No tengo amigos: 7 posibles razones y consejos

No tener amigos es una preocupación que afecta a mucha gente. A continuación mostramos las causas posibles y algunas recomendaciones para superar esta situación.
No tengo amigos: 7 posibles razones y consejos
Maria Alejandra Morgado Cusati

Escrito y verificado por la filósofa Maria Alejandra Morgado Cusati el 05 marzo, 2021.

Última actualización: 05 marzo, 2021

Muchas personas, en algún momento de su vida, se enfrentan al siguiente cuestionamiento: “¿por qué no tengo amigos?”. Esta situación causa preocupación porque el ser humano es sociable y requiere de los vínculos para garantizar su supervivencia y bienestar.

La respuesta a esta pregunta es más compleja de lo que parece, ya que existen una cantidad de razones que llevan a las personas a tener problemas para relacionarse. No obstante, en el presente artículo mostraremos las más comunes y algunos consejos para afrontarlas.

Posibles razones por las que puedes no tener amigos

Para poder establecer amistades sólidas y duraderas es importante identificar cuáles son las causas específicas que lo están impidiendo. Estas pueden resumirse en internas (concernientes a la personalidad o forma de ser) y externas (vinculadas a las circunstancias o al contexto).

Si eres una de esas personas que se hace la pregunta: “¿por qué no tengo amigos?”, a continuación te mostraremos causas que te ayudarán a responderla.

1. Poca autoestima

La baja autoestima impide que nos percibamos como personas valiosas. En estos casos es común la constante comparación con los demás y la sensación de que no estamos a la altura.

Este sentimiento de inferioridad impide que nos atrevamos a intimar con otros, propiciando el aislamiento y la soledad.

Aislamiento de las amistades por baja autoestima.
La baja percepción sobre nosotros mismos nos impide socializar, ya que nos llenamos de inseguridades.

2. Timidez

Las personas tímidas se sienten ansiosas e incómodas ante situaciones sociales. Por lo que evitan estar e interactuar con otros.

Si bien buscan reducir la incomodidad que produce la interacción con los demás, luego experimentan malestar en su aislamiento voluntario.

3. Actitudes inadecuadas

Existen una serie de actitudes que alejan a los demás e impiden que establezcamos vínculos duraderos. Entre ellas están las siguientes:

  • Intolerancia.
  • Jugar rol de víctima.
  • Soberbia o sentimiento de superioridad.
  • Egoísmo.
  • Poca tolerancia a la frustración.
  • Reacciones violentas.

4. Descuido o falta de tiempo

Es común que el ritmo de vida ajetreado nos aparte de los amigos o de la oportunidad de entablar nuevas relaciones; muchas veces sin darnos cuenta.

Por su parte, solemos dejar de lado las amistades cuando estamos con una pareja. Esto es un error que debe evitarse. Hay que cultivar los vínculos para que no se pierdan con el tiempo.

5. Preferencia

Existen personas que disfrutan estando solos. Prefieren hacer planes y actividades sin la compañía de otras personas y esto no está mal; es una forma de ser. No obstante, hay que recordar que la interacción y el vínculo son saludables.

6. Problemas psicológicos

Hay una gran cantidad de afecciones psicológicas que dificultan el establecimiento de relaciones cercanas, como la fobia social, la depresión, la mitomanía y los trastornos de la personalidad. Si tienes un historial con alguna de ellas es importante tenerlas en cuenta y acudir a un profesional.

7. Dificultades situacionales

Son varios los contextos que dificultan el establecimiento de vínculos sociales, como vivir en una zona apartada, trabajar en casa, hacer mudanzas frecuentes. Si este es tu caso, lo ideal es que identifiques qué puedes hacer para mejorar la situación.

Consejos útiles para aprender a hacer amigos

Si ya no quieres volver a decir “no tengo amigos”, toma nota de los siguientes consejos. Estos te ayudarán a establecer relaciones largas y de calidad.

1. Atrévete a conocer otras personas

Si crees que las personas que conoces no son los mejores candidatos para estrechar lazos, es vital que conozcas gente nueva. Hay muchos allá afuera deseando encontrarse a alguien como tú.

Para ello puedes inscribirte en actividades de ocio, como clases de pintura, de baile o de cocina. También asistir al gimnasio. Frecuenta nuevos espacios que te den la oportunidad de interactuar.

2. Identifica aquellas cosas que tienes en común con los demás

Una forma eficaz para conectar con las personas es estar atento a los gustos o aficiones que tenemos en común y usarlos para entablar conversaciones. Apúntate a actividades que te agraden y allí encontrarás personas afines. Esto te facilitará congeniar con ellas.

3. Práctica la empatía

En las conversaciones con los demás procura estar atento a sus emociones. Recuerda que una amistad no solo trata de ti. Es importante escuchar y respetar los sentimientos del otro.

4. Dedica tiempo a tus relaciones

Las amistades deben cultivarse para que sean sólidas y duraderas. Toda relación requiere de atención y cuidado.

Por lo tanto, por más ocupado que estés saca un espacio para un mensaje de texto o una llamada. No tiene por qué tomarte mucho tiempo. Los pequeños gestos mantienen y fortalecen las amistades.

5. Sal de la rutina

Si deseas tener amigos te recomendamos salir de tu zona de confort. Para ello, atrévete a hacer actividades acompañado.

Invita a tus compañeros del trabajo a ver una película o ir a tomar un café. Encontrarse en otro ambiente refuerza los vínculos.

Encontrarse con amigos.
Al encontrarnos con las personas en contextos diferentes nos damos la oportunidad de fortalecer los vínculos.

6. Modifica tu actitud

Como ya hemos visto, la forma como nos comportamos con los demás suele ser la causa de la falta de amigos. Por lo tanto, identifica qué actitudes pueden estar causando rechazo en los otros.

Para ello puedes consultarle a un tercero que te conozca y que sea objetivo. Hablar de tu problemática es una buena manera de conocer otros puntos de vista.

Debes saber que es probable que no te guste saber lo que el otro opine, pero es necesario para poder remendar tu comportamiento. Un pequeño cambio en tu actitud puede modificar muchas cosas.

7. Intima con los demás

Otra forma de tener amigos verdaderos es aprovechar aquellos vínculos que ya tenemos para hacerlos más íntimos y personales. Si conoces a una persona con la que tienes afinidad, invítala a hacer una actividad en la que estén los dos solos. Esto ayudará a que se conozcan más a fondo.

Si no tengo amigos ahora, puedo empezar a tenerlos

En algunos casos es necesario contar con asistencia profesional. Existen afecciones psicológicas que dificultan significativamente la interacción con los demás.

Si sientes que ya los has intentado todo y sigues afirmando “no tengo amigos”, entonces es importante que consideres el apoyo psicoterapéutico. Las cosas pueden resolverse con empeño y hacer el reconocimiento de las limitaciones es clave para avanzar.

Te podría interesar...
¿Por qué hay personas con pocos amigos?
Mejor con Salud
Leerlo en Mejor con Salud
¿Por qué hay personas con pocos amigos?

Las personas con pocos amigos carecen de habilidades sociales que les permitan establecer relaciones efectivas. Descubre cuáles son.