7 ejercicios más efectivos para reducir la papada

Con sólo dedicar unos minutos al día a estos ejercicios, se podrá lograr fortalecer un poco los músculos de la mandíbula y el cuello, y así reducir la apariencia de la papada.
7 ejercicios más efectivos para reducir la papada
Karla Henríquez

Revisado y aprobado por la médica Karla Henríquez el 30 Junio, 2020.

Escrito por Lorena González, 09 Abril, 2018

Última actualización: 30 Junio, 2020

La papada es una parte del cuerpo que puede llegar a ser poco estética de acuerdo al aspecto que tenga. Ésta se puede ver algo desproporcionada cuando alguien se mira al espejo o al tomar una foto. La acumulación de grasa en esta zona del cuerpo puede implicar que alguien sea propenso a sufrir una enfermedad cardiometabólica.

Esto no es algo que solo le ocurre a personas que estén un poco pasadas de peso. También, se puede desarrollar papada si los músculos de la zona de la mandíbula se encuentran flácidos. Así, se pierde la forma que define al rostro.

Esto suele pasar después de cierta edad, pero siempre se puede ser precavido en cuanto a ello. Por eso, a continuación se sugieren algunos de los ejercicios más efectivos para reducir la papada.

Para comenzar, es conveniente que primero se haga énfasis en que muchas personas recurren con más facilidad a las cirugías estéticas para reducir la papada, ya que para ellas es un método más vertiginoso.

Sin embargo, esto es un poco perjudicial. Los ejercicios físicos siempre van a ser más recomendables y saludables que las operaciones estéticas, ya que no es algo que se trata de vida o muerte, sino más bien de gustos y placeres.

Tal y como fue expresado en un estudio en el año 2011, el mundo actual es testigo del crecimiento veloz de la cirugía estética en muchos lugares del cuerpo, por ende, los riesgos suelen ser más altos, debido a que se pueden obtener resultados negativos y desfavorables para la salud.

De esta manera, se procede a mencionar los ejercicios más efectivos para ayudar a reducir y fortalecer el área de la papada:

1. Lengua en forma circular

Qué es la lengua geográfica

  • Primero, colocarse sentada en un lugar cómodo con la espalda recta y la boca cerrada.
  • Acto seguido, con la lengua se van a dibujar círculos sobre el paladar.
  • Tratar de realizar 10 repeticiones y hacerlo por lo menos unas 3 veces al día.
  • Además, se pueden intentar realizar los círculos hacia un lado primero y luego hacia el otro.

2. Lengua en forma de prensa

  • Para empezar, hay que colocarse sentada con la espalda recta y con los hombros colgados en un sitio cómodo.
  • Segundo, colocar la cabeza con la mirada hacia arriba y el cuello estirado.
  • A continuación, presionar la lengua hacia el paladar. Primero hacia el superior y luego el posterior.
  • Mientras se realiza este movimiento con la lengua, se debe flexionar la cabeza, de manera que la barbilla toque el pecho.
  • Esto se debe ejecutar sin dejar de hacer presión con la lengua hacia el paladar superior. Luego, relajarla y regresar a la posición de inicio.
  • Realizar, al menos, 20 repeticiones al día de este ejercicio.

3. Puchero inclinado

  • Primero, este ejercicio se puede hacer parada o sentada. Como se prefiera.
  • Luego, sacar el labio de abajo lo más retirado de la boca que se pueda, como hacen los bebes cuando van a llorar.
  • Seguido de esto, mientras se realiza el puchero se contrae el cuello y se flexiona la cabeza, de manera que la barbilla toque el pecho.
  • A la vez que se ejecuta este procedimiento, mantener siempre la espalda recta con los hombros derechos.
  • Cuando la barbilla toque el pecho, regresar a la posición de inicio.
  • Descansar y repetir el procedimiento al menos 15 veces en el día.

4. Boca en forma de O

Ejercicios para el contorno de la boca.

  • Para empezar, mantener la espalda siempre recta con los hombros colgados.
  • A continuación, se debe extender el cuello con la cabeza hacia atrás, y luego, arrugar los labios hasta formar un círculo que parezca una “O”.
  • Hacer el ejercicio sin dejar de extender el cuello y mantenerse así durante 20 o 25 segundos.
  • Después, regresar a la posición de inicio y repetir por lo menos 10 veces en el día.

5. Rotar el cuello

  • Para comenzar, este ejercicio se puede hacer en la posición que más guste, bien sea sentada o parada. Lo importante es que se enderece la espalda al máximo.
  • Luego, mover la barbilla para tocar un hombro y después el otro. La barbilla debe formar un semicírculo y tocar el pecho hasta llegar al hombro.
  • Repetir 10 veces este ejercicio.

6. Besar el techo

  • Para este ejercicio, hay que estar parada con los brazos que cuelguen por completo.
  • A continuación, extender el cuello, de manera que la cabeza esté hacia atrás y se pueda ver el techo.
  • Una vez en esta posición, estirar los labios lo más fuerte que se pueda hasta sentir tensión en los músculos del cuello y la barbilla.
  • Mantener esta posición por un mínimo de 5 segundos y luego volver a la posición de inicio.
  • Repetir este procedimiento 15 veces todos los días.

7. Pronuncia las vocales

el juego de las cuerdas vocales.

  • Primero, pararse con la espalda derecha.
  • Ahora, pronunciar cada una de las vocales lento y con la boca abierta.
  • Por último, repetirlo la mayor cantidad de veces que sea posible.

Para concluir, si se realizan estos ejercicios de manera constante podrán verse resultados más positivos. Es importante persistir en cualquier tipo de práctica física para obtener frutos mucho más rápido.

Además de ello, es importante mantener una alimentación balanceada y una hidratación bastante alta, así como se expresó en una investigación publicada por la Federación Española de Sociedades de Nutrición, Alimentación y Dietética (FESNAD).

¡Vamos, inténtalo!

Te podría interesar...
Los 9 mejores remedios naturales para cuidar la voz y la garganta
Mejor con SaludLeerlo en Mejor con Salud
Los 9 mejores remedios naturales para cuidar la voz y la garganta

Descubre en este artículo cuáles son las mejores soluciones naturales para proteger y cuidar la voz y la garganta de manera sencilla y efectiva.