Tyson

Estas glándulas las tienen todos los hombres desde el nacimiento. En algunos casos, se desarrollan o engrandecen entre los 20 y 30 años o durante la adolescencia, sobre todo si son hombres no circuncidados.

Se encargan de producir una especie de macilla blanquecina y con fuerte olor denominada esmegma que puede acumularse bajo el prepucio si no se es circunciso y se tiene poca higiene.

Curiosidades de las pápulas perladas

Las pápulas perladas se confunden con enfermedades
Con frecuencia, las pápulas perladas pueden confundirse con lesiones propias de enfermedades de transmisión sexual u otras condiciones. Sin embargo, se trata de algo completamente benigno.

Las pápulas perladas son un fenómeno fisiológico bastante frecuente. Tienen una prevalencia de entre el 14 al 48 % de los hombres. Por lo general, suelen aparecer durante o después de la pubertad.

Esta afectación no se transmite sexualmente, por lo que no son contagiosas ni representan un signo de enfermedad de transmisión sexual (ETS). Tampoco tienen que ver con la higiene.

Muchas personan las confunden con condilomas, que son lesiones causadas por el virus del papiloma humano o VPH, a pesar de que estas tienden a ser grisáceas y escamosas.

Gracias a técnicas de amplificación de ADN, se ha demostrado que ambas lesiones no guardan relación. Por otra parte, es conveniente saber que hacerlas estallar no hará que desaparezcan. Las pápulas perladas del pene no son granos; si se presionan con fuerza para estallarlas, causarán dolor y heridas que se pueden infectar.

Ten en cuenta que desaparecen con el tiempo. Sin embargo, al ser glándulas propias de la estructura del pene, siempre estarán presentes, aunque no se vean.



Tratamiento de las pápulas perladas

Las pápulas perladas pueden mejorarse estéticamente hablando
Si se desea mejorar el aspecto de las pápulas perladas, es recomendable acudir con un dermatólogo de confianza.

Los remedios naturales para tratar las pápulas perladas no son eficaces. No hay remedio casero que pueda removerlas y hacer que desaparezcan. De hecho, estos remedios suelen ser dolorosos y muchas veces acaban produciendo lesiones en el pene que necesitan atención médica de urgencia.

Dado que no se trata de una enfermedad, las pápulas perladas no precisan tratamiento médico. A los pacientes que acuden a consulta médica se les suele explicar que son benignas y que no son signos patológicos.

Algunas personas deciden eliminarlas por fines estéticos, por lo que se suele recurrir al dermatólogo. Entre los métodos más empleados se encuentran los siguientes:

  • Terapia de láser de CO2: es uno de los más antiguos láseres de gas. Lo desarrolló Kumar Patel.
  • Radiofrecuencia: esta técnica también se la conoce como espectro de radiofrecuencia.
  • Crioterapia: es la utilización de nitrógeno líquido.
  • Electrofulguración: es una técnica que utiliza una corriente eléctrica.

También es efectiva la aplicación de nitrato de plata en dosis bajas y muy localizadas. Todos estos métodos solamente se pueden llevar a cabo por un profesional calificado para ello.

En definitiva, las pápulas perladas no son un problema de salud y únicamente pueden representar una incomodidad estética. Para esos casos, los tratamientos mencionados pueden ser eficaces, aunque en ocasiones es difícil eliminarlas por completo.

Te podría interesar...
Higiene íntima masculina: ¿cómo cuidarla para evitar infecciones?
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
Higiene íntima masculina: ¿cómo cuidarla para evitar infecciones?

La higiene íntima masculina es fundamental para evitar la presencia de hongos y bacterias que afecten el bienestar de la persona.



  • Peña A, et al. Patología dermatológica genital. DermatologíaCMQ2013;11(4):288-300.