Las 5 mejores infusiones para bajar el ácido úrico

Gracias a sus propiedades diuréticas y depurativas, estas infusiones para bajar ácido úrico favorecen la expulsión de los excesos de toxinas y desechos.
Las 5 mejores infusiones para bajar el ácido úrico

Última actualización: 25 enero, 2022

Existen diversas opciones a las que podemos acudir para evitar o controlar la hiperuricemia: disminuir el consumo de carnes rojas y otros alimentos, hidratarse adecuadamente. Además, hay infusiones para bajar el ácido úrico, que son completamente naturales.

Como se sabe, la acumulación de ácido úrico en el organismo es lo que se conoce como hiperuricemia, según un estudio realizado por el Hospital Universitario de Burgos (España). El diagnóstico se confirma cuando, al medir los niveles de esta sustancia, supera los 7 mg/dl.

El ácido úrico se origina por la descomposición de las purinas de algunos alimentos, que son enviadas a la sangre y eliminadas gracias a la función excretora de los riñones.

Debido a interferencias en su eliminación, bien sea porque el cuerpo reduce su capacidad para removerlo, o porque su cantidad es excesiva, pueden producirse reacciones inflamatorias.

Como consecuencia, aumentan las dolencias en las articulaciones y, además, se eleva el riesgo de padecer gota y cálculos en los riñones. Por fortuna, hay varios remedios de origen natural, como las infusiones para bajar el ácido úrico, cuyas propiedades ayudan a mantener los niveles estables, evitando complicaciones.

Cómo bajar el ácido úrico

Si bien no se puede eliminar por completo el ácido úrico del organismo, hay diversas maneras de reducir los niveles o mantenerlos controlados. Entre las medidas se tiene:

  • Limitar las purinas: estas, una vez ingeridas se convierten en ácido úrico. Por ello, se deben evitar ciertos alimentos, como: carnes (cerdo, vacuno y cordero), vísceras (por ejemplo, hígado), algunos pescados y productos del mar (sardinas, arenques, anchoas, mariscos), vegetales como coliflor, espárragos y los concentrados para la cocina (cubitos, sopas de sobre).
  • Consumir carnes magras: se deben evitar las grasas; es bueno consumir pescados blancos, así como otras fuentes de proteínas, incluyendo lácteos, huevos y legumbres.
  • Evitar bebidas alcohólicas: dado que el alcohol aumenta el lactato sanguíneo y esto afecta la eliminación del ácido úrico. Tampoco es bueno consumir sodas o refrescos en exceso.
  • Beber 2 litros de agua al día, por lo menos. Así se puede eliminar más ácido úrico en los riñones.
  • Mantenerse en un peso saludable.

Infusiones para bajar el ácido úrico

A continuación te compartimos 5 infusiones para bajar el ácido úrico. No dudes en probarlas. ¡Apunta!

1. Infusión de alcachofa

agua de alcachofas

La alcachofa contiene ácidos linoléico, oléico y caféico que, al asimilarse en el organismo, ayudan a descomponer y eliminar las purinas de la sangre, tal y como afirma este estudio realizado por la Universidad Umm Al-Qura (Arabia Saudí).

Sus propiedades diuréticas favorecen la producción de orina, un factor clave en el control del ácido úrico alto.

Ingredientes

  • 1 alcachofa
  • 2 tazas de agua (500 ml)

Preparación

  • Lava la alcachofa y córtale el tallo con un cuchillo.
  • Retira las hojas del exterior y reserva las más blandas.
  • Vierte el agua en una olla y ponla a hervir.
  • Cuando llegue a ebullición, agrégale las hojas de alcachofa, baja el fuego, y déjalas hervir durante 5 minutos.
  • Pasado este tiempo, retira la bebida del fuego, déjala reposar y cuélala.

Modo de consumo

  • Ingiere una taza de infusión de alcachofa en ayunas y repite su consumo a media tarde.
  • Tómala durante 2 semanas seguidas.

2. Infusión de cardo mariano

La bebida de cardo mariano es uno de los remedios naturales para mejorar las funciones de los órganos excretores de nuestro cuerpo.

Sus antioxidantes benefician el funcionamiento del hígadopromueven la limpieza de la sangre para evitar la hiperuricemia, tal y como sugiere este estudio realizado por la Universidad de Concepción (Chile).

Ingredientes

  • 2 cucharadas de frutos de cardo mariano (30 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Machaca los frutos de cardo mariano con un mortero.
  • Pon a hervir el agua y, antes de que llegue a ebullición, agrégale el cardo mariano.
  • Baja el fuego y deja la bebida durante 5 minutos.
  • Retírala, espera que repose 10 minutos y cuélala.

