Sensación amarga en la boca: ¿qué lo está causando?

La sensación de tener un sabor amargo en la boca se llama "disgeusia" y puede ser algo más que una simple molestia pasajera. Sigue leyendo y entérate de qué se trata.
Sensación amarga en la boca: ¿qué lo está causando?
Leonardo Biolatto

Revisado y aprobado por el médico Leonardo Biolatto el 23 diciembre, 2020.

Escrito por Rafael Victorino Muñoz, 11 diciembre, 2020

Última actualización: 23 diciembre, 2020

La sensación amarga en la boca de manera persistente tiene un nombre: disgeusia. Afecta la percepción de lo que comemos y bebemos, impidiéndonos disfrutar de una buena comida o una buena bebida.

Esta sensación puede ser una reacción normal cuando consumimos algún medicamento o alimento que nos deje este sabor en la boca. Pero el hecho de que se haga crónico o se perciba incluso cuando comemos dulces es signo de que algo no está bien.

En el presente artículo conoceremos qué es la disgeusia, cuáles son las posibles causas de la sensación amarga en la boca y qué podemos hacer para superarla.

¿Qué es la disgeusia y cómo se diagnostica?

El sentido del gusto es algo complejo. En parte, los sabores resultan de la interacción de lo que perciben tanto el olfato como las papilas gustativas. Del mismo modo, el gusto está condicionado por factores culturales así como personales.

Ahora bien, sea cual fuese nuestra predilección, podemos notar cuando hay una alteración. Una distorsión con persistencia de sensación amarga en la boca, incluso cuando no estamos comiendo, es lo que se conoce como disgeusia.

El diagnóstico de la disgeusia puede ser complicado. Se hace por exclusión o descarte de otros orígenes, verificando si hay infecciones, problemas o deficiencias nutricionales, trastornos por reflujo, entre otros.

Síntomas de la disgeusia

Aparte de la sensación amarga en la boca, en la disgeusia se pueden presentar otros síntomas como los siguientes:

  • Sensación de ardor en el pecho tiempo después de una comida. No se debe confundir esto con una angina de pecho.
  • Problemas o dificultades para deglutir algunos bocados.
  • Sensación de boca seca (xerostomía) o pastosa, causada por disminución en la producción de saliva. Es de destacar que este síntoma puede ser tanto origen como efecto de la disgeusia.
  • Sangrado e inflamación de encías, asociado con enfermedad periodontal.
  • Mal aliento: halitosis.
  • Pérdida de apetito e incluso del sentido del olfato.

Sentir una sensación amarga en la boca de manera persistente no debe ser considerado un signo de alarma siempre. Sin embargo, se debe buscar atención médica si se presentan otros síntomas asociados, como dificultad para respirar o tragar, inflamación de la boca, labios o lengua.

Papilas gustativas en primer plano.
Las papilas gustativas se combinan con el olfato para dejarnos percibir los alimentos.

Posibles causas de la sensación amarga en la boca

Las causas de la disgeusia responden a una diversidad de factores relacionados con enfermedades, fármacos, alimentos, hábitos y estilo de vida. Sin embargo, las razones por las que persiste la sensación amarga en la boca no necesariamente son graves.

Enfermedades

Ciertas enfermedades, como las infecciones sinusales o los resfriados, pueden ir acompañadas de disgeusia, ya que el cuerpo produce sustancias para combatir los elementos nocivos o para desinflamar. Dichas sustancias afectan las papilas gustativas.

Los trastornos y afecciones asociadas con disgeusia incluyen las siguientes:

  • Enfermedad por reflujo gastroesofágico: en esta patología el esfínter superior del estómago se encuentra afectado, permitiendo que el ácido alcance el esófago. Además de irritar, provoca sensación de ardor en la garganta, pecho y abdomen, así como sabor amargo en la boca, acidez y mal aliento.
  • Candidiasis oral: esta es una infección producida por el hongo Candida albicans. Es frecuente en las personas con inmunodeficiencia así como en los bebés. Causa lesiones blanquecinas en la lengua, parte interior de mejillas y garganta.
  • Lesiones nerviosas, trastornos neurológicos, cirugías cerebrales: al igual que en los otros sentidos, en el gusto hay conexiones nerviosas que van de las papilas al cerebro. Diversas lesiones y trastornos pueden alterar la percepción de los sabores. Esto se observa en pacientes con esclerosis múltiple, tumores cerebrales y parálisis de Bell.
  • Otros trastornos: gingivitis, glositis, pólipos nasales, infección de las glándulas salivales y síndrome de Sjögren.

Medicamentos

En investigaciones realizadas sobre el tema se ha encontrado que existe una amplia variedad de medicamentos que producen disgeusia. Esto se debe tanto al sabor amargo o metálico de los mismos como al hecho de que los compuestos, en contacto con la saliva, generan esa sensación.

Entre los medicamentos que pueden producir sensación amarga en la boca se encuentran los siguientes:

  • Antibióticos: tetraciclina, ampicilina y metronidazol.
  • Medicamentos para insuficiencia cardíaca y presión arterial alta: antiarrítmicos, estatinas y diuréticos.
  • Fármacos a base de litio: para el tratamiento del trastorno bipolar, así como otros psicotrópicos (antipsicóticos y ansiolíticos).
  • Quimioterapia: incluso la radiación puede afectar las papilas gustativas.
  • Medicamentos para trastornos neurológicos: como los usados en la enfermedad de Parkinson, el alzhéimer o migrañas.
  • Broncodilatadores: usados para el tratamiento del asma y la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC).

