Descubre la relación entre el budismo y el mindfulness

El mindfulness es una práctica reciente que sigue ganando adeptos. Fundamenta sus enseñanzas en el budismo. Veamos qué aspectos tienen en común.
Descubre la relación entre el budismo y el mindfulness
Maria Alejandra Morgado Cusati

Escrito y verificado por la filósofa Maria Alejandra Morgado Cusati.

Última actualización: 29 abril, 2022

A pesar de que el mindfulness se considera una práctica relativamente reciente, sus fundamentos provienen del budismo, una doctrina filosófica que data de 2500 años a. C. y que comprende una variedad de creencias y tradiciones. En este caso, se dice que el mindfulness guarda una estrecha relación con la meditación zen y vipassana, representantes de la corriente budista del aquí y ahora.

Dicho esto, veamos cómo la filosofía budista se encuentra presente en las enseñanzas y principios del mindfulness. ¡No te lo pierdas!

La llegada del mindfulness a Occidente

En 1979, el biólogo molecular Jon Kabat-Zinn, practicante de yoga y meditación zen de larga data, se propuso investigar en un contexto clínico los posibles beneficios de las disciplinas que estudiaba para el conocimiento de la mente y el alivio del estrés.

Para ello, desarrolló un programa de 8 semanas basado en prácticas contemplativas y alejado de creencias religiosas y culturales. A este lo llamó Mindfulness-Based Stress Reduction o “práctica de reducción del estrés basada en la atención plena”.

El curso se llevó a cabo en el sótano de la Universidad de Massachusetts, donde Kabat-Zin recibía a pacientes que no habían encontrado alivio en los tratamientos convencionales. Los resultados demostraron que el programa logró aliviar una variedad de síntomas asociados a la ansiedad, a trastornos de la alimentación, a las adicciones, a la depresión crónica y hasta la psoriasis, entre otras afecciones.

De esta forma, el programa fundado por Kabat-Zinn dio origen a la Clínica de Reducción de Estrés dentro del Centro Médico de la Universidad de Massachusetts. Así se popularizó el mindfulness como práctica terapéutica.

Hoy en día, el mindfulness es entendido como una práctica formal de meditación y, a su vez, como la percepción plenamente consciente del mundo, de la vida y de uno mismo. Dados los beneficios comprobados que tiene sobre la salud, se ha planteado como elemento principal en múltiples psicoterapias de la tercera generación.

Mindfulness en el aire libre.
La atención plena se propone como una variante terapéutica para ciertos trastornos que tienen síntomas ansiosos o derivados del estrés.


Relación entre budismo y mindfulness

Kabat-Zinn y otros expertos confirmaron que el mindfulness es el centro de la meditación budista, debido a su relación con la meditación vipassana y zen, corrientes que se enfocan en el aquí y el ahora.

Este enfoque se trata de una técnica de meditación y un estado de consciencia que conduce hacia la atención plena sobre nosotros mismos y lo que nos rodea. Ahora bien, para comprender mejor cuál es la relación entre budismo y mindfulness, veamos los puntos en común.

Mindfulness y meditación vipassana

A pesar de que existen otras tradiciones budistas, como vajrayana y mahayana, el mindfulness se considera una versión del budismo theravada, divulgado por el Buda Siddharta Gautama en Asia sudoriental y meridional.

Entre las técnicas de meditación del budismo theravada destaca la vipassana, que significa “observar las cosas tal y como son, no como nos parecen ser a nosotros mismos”.

En este caso, la meditación vipassana se describe de la siguiente manera:

  • Primero la persona se compromete a no robar, no matar, tener una conducta sexual adecuada, no mentir, no ingerir sustancias tóxicas, no entorpecer la paz de los demás. Así, se busca alcanzar la serenidad suficiente para continuar.
  • En segundo lugar, se aprende a controlar la mente, consiguiendo que esta se concentre en una misma cosa, como por ejemplo, la respiración.
  • En tercer lugar, se construye la visión íntegra de la propia naturaleza. Esta sería la culminación de la enseñanza budista, que implica la autopurificación a través de la observación.
Budismo encarna el mindfulness.
El budismo no es una corriente unificada, por lo que las diferentes acepciones se acercan o se alejan de algunos principios de la atención plena.

Mindfulness y meditación zen

Por su parte, la relación entre budismo y mindfulness se hace evidente en el uso de técnicas propias de la meditación zen, como lo es el enfoque en la respiración y las posiciones del cuerpo (caminar, estar tumbado o sentado).

Además, tomando como referencia la meditación zen, Kabat-Zinn señala que los elementos esenciales del mindfulness son los siguientes:

  • Tener siempre paciencia, lo que implica ser capaz de respetar el curso natural de los hechos y estar abierto a cada momento, pues las cosas se descubren cuando es el tiempo adecuado.
  • Desprenderse de la costumbre de analizar y juzgar nuestras experiencias como buenas o malas.
  • Mantenernos libres de las expectativas provocadas por experiencias pasadas. Esto significa conservar la mente de un principiante, ante todo.
  • Tener confianza en uno mismo y aprender a escuchar nuestro propio ser.
  • Desatender el esfuerzo por conseguir resultados, pues la práctica del mindfulness dará resultados por sí misma.
  • Aceptarnos y ver las cosas como son en el presente. Esto no significa tomar una actitud indiferente y pasiva ante lo que vemos, sino la voluntad de ver las cosas tal y como son, sin distorsiones.


Para tener en cuenta

La relación entre budismo y mindfulness se hace evidente en las prácticas que fomentan la atención plena en el aquí y el ahora. Por lo tanto, ambos ayudan a obtener un mayor sentido de conexión y consciencia con nosotros mismos y el mundo que nos rodea.

Te podría interesar...
¿Cuál es la diferencia entre mindfulness y meditación?
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
¿Cuál es la diferencia entre mindfulness y meditación?

La diferencia entre mindfulness y meditación genera confusión. Son dos estilos de vida enfocados en la atención y el autoconocimiento.