Modo de consumo

  • Consume la bebida de cardo mariano a media mañana y, si gustas, repite la toma a media tarde.
  • Tómala, por lo menos, 3 semanas seguidas.

3. Infusión de diente de león

infusion-diente-de-leon

Las propiedades depurativas y diuréticas del diente de león son excelentes, por lo que se puede aprovechar en una infusión para bajar el ácido úrico o para mantener los niveles altos de esta sustancia.

Sus compuestos mejoran el funcionamiento de los riñones y el hígado y evitan la retención de líquidos, tal y como afirma un estudio realizado por  el Institute Tai Sophia (Estados Unidos).

Ingredientes

  • 1 cucharadita de hojas secas de diente de león (5 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Pon el diente de león en una taza de agua hirviendo.
  • Tapa la bebida, deja que repose 10 minutos y cuélala.

Modo de consumo

  • Ingiere 2 tazas de infusión de diente de león al día, durante 2 semanas.

4. Infusión de ortiga verde

La ortiga verde es una planta purificadora de la sangre que, al ingerirse en infusión, podría disminuir la inflamación causada por la retención de ácido úrico, aunque no existen evidencias científicas suficientes.

Lo que si es cierto es que, según un estudio realizado por la Universidad Isfahan (Irán), sus propiedades antiinflamatorias son muy recomendadas para tratar múltiples problemas internos y externos.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de ortiga verde (5 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Incorpora la ortiga verde en una taza de agua hirviendo y tápala.
  • Deja refrescar la bebida durante 10 o 15 minutos y cuélala.

Modo de consumo

  • Toma una taza de infusión en ayunas todos los días, mínimo durante 2 semanas.

5. Infusión de cola de caballo

cola-de-caballo

Las propiedades diuréticas de la infusión de cola de caballo ayudan a incrementar la producción de orina y, con esto, favorecen la expulsión del ácido úrico y demás desechos. Así lo afirma una investigación de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (Perú).

Ingredientes

  • 1 cucharada de cola de caballo (15 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Agrega la cucharada de cola de caballo en una taza de agua hirviendo.
  • Tapa la bebida y espera que repose 10 minutos.
  • Cuando esté apta para el consumo, fíltrala con un colador.

Modo de consumo

  • Ingiere una taza de infusión en ayunas y repite la toma a media tarde.
  • Toma 2 tazas diarias, durante 3 semanas.

Síntomas y tratamiento del ácido úrico alto

¿Presentas algún signo que te alerte de niveles altos de ácido úrico? Entre los síntomas se tienen: dolor e inflamación en articulaciones, particularmente en manos, rodillas, tobillos o talón; enrojecimiento, dificultad de movimiento e incluso deformación de la articulación.

Si tienes alguna complicación relacionada, consulta con el médico, quien recomendará el tratamiento del caso. Esto incluye medicamentos para el ácido úrico, así como de antiinflamatorios, analgésicos, y cambios en el estilo de vida, en cuanto a alimentación, actividad física y consumo de líquidos.

También puedes preparar alguna de las infusiones para bajar úrico que hemos visto, para comenzar a controlarlo de forma natural. Pero recuerda, que este es un tratamiento complementario, que no puede sustituir lo que recomiende el médico.

Te podría interesar...
8 alimentos que debes evitar si tus niveles de ácido úrico son altos
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
8 alimentos que debes evitar si tus niveles de ácido úrico son altos

Por su contenido de purinas y grasas, algunos alimentos se deben excluir de la dieta cuando los niveles de ácido úrico son altos. ¡Descúbrelos!



  • Caride García R. Hiperuricemia. Arch. med. interna (Montevideo). 2001; 23(1): 23-33. Minguela Pesquera J, Rubio A, Gallardo Ruiz I, et al. La hiperuricemia como factor de riesgo cardiovascular y renal. Diálisis y Trasplante. 2011; 32(2): 57-61. Li-Yu J, Clayburne G, Sieck M, Beutler A et al. Treatment of chronic gout. Can we determine when urate stores are depleted enough to prevent attacks of gout? J Rheumatol 2001; 28: 577-580. Pascual Gómez E, Sivera Mascaró F. Hiperuricemia y gota. Información Terapéutica del Sistema Nacional de Salud. 2009; 33(4): 110-115. Yu T, Gutman A. Mobilization of gouty tophi by protracted use of uricosuric agents. Am J Med 1951;11:765-769.