Otras causas

La deficiencia de zinc es también una de las causas, entre las más comunes, de alteraciones del gusto. Dicha carencia puede ser por falta de este mineral en la dieta o por mala absorción, debido a enfermedades como la celiaquía, la enfermedad de Crohn, la diabetes o las pancreatitis.

Tanto en el embarazo como en la menopausia, por cambios hormonales, la mujer puede experimentar la sensación de sabor amargo en la boca. El estrógeno puede alterar el funcionamiento de las papilas gustativas.

Los problemas dentales por mala higiene bucal, las caries, las gingivitis y las cirugías dentales producen disgeusia. Además, existen otros factores causantes, como los altos niveles de estrés y la contaminación por plomo.

Tratamientos y remedios caseros para mitigar la sensación amarga en la boca

La disgeusia puede resolverse sola sin requerir intervención médica. En otros casos, el tratamiento depende de identificar y resolver la causa.

Si se trata de un medicamento, la alternativa es suspender o sustituir por otro. También puede ayudar el cambiar la hora de consumo. De igual modo, si la disgeusia está relacionada con un problema odontológico o con higiene dental, hay que tomar las medidas del caso, acudiendo al profesional correspondiente.

Hombre con reflujo gastroesofágico.
El reflujo ácido desde el estómago es una de las causas de la disgeusia, lo que debe tratarse abordando el problema de fondo.

Remedios caseros

Hay varias cosas que puedes hacer en casa para aliviar la sensación de sabor amargo en la boca. Una de ellas es mantener una hidratación adecuada, así como masticar chicles (de preferencia sin azúcar). Esto ayuda a aumentar la producción de saliva.

En segundo lugar, debes tener buenos hábitos de higiene dental. Desde el cepillado suave durante dos minutos, dos a tres veces al día, pasando por el uso del hilo dental hasta el enjuague antibacteriano si un odontólogo lo recomienda. También el agua con sal o bicarbonato ayudan.

Por otra parte, debes evitar el exceso el alcohol, cafeína y ciertos alimentos picantes o con mucha grasa. Por sobre todo, dejar de fumar es vital.

La sensación amarga en la boca es casi siempre tratable

Un sabor amargo en la boca suele ser un problema común cuyas causas se pueden tratar. En la mayoría de los casos las papilas gustativas vuelven a la normalidad sin efectos permanentes.

El mal sabor de boca no debería ser motivo de preocupación. Sin embargo, es un signo de que algo anda mal, por lo que se debe acudir al médico. Por otra parte, puede verse afectada la calidad de vida, impidiéndonos disfrutar de la comida.

Te podría interesar...
¿Por qué tenemos sabor metálico en la boca?
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
¿Por qué tenemos sabor metálico en la boca?

La disgeusia es una modificación del sentido del gusto que genera sabor metálico en la boca. Puede presentarse de forma crónica o esporádica.



  • Clarrett D, Hachem C.  Gastroesophageal Reflux Disease (GERD). Mo Med. 2018; 115(3): 214-218.
  • Douglass R, Heckman G. Drug-related taste disturbance: A contributing factor in geriatric syndromes. Can Fam Physician. 2010; 56(11): 1142-47.
  • Howard, M. El cinc y los trastornos del gusto. Odovtos. 2007; 9: 7-13.
  • Hummel T, Landis B, Hüttenbrink, K. Smell and taste disorders. GMS Current Topics in Otorhinolaryngology, Head and Neck Surgery. 2012; 10: 1–15.
  • Martinucci I, De Bortoli N, Giacchino M, et al. Esophageal motility abnormalities in gastroesophageal reflux disease. World J Gastrointest Pharmacol Ther. 2014; 5(2): 86-96.
  • Molina-Villaverde R. Alteraciones del sentido del gusto y del olfato con el tratamiento quimioterápico. Psiconcología. 2013; 10(19: 155-61.
  • Pérez M, Cosetti L, Crestanello J. Candidiasis Bucal. Actas Odontológicas. 2004; 1(1): 53-62.
  • Pisano M, Hilas O. Zinc and Taste Disturbances in Older Adults: A Review of the Literature. Consult Pharm. 2016; 31(5): 267-70.
  • Rehwaldt M, Wickham R, Purl S, et al. Self-care strategies to cope with taste changes after chemotherapy. Oncol Nurs Forum. 2009; 36(2): 47-56.
  • Roohani N, Hurrell R, Kelishadi R, Schulin R. Zinc and its importance for human health: An integrative review. J Res Med Sci. 2013; 18(2): 144-57.
  • Sapir E, Samuels  S, Feng F, Vineberg K, Eisbruch A. Predictors of dysgeusia in patients treated with chemoradiation for head and neck cancer. International Journal of Radiation Oncology, Biology, Physics. 2016; 94(4): doi.org/10.1016/j.ijrobp.2015.12.318.
  • Syed Q, Hendler K, Koncilja K. The Impact of Aging and Medical Status on Dysgeusia. Amer J Med. 2016;129(7): e1-e753. doi:10.1016/j.amjmed.2016.02.003.
  • Tondo, L. El tratamiento a largo plazo del trastorno bipolar. Psicodebate. 2014; 14(2): 83-100.
  • Villa A, Connell C, Abati S. Diagnosis and management of xerostomia and hyposalivation. Ther Clin Risk Manag. 2015; 11: 45-